Publicidad

Estas son las cuatro preguntas que debés hacerte antes de cambiar de carrera, de acuerdo a Harvard

Si bien cambiar de carrera es una de las decisiones más difíciles de tomar para una persona, parar un momento para reflexionar y hacerse estas cuatro preguntas pueden ayudar a orientarnos.

Compartir esta noticia
Computadora
Hombre estudiando en su computadora.
Foto: Freepik.

Por Matías Torino El Universal/GDA
Cambiar de carrera es una de las decisiones más difíciles a las que puede enfrentarse una persona, ya que puede tener un profundo impacto en la vida personal y profesional. La transición puede ser especialmente desafiante debido a la incertidumbre, el miedo al fracaso, y el esfuerzo requerido que se necesita para adaptarse a un nuevo entorno laboral.

Para facilitar este proceso, un estudio de la Universidad de Harvard sugiere hacerse cuatro preguntas que son esenciales antes de tomar la decisión de cambiar de carrera. Lejos de tener premisas inequívocas, la idea es entenderlas, responderlas y posteriormente, analizarlas para tomar una decisión informada.

Oficinista.jpg
Pararse y moverse (pausas activas) en el horario de trabajo en la oficina contribuye a la productividad.
Foto: Pxhere.

¿Qué motiva el cambio de carrera?

Entender las razones detrás del deseo de cambiar de carrera es esencial. A veces, la motivación es positiva, como el impulso de convertir una pasión en una carrera. Sin embargo, en otras ocasiones, el impulso puede provenir de factores negativos, como un entorno laboral insatisfactorio. Reflexionar sobre esto ayudará a determinar si realmente es necesario un cambio de campo o si una solución menos drástica, como un cambio de empresa, podría ser suficiente.

¿Cuál es la forma más fácil de comprobar que es la decisión correcta?

Antes de comprometerse completamente, es recomendable explorar la nueva carrera de manera práctica. Por ejemplo, si estás pensando en convertirte en florista, podrías pasar un día trabajando con uno para ver si realmente disfrutas de la tarea. Investigar y realizar entrevistas informativas puede proporcionar una visión más clara y evitar decisiones precipitadas.

Mujer leyendo un libro en papel
Mujer leyendo un libro en papel.
Foto: Freepik

¿Cuál es mi margen para hacer el cambio?

Los cambios de carrera a menudo implican sacrificios financieros, como aceptar un recorte salarial o un descenso temporal en la jerarquía. Si hay ahorros o apoyo financiero, habrá más libertad para hacer grandes saltos. Si no es así, es prudente considerar cambios graduales, utilizando las habilidades y los contactos actuales para facilitar la transición. Antes de dejar un puesto laboral, es importante llevarse contactos, experiencias y todas aquellas herramientas que puedan ser utilizadas, en caso de tomar la decisión, en un entorno distinto.

Ejecutivos trabajando en una oficina.
Ejecutivos trabajando en una oficina.
Foto: Freepik.

¿Cuál es mi plan alternativo?

Todo cambio implica riesgos y es importante anticipar posibles obstáculos. Tener estrategias para superarlos y una red de contactos amplia te permitirá tener opciones alternativas si el primer intento no resulta como esperabas. Aunque hacer planes de respaldo puede parecer desalentador, es una medida prudente para adaptarte a cualquier eventualidad. En la actualidad, la estabilidad económica resulta fundamental, por lo que priorizar un salario hasta que sea posible cambiar de ámbito es crucial.

¿Encontraste un error?

Reportar

Temas relacionados

universidad de Harvard

Te puede interesar

Publicidad

Publicidad