Intendencia pidió a los municipios que elijan espacios donde construirlos

IMM creará corrales para perros

Mañana habrá una movilización frente a la Intendencia de Montevideo en contra del bozal de perros y en reclamo de espacios públicos para que las mascotas puedan andar sueltas. La comuna solicitó a los municipios que designen lugares para crear corrales.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
En Parque Batlle hay un espacio para los perros. Foto: Ariel Colmegna

La concentración de ciudadanos y paseadores de perros se realizará a las 18:00 horas en la explanada de la Intendencia. Fue convocada a través de Facebook en contra del bozal, porque entienden que es incómodo para el perro. Además, le piden a la comuna que fabrique corrales en espacios públicos, como existen en otras partes del mundo, para que los animales puedan andar sueltos, ya que la nueva normativa obliga a pasear a los perros con correa.

El secretario general de la Intendencia, Fernando Nopitsch, dijo a El País que le solicitaron a los ocho municipios de Montevideo que designen espacios públicos de sus territorios en donde poder generar espacios cerrados donde los perros puedan estar sueltos. "Estamos sujetos a lo que nos planteen los municipios", aclaró el jerarca comunal.

A través de la página web www.change.org se juntan firmas solicitando la creación de parques para perros en Montevideo, ya que con las multas aplicadas por la comuna desde este mes "no tenemos permitido tener a nuestros queridos amigos sin correas, no podemos permitirles correr en libertad y muchas personas viven en apartamentos o casas con pequeños patios o fondos, donde sus perros no tienen mucho espacio para estirar sus patas durante el día", argumenta Sofía de Colombo, quien creó la encuesta electrónica. Hasta ayer habían firmado 170 personas. Colombo quiere juntar 200.

Los parques para perros permitirán "la socialización canina y también de las personas que se encuentren allí con sus mascotas", agrega.

El secretario general de la Intendencia afirmó que "nunca vamos a dejar que los perros estén libres en espacios públicos, los dejaremos en un lugar limitado. Seguimos priorizando a la gente antes que a los animales".

Parque Batlle.

En este espacio público existe desde hace seis años un corral para perros, detrás del monumento a La Carreta. Es un lugar amplio donde los animales andan sueltos. Lo hizo la Intendencia ante los reclamos de los paseadores de perros, que no tenían un lugar en el que hacer correr a las mascotas de sus clientes.

Ayer de tarde estaban en el corral unos 10 perros de distintas razas y tamaños y junto a ellos había dos paseadores: Juan Manuel Lerena y Esteban Méndez. Ambos denunciaron que si bien la comuna les hizo ese corral, hoy en día son ellos que compran el tejido para mantenerlo y también los que limpian las heces de los perros de adentro del corral y no tienen papeleras como para tirar esos desechos.

A raíz de la aplicación de multas por parte de la comuna, ha aumentado la cantidad de gente, que no es paseadora, que lleva sus perros a ese corral, aseguraron.

La multa para quienes no recogen las heces de sus perros es de dos Unidades Reajustables (U.R) ($ 1.670). Por llevar perros sin collar en la calle o para quienes adiestren sus animales en plazas, parques, playas y cualquier otro lugar de uso público no habilitado, el monto es de tres U.R ($ 2.500). Por ingresar con perros a lugares previstos para juegos infantiles en parques, la sanción es de cuatro U.R ($ 3.336). En caso de la presencia de un perro peligroso sin bozal en un espacio destinado para niños, la multa asciende a cinco U.R ($ 4.170).

Si bien no hay cifras exactas, según estimaciones de la Comisión de Zoonosis en Montevideo existen unos 600.000 perros y 9 de cada 10 tienen dueño.

Más de 2.500 firmas en contra del uso del bozal.

Hace tres días, una vecina de Montevideo, Verónica De Souza, comenzó a juntar firmas en contra del uso obligatorio del bozal en perros, a raíz de la aplicación de multas por parte de la Intendencia de Montevideo a quienes tengan perros con una actitud que sea peligrosa para terceros. La recolección de firmas es electrónica por www.change.org. Hasta ayer de tarde había reunido 2.534 firmas y pretendía juntar 5.000. El paseador de perros Juan Manuel Lerena cree que "el bozal va en contra del bienestar animal, con el calor del verano no permite al perro regular correctamente su temperatura y lo están exigiendo para perros de más de 25 kilos y cuanto más grande es el perro más aire necesita para refrigerarse".

DUEÑAS DE MASCOTAS Y UN PASEADOR

Antonella - "Quiero parques para perros".

Me parece que están bien las nuevas normativas de la Intendencia, pero creo que tendría que haber un parque específico donde se pueda tener a los perros sueltos porque muchos de ellos están en apartamentos y querés sacarlos a soltarlos no a que estén con la cuerda tirando", dijo Antonella que ayer paseaba con su perro Fermín por el Parque Batlle.

Micaela - "¿Para qué bozal? ya tiene correa".

Me parece que está bien que los perros tengan que salir con correa porque por más que tu perro sea un santo, capaz que el de al lado no. Juntar la caca también me parece perfecto, sino la ciudad es una mugre", dijo Micaela que ayer paseaba a su perra Mona en el Parque Batlle. Cree que si el perro está con correa "es mucho que deba tener bozal. No la suelto ni para correr y agregarle el bozal no me gusta".

Juan - "Normas van contra los animales".

Los paseadores y el ciudadano común perrero, que quieren que el perro se ejercite no lo estamos pudiendo hacer. Estas normas las implantaron por tenencia responsable y bienestar animal, los trabajadores caninos podemos decir que van en contra del bienestar animal, el bozal no permite al perro regular su temperatura", dijo Juan Lerena, paseador de perros.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te puede interesar
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)