NATALICIO DEL HÉROE

En busca del legado de José Artigas

Este 19 de junio se cumplen 255 años desde el nacimiento de José Gervasio Artigas en la Ciudad Vieja de Montevideo en el año 1764.

Retrato de José Gervasio Artigas. Foto: Archivo
Retrato de José Gervasio Artigas. Foto: Archivo

El 19 de junio de hace 255 años nacía José Gervasio Artigas, prócer de la patria uruguaya. Sin embargo, más allá del legado histórico, el líder de los orientales dejó poco patrimonio personal: una pieza de su casa natal, solo un retrato hecho en vida, algunas cartas y un predio que está muy cerca de ser expropiado por iniciativa del Municipio B.

En Montevideo, en la esquina de Cerrito y Colón, en la Ciudad Vieja, una placa conmemora el lugar donde nació y pasó su niñez. No obstante, no se conserva nada de la construcción original; solo se sabe que allí estuvo la casa.

“Es simplemente una huella, es un terreno donde alguna vez hubo algo”, puntualizó la historiadora Ana Ribeiro.

La casa, construida en ese predio, estuvo en el centro de la polémica desde que fue puesta a la venta. Hoy está en proceso de expropiación estatal. El alcalde del Municipio B, Carlos Varela, aseguró: “El compromiso que asumimos el pasado 19 de junio sigue en pie y el proceso de expropiación está pasando todos los pasos correspondientes. Esperamos que el próximo 19 de junio ya sea un espacio de interpretación del ideario artiguista”.

En tanto, donde estuvo el campamento de Purificación, donde Artigas estableció su cuartel general en 1815, no quedan edificaciones. A algunos kilómetros se encuentra la meseta de Artigas con su monumento histórico nacional que fue el segundo que se construyó en su honor en el año 1899.

“En Purificación no hay nada de la época. Se pueden encontrar algunos restos arqueológicos como puntas de lanza del período, pero no restos de construcción. Lo que se hizo allí mucho tiempo después del pasaje de Artigas fue una estancia”, destacó Ribeiro.

La única edificación que continúa en pie y donde sí vivió el prócer es la casa de Sauce, en Canelones. “En la ciudad de Sauce hay restos de la casona de los Artigas. Ese espacio fue convertido en museo y le han puesto como una especie de carcasa que protege una piecita que era la casa. Allí pasó gran parte de su infancia Artigas”, señaló .

En la casa se encuentra una colección permanente que rescata el legado artiguista; allí se realizan visitas guiadas y talleres a grupos turísticos y educativos de manera gratuita. Hoy, con motivo del natalicio del prócer, se realizarán una serie de actividades desde temprano en la mañana: se izarán las banderas, se presentará la Guardia de Honor a cargo del Regimiento de Blandengues de Artigas y se colocarán ofrendas florales. Además, los niños de primero de escuela y primero de liceo prometerán y jurarán la bandera como en todas las escuelas y liceos del Uruguay.

El legado documental.

Los restos del caudillo, fallecido el 23 de setiembre de 1850 a los 86 años en Paraguay descansan en el mausoleo que se encuentra debajo de la Plaza Independencia en Montevideo custodiada por una guardia permanente de Blandengues. Sin embargo, la urna original de lata donde se trajeron los restos desde Asunción (Paraguay) se encuentra en el Museo Casa Rivera.

En tanto, el legado artístico uruguayo cuenta con numerosos retratos del prócer. El artista Juan Manuel Blanes se encargó de realizar los más populares como el óleo Artigas en la Ciudadela de 1886, que está muy presente en el imaginario colectivo. En tanto, el retrato Artigas en Paraguay (1863) de Eduardo Carbajal es uno de los primero que se realizaron sobre su figura.

José Gervasio Artigas. Foto. Wikipedia
José Gervasio Artigas. Foto. Wikipedia

“El único contemporáneo fue un retrato tomado al natural con él todavía vivo. Es un retrato del médico francés de Alfred Demersay, que fue publicado en un álbum en París y luego se reprodujo”, explicó Ribeiro. En él se ve a un Artigas ya anciano, de perfil, con poncho y bastón.

El principal legado que llega al presente son las cartas que que se conservan en el Archivo General de la Nación.

“Son editas, lo que quiere decir que se transcribieron y se editaron; no es documentación privada ni secreta y hay miles de carta escritas y firmadas por Artigas”, aseguró la historiadora.

Entre las piezas más destacadas de la colección están las “Instrucciones del año XIII”, el “Reglamento de tierras”, el discurso inaugural del Congreso de Tres Cruces o la carta que el prócer le escribió a su hijo Manuel al encontrarse derrotado y yéndose al exilio en Paraguay.

El legado político.

La partida de Artigas a Paraguay y su negativa a regresar antes de morir muchas veces pone en duda si se lo debe considerar como el héroe de la patria. Sin embargo, Ribeiro dio la razón: “Uruguay no era lo que él buscaba, pero tampoco quería el Virreinato, la monarquía o estar bajo el dominio de Buenos Aires. Entonces esto fue lo que más o menos se parecía a lo que él esperaba”, subrayó. Y añadió: “Somos una consecuencia de las cosas que él hizo políticamente aunque quizás no quería exactamente eso”, concluyó la historiadora.

La larga vida del prócer de Uruguay

José Gervasio Artigas nació el 19 de junio de 1764 en la casa de sus abuelos, en lo que era el Virreinato del Perú. Durante su niñez fue educado por los curas franciscanos y vivió mucho tiempo en el campo de su familia, en la zona que hoy es Sauce, del departamento de Canelones. Se vinculó con los indígenas de la zona y aprendió las tareas de campo. Se unió al cuerpo de Blandengues y renunció para unirse a la revolución que se gestó en Buenos Aires. Luego lideró al pueblo oriental en las distintas batallas y fue el ideólogo de la Liga Federal. Gobernó tras expulsar a los españoles; más adelante fue derrotado por los portugueses. Se exilió en Paraguay, donde murió en 1850.

Figura local y regional de la independencia

Desde que en 1811, Artigas se puso al servicio de la Revolución de Mayo en Buenos Aires, se convirtió en un líder nato. Su primera gran victoria fue la Batalla de Las Piedras, que se conmemora cada año el 18 de mayo. Luego del sitio de Montevideo y la paz de octubre, dirigió al pueblo oriental revolucionario en el éxodo. Más tarde, lideró el Congreso de Tres Cruces donde se elaboraron las Instrucciones del año XIII y se estableció lo que sería la Liga Federal, que incluía las hoy provincias argentinas de Entre Ríos, Misiones, Corrientes y Santa Fe, además de la Banda Oriental. Fue el ideólogo detrás del Reglamento de tierras. Fue un pensador diferente en su época.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)