Mundo

La empresa china Ant Group sale a la bolsa y se transforma en la mayor OPI de la historia

La filial de pagos del gigante chino de e-commerce, Alibaba, proyecta recaudar US$ 34.000 millones

AliPay
AliPay. Superará los US$ 29.400 millones que recaudó  la compañía petrolera estatal de Arabia Saudita, Saudi Aramco. (Foto: Reuters)

Ant Group, la empresa centrada en pagos y finanzas hermana del titán chino del comercio electrónico Alibaba, recaudará alrededor de US$ 34.000 millones cuando sus acciones comiencen a cotizar en Hong Kong y Shanghái en las próximas semanas, lo que haría que su oferta pública inicial (OPI) sea la más grande registrada.

El dinero que recauda Ant superaría los US$ 29.400 millones que la compañía petrolera estatal de Arabia Saudita, Saudi Aramco, recolectó cuando salió a bolsa el año pasado. La cotización de Ant también sería mayor que la de Alibaba, que reunió US$ 25.000 millones cuando sus acciones empezaron a cotizar en la Bolsa de Nueva York en 2014.

«Es la primera vez que el precio de la colocación de una oferta tan grande, la más grande de la historia de la humanidad, se ha fijado fuera de Nueva York», dijo Jack Ma, el fundador de Alibaba, el sábado pasado, según consignó Reuters.

alibaba sin play
La cotización de Ant también sería mayor que la de Alibaba, que reunió US$ 25.000 millones cuando sus acciones empezaron a cotizar en la Bolsa de Nueva York en 2014.

Las finanzas en línea se han disparado en China en los últimos años y el servicio insignia de Ant, Alipay, ha sido un factor clave. Relativamente pocas personas en China tenían tarjetas de crédito cuando el comercio electrónico y otros servicios de Internet comenzaron a despegar en el país. Eso ha ayudado a que los pagos basados en apps se vuelvan mucho más ubicuos en China que en Occidente.

En China, se realizaron transacciones por US$ 67 billones en dispositivos móviles en 2018, estimó la firma de investigación Bernstein. Muchos de ellos se realizaron a través de Alipay y WeChat, una aplicación de mensajería y billetera digital propiedad de otro gigante chino de Internet, Tencent.

Hace dos años, AliPay recaudó fondos a una valoración de US$ 150.000 millones, lo que la convirtió en una de las empresas privadas más valoradas del mundo.

Una vez que las personas usaban Alipay para guardar su efectivo y pagar compras online, Ant podía ofrecerles otros servicios a través de la aplicación, como préstamos y seguros. Alipay dijo que tiene más de 730 millones de usuarios mensuales en China.

«Ese enfoque de superaplicación, en el que se crea un ecosistema que se habilita mediante pagos y luego se superponen otros productos y servicios, es algo que ninguna otra empresa del mundo ha logrado con éxito», valoró Zennon Kapron, director de Kapronasia, una firma de investigación en la industria de tecnología financiera.

Vistazo prometedor

Es probable que la OPI de Ant sea grande. La empresa recaudó fondos hace dos años a una valoración de US$ 150.000 millones, lo que la convirtió en una de las empresas privadas más valoradas del mundo.

A la espera de la salida a bolsa, los inversores ya obtuvieron un primer vistazo detallado a las finanzas clave de la firma.

Ant indicó que generó US$ 18.000 millones en ingresos el año pasado, un 40% más que en 2018. Más de la mitad provinieron de servicios financieros que se ofrecieron a través de Alipay. Las tarifas que ganaba por procesar pagos y atender a los comerciantes representaban casi todo el resto.

Ant generó US$ 18.000 millones en ingresos el año pasado, un 40% más que en 2018

La compañía dijo que el año pasado Alipay procesó transacciones por US$ 17 billones, un aumento de 20% con respecto a 2018. La plataforma, además, otorgó US$ 290.000 millones en créditos a individuos y pequeñas empresas, y US$ 500.000 millones en inversiones.

A diferencia de otras empresas tecnológicas de rápido crecimiento que han cotizado acciones en los últimos años, Ant no está perdiendo dinero. Su beneficio en 2019 fue de unos US$ 2.700 millones, informó.

En tanto, la oferta de Ant indica confianza en Hong Kong como centro financiero en un momento de convulsión. Las autoridades centrales de Beijing han utilizado una nueva ley de seguridad nacional para reprimir las protestas contra el gobierno en Hong Kong, un territorio chino, y en el proceso han arrojado dudas sobre su condición de librepensador y laissez-faire («que deja hacer»). La ciudad también se ha visto afectada por oleadas de infectados por coronavirus.

La elección de Ant de los intercambios chinos sobre los estadounidenses apunta a capitalizar el interés de los inversores locales, para quienes Alipay es un nombre familiar. Alibaba realizó una gigantesca venta de acciones en Nueva York en 2014 y una segunda cotización en Hong Kong el año pasado.

También refleja la inquietante situación de las empresas tecnológicas chinas en EE.UU. El presidente Donald Trump ha prometido restringir WeChat y TikTok para proteger a los estadounidenses de la recopilación de datos por parte de China.

La semana pasada, el CEO de Alibaba, Daniel Zhang, se refirió a la situación entre las empresas chinas y la administración Trump como «fluida».

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados