Publicidad

Consejos para correr en las mañanas: tips para motivarse e incorporar este hábito

Pequeñas acciones pueden permitir que este ejercicio se vuelva parte de la rutina. Conocé, además, cuáles son los beneficios de salir a correr al aire libre

Compartir esta noticia
correr

El Comercio/GDA
Cómo acostumbrarse a salir a correr es una duda frecuente entre muchas personas que tienen la intención de empezar a hacer ejercicio físico, pero no saben cómo hacerlo. No basta únicamente con tener la intención de hacerlo, hace falta un método que contribuya a comprometerse con esta rutina de ejercicio. Los hábitos saludables son importantes para complementar el ejercicio, como la alimentación y dormir las horas necesarias.

Beneficios de salir a correr al aire libre

Mantener una buena salud requiere actividad física regular. Es importante mantenerse activo y evitar un estilo de vida sedentario porque todos estamos compuestos por una combinación de componentes mentales y físicos.

  • Experimentación de una mejora en la capacidad respiratoria.
  • Buena salud de las articulaciones y músculos.
  • Interactuar con otras personas.
  • Control del colesterol.
  • Ayuda a bajar de peso sin perder masa muscular.
  • Prevención de la osteoporosis.
  • Fortalece y tonifica los músculos de las piernas.
  • Mejora el ritmo sanguíneo.
  • Ayuda a combatir el estrés y aporta mejoría del estado anímico.

¿Cómo acostumbrarse a salir a correr y convertirlo en un hábito?

  • Elegir la ropa adecuada: puede que no parezca importante, pero elegir la ropa adecuada para correr es un paso crucial. Y aunque no seamos conscientes de ello, nos sentimos más motivados para realizar cualquier actividad cuando estamos a gusto con la ropa que llevamos puesta. La ropa sirve como un incentivo adicional para actuar si está diseñada para una actividad en particular y se adapta a los requisitos de este ejercicio en particular. Las zapatillas son un factor importante para prevenir lesiones.
  • Elegir el mejor horario para hacerlo: dado que nuestro cuerpo está más despierto y preparado para afrontar el resto del día por la mañana, se aconseja salir a correr a esa hora. Como resultado, nuestra motivación aumenta y nos desempeñamos mejor y nos recuperamos del agotamiento más lentamente. Somos capaces de establecer el hábito de salir a correr gracias a ella de forma indirecta.
  • Alimentación saludable: correr debe ir acompañado de otras conductas saludables que nos ayuden a mantenerlo si queremos que sea una actividad habitual en nuestra vida. Uno de los más críticos es la alimentación saludable. Nuestro cuerpo dispone de las fuentes de energía necesarias para realizar actividades físicas sin sufrir desgaste cuando llevamos una dieta sana, equilibrada entre vitaminas y macronutrientes.
  • El calentamiento es importante: el estiramiento difiere del calentamiento en que implica mover los músculos de una manera que los estire mientras se enfatiza el área que se trabajará. Por otro lado, el calentamiento se basa en realizar una actividad física ligera para que nuestro cuerpo absorba lo que viene. Para que los primeros minutos de carrera sirvan de calentamiento de cara a la carrera, lo ideal es trotar unos 10 minutos estáticos en casa antes de salir a correr al aire libre.
  • Ir a tu propio ritmo: concentrarse en uno mismo en lugar de intentar imitar el ritmo o la rutina de los demás. No te desanimes si solo puedes terminar los primeros minutos de la carrera antes de tener que parar y descansar; gradualmente desarrollarás resistencia. Simplemente siga con el proceso y no deje que la temprana falta de hábitos lo desanime; pronto notará cambios positivos.
  • Salir a correr en grupo: se puede fomentar el desarrollo de un hábito de este tipo encontrando un grupo de personas que compartan la motivación. Al hacer esto, minimizará la posibilidad de que se abandone el esfuerzo deportivo.

¿Encontraste un error?

Reportar

Temas relacionados

GDAfitness

Te puede interesar

Publicidad

Publicidad