TECNOLOGÍA

Redes sociales y mensajería instantánea: ¿Es hora de pasarse a Telegram?

La plataforma de mensajería ganó 70 millones de usuarios en las seis horas en las que fallaron los servicios de Facebook.

Telegram

Este contenido es exclusivo para nuestros suscriptores.

El lunes por el mediodía Facebook sufrió un fallo que deshabilitó todas sus plataformas a nivel global, incluidas las de mensajería. Según un reporte de la agencia de marketing y relaciones públicas ABCD, unos 25.000 millones de mensajes no llegaron a destino por este fallo.

El efecto de la “incomunicación” se vio en la cantidad de usuarios que se volcaron a servicios alternativos de mensajería instantánea: mientras el exagente del servicio de inteligencia estadounidense Edward Snowden alentaba a pasarse a Signal como método de comunicación, más de 70 millones de personas elegían darse de alta en Telegram.

Si usted ya usaba el servicio de mensajería de origen ruso, probablemente vio como decenas de sus contactos se pasaron ese día a esa plataforma.
Pocos son los casos como el de José Luis López, director ejecutivo de ESET Uruguay, que siempre prefirió Telegram sobre WhatsApp y no utiliza la plataforma de Facebook pero sí la de la empresa fundada por Nikolai y Pavel Durov.

“El tema de usar o no WhatsApp en mi caso no vino por el lado de la seguridad sino de la comodidad. Al principio Telegram ofrecía posibilidades que WhatsApp no y que ha ido copiando con el tiempo”, explicó.

El especialista indicó que entre las características de Telegram siempre estuvo la posibilidad de borrar los mensajes, hacer anotaciones, enviar archivos, guardar lo que empezamos a escribir en la nube y hasta crear sitios web.

“Creo que pasarse o no a Telegram tiene que ver con un tema más de comodidad más que de seguridad. Cualquier aplicación, en realidad, que se conecte en Internet siempre tendrá sus agujeros y sus debilidades. El eslabón más débil, además, siempre es el usuario”, sostuvo.

¿Es hora de cambiar?

 López advirtió que probablemente para muchos usuarios de WhatsApp el pasaje a Telegram no sea tan atractivo ya que la mayoría de sus contactos no están en esa plataforma.

Sin embargo, nada impide ser activo en ambos servicios de mensajería. López advirtió que lo que cambia esencialmente desde el punto de vista de la ciberseguridad tiene que ver con la cantidad de datos que se les otorgan a cada aplicación.

En el caso de WhatsApp, que sería la que “pide más” datos al usuario, se trata del teléfono, el nombre, una foto e incluso la conexión con las otras redes de la compañía como Facebook e Instagram. Telegram necesita el teléfono, pero los usuarios pueden elegir desactivarlo y las conversaciones son menos accesibles que las de la compañía fundada por Mark Zuckerberg.

Por su parte Signal –la que recomendaba Edward Snowden– únicamente pide el número de teléfono y sería la más “segura”.

Bajo sospecha

 Si bien Telegram es una empresa de creada por un ciudadano ruso, su fundador y su sede se encuentra en Dubai.

“El tema de Telegram y Rusia es casi un mito. En realidad, Telegram fue creado por una persona que es rusa, pero esa persona que es rusa, no se lleva nada bien con el gobierno ruso y lo echaron de ese país”, explicó López.

Además, el especialista comentó que el propio icono de la aplicación –un avión de papel– refiere a un conflicto que tuvo con el gobierno ruso.
“Pavel Durov fundó la red social VK, entonces tenía dinero y en una manifestación contra el gobierno hacía avioncitos de papel con billetes y se los tiró a la gente en la calle”, contó.

Derribado el mito de las buenas relaciones con el gobierno ruso, Telegram genera dudas desde el punto de vista de la ciberseguridad porque se convirtió en un aliado para los cibercriminales. Basta ingresar a la aplicación a nivel local para ver que hay grupos públicos con el objetivo de comercializar drogas u organizar fiestas clandestinas.

“Telegram permite crear grupos privados y virtuales de hasta 200.000 participantes y eso permite a los criminales usarlo como una herramienta para compartir información sobre actos delictivos. Se conocen casos que incluso utilizan la plataforma para coordinar ataques terroristas y eso supone un problema”, concluyó.

Estudio sobre criminalidad

La empresa ESET informó que una investigación de Cyberint junto a Financial Times reveló que los criminales aumentaron un 100% el uso de la plataforma de mensajería luego de los cambios en las políticas de privacidad de WhatsApp en 2021.

Los enlaces hacia grupos de Telegram que fueron compartidos dentro de foros de la dark web pasaron de poco más de 170 mil en 2020 a más de un millón en 2021, afirma el estudio difundido.

*Aclaración: Una primera versión de esta nota indicaba que los servidores de Telegram se encontraban en Dubai, sin embargo es la sede central y su dueño quienes operan desde Dubai al mundo.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados