NEGOCIACIONES EN EL PARLAMENTO

Senado vota primeros proyectos de seguridad

Blancos forzaron el debate pese a resistencia en el Frente.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Prohibirán la libertad anticipada para reincidentes en delitos graves. Foto: archivo El País

El Senado discutirá hoy miércoles dos de los primeros proyectos relativos a la seguridad emanados de las negociaciones entre el gobierno y los partidos políticos que convocara el presidente Tabaré Vázquez. Se tratan de los proyectos que modifican el régimen de libertades anticipadas y el de la acentuación de los delitos vinculados al abigeato.

La inclusión de estas dos iniciativas en la agenda del Senado viene a terminar con varias semanas donde no se trataron asuntos de significación y, a la vez, surgió luego de la presión del Partido Nacional al Frente Amplio por este mismo motivo.

En la bancada de senadores del Partido Nacional había cierto malestar por el planteo del Frente Amplio en la comisión de análisis de los proyectos sobre seguridad, en cuanto a incluir numerosas citaciones de distintos organismos antes de llevar las iniciativas a sala. Pero ayer, en la reunión, se acordó recibir solamente al comisionado parlamentario del sistema carcelario, Juan Miguel Petit, y a la Asociación de Fiscales del Uruguay, postergando al resto de las delegaciones hasta cuando los proyectos se discutan en la Cámara de Representantes.

Parte del malestar era, además, por haber suspendido la reunión de la comisión técnica en la Torre Ejecutiva que se iba a realizar ayer martes para discutir con los partidos con representación parlamentaria sobre la futura ley de hidrocarburos, necesaria en el caso de que se hallara petróleo y gas natural en la plataforma continental uruguaya.

Para los blancos la prioridad son los temas de seguridad pública y no los de hidrocarburos.

Por eso vieron con buenos ojos una gestión del presidente del Directorio blanco, Luis A. Heber, ante el secretario de la Presidencia, Miguel Toma, para posponer una semana el análisis de la iniciativa sobre hidrocarburos. Además, la Secretaría de la Presidencia había convocado recién el viernes 1° a los partidos para la reunión que se iba a realizar ayer, lo que dejaba a los nacionalistas con pocos días para tomar una decisión sobre la ley de hidrocarburos.

Tampoco los representantes del Partido Colorado estaban con mucho interés en concurrir ayer a la Torre Ejecutiva por el cambio de agenda de prioridades.

Finalmente, el tema de la seguridad volvió al primer plano y hoy los dos proyectos estarán en la agenda del Senado.

En mayo, el oficialismo y la oposición acordaron votar un proyecto de ley para prohibir las libertades anticipadas para los reincidentes que cometan una serie de delitos graves: narcotráfico, homicidio, lesiones graves y gravísimas, rapiñas, copamientos, secuestros, violaciones y hurtos especialmente agravados.

En torno a este proyecto hay bastante acuerdo entre los partidos. Sin embargo, quien discrepa con aspectos de esta iniciativa es la senadora frenteamplista Constanza Moreira, del grupo Casa Grande.

En estos días, el suplente de Moreira en el Senado, Rafael Paternain, declaró a radio Uruguay que el cambio propuesto por la oposición a los reincidentes de delitos graves significa "un aumento indirecto" de las penas. "Y revela el fracaso del sistema penitenciario para contener la reincidencia", dijo Paternain, quien fuera responsable del Observatorio de Crimalidad del Ministerio del Interior, pero al cual renunció por diferencias con el ministro Eduardo Bonomi.

Paternain cuestionó el proyecto que limita la libertad anticipada que se discutirá hoy en el Senado. "El mensaje es: como las penas no funcionan, entonces más pena", dijo. Según Paternain, "la libertad anticipada funciona actualmente para los condenados. Los condenados por delitos más graves solo pueden pedirla cuando cumplen la media pena".

"Con el proyecto planteado, el reincidente perdería el derecho de libertad anticipada, al igual que el reiterante o habitual", acotó. Paternain podría participar hoy del debate ocupando la banca de Moreira.

Sin acuerdo sobre los menores infractores

Si bien en el Senado hoy se verá un reflejo del acuerdo entre el gobierno y la oposición, hay otras iniciativas sobre seguridad donde no están tan cerca las partes. El Partido Nacional quiere cambiar el tratamiento penal de los delitos graves (como violación, rapiña y homicidio) cometidos por menores. El Partido Nacional, el Partido Colorado y el Partido Independiente tuvieron éxito en las negociaciones con el gobierno en sumar más delitos graves a la lista de aquellos que si son cometidos por un reincidente le quitarán el derecho a la libertad condicional. A instancias de la oposición se incorporaron las lesiones graves y gravísimas y el narcotráfico. Este hecho es destacado por el gobierno como una señal de flexibilidad. En el curso de las negociaciones los nacionalistas enfatizan en endurecer los castigos al narcotráfico. Por ejemplo, el senador Jorge Larrañaga propuso que se considere un agravante la utilización de un hogar como "boca" de venta de droga. También quiere introducir cambios al instituto de la legítima defensa en el ámbito rural y modificar el tratamiento de los delitos cometidos por menores. Ambos temas formarán parte del discurso del senador Larrañaga hoy en el Senado. Asimismo, el Partido Independientes entiende que eliminar las libertades anticipadas para quienes cometen los delitos graves es algo que apunta al efectivo cumplimiento de las penas y que debe implementarse antes de pensar en endurecimientos adicionales de los castigos.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)