MURALISMO

El arte urbano llega a las escuelas de todo el país

El artista José Gallino lanzó una convocatoria y 50 centros quieren cederles sus muros

josé gallino mural
La primera escuela ya fue elegida. Es la N° 1 de Colonia del Sacramento, ubicada a pocos metros del barrio histórico. Foto: Sergio Ramírez

Antes que se cumplieran las primeras 48 horas posteriores a un anuncio publicado en su cuenta de Twitter, el muralista José Gallino ya había recibido 25 solicitudes de escuelas de todo el país para que enriquezca algún rincón con su arte en el marco de un proyecto llamado Un mural para mi escuela. La cifra se duplicó antes del fin de semana.

“Está teniendo muchísimo impacto”, dijo Sergio Ramírez, manager del artista. No obstante, el plan original es pintar un centro educativo por departamento. “Estamos buscando sponsors que puedan financiar (las tareas) y así pintar más de una”, comentó a El País.

El equipo ya recibió el interés de municipios, en particular de Montevideo, para lograr estas intervenciones artísticas en las escuelas de su territorio. “Se está corriendo la bola muchísimo”, completó.

Para solventar cada mural se necesita, al menos, lo siguiente: la pintura –la inversión depende del tamaño–, los pasajes si son necesarios y un viático de $ 6.000 para que cubra alimentación y hospedaje durante los días de trabajo.

Por ejemplo, un mural de seis metros por cuatro metros insume, en promedio, 20 litros de pintura líquida y entre 15 y 20 aerosoles, lo que suma, al menos, $ 15.000. El artista dona su trabajo.

La primera escuela ya fue elegida. Es la N° 1 de Colonia del Sacramento, ubicada a pocos metros del barrio histórico. El mural será pintado entre el 27 y el 29 de marzo en coincidencia con un festival de muralismo. Se ejecutará un retrato de José Gervasio Artigas, el héroe nacional que da nombre a la institución.

En cada escuela, Gallino impartirá un taller introductorio al muralismo y al graffiti para los alumnos. Estos son los que deben elegir el personaje o el motivo (paisaje, flora o fauna, por ejemplo) que más represente al centro, a la comunidad, al departamento o al país.

Por ejemplo, el artista pintó un mural de enormes dimensiones (15 metros de largo por 10 de alto) en el Liceo N° 1 de Juan Lacaze (departamento de Colonia) durante la celebración por sus 75 años de historia hace unos pocos meses. La elección de inmortalizar unos búhos (uno en vuelo y otro en pose) fue idea de los alumnos de segundo año que quisieron representar la sabiduría.

josé gallino mural
El artista pintó un mural de enormes dimensiones (15 metros de largo por 10 de alto) en el Liceo N° 1 de Juan Lacaze. Foto: Sergio Ramírez

¿Cómo se pinta un mural enorme?

El artista pinta primero la base con pintura líquida –en esta tarea recibe la ayuda de Sergio Ramírez– y luego utiliza aerosoles. ¿Cómo hace para hacer murales tan grandes como el del liceo de Juan Lacaze? Los búhos fueron realizados en una pared de 15 metros de largo por 10 metros de largo.
Para lograr estas dimensiones y que el dibujo no quede distorsionado, en particular cuando se trata de un rostro, Gallino cuadricula la pared y el diseño para realizar trozo por trozo. De esta forma, se completa todo el mural. El resultado es asombroso.
El de Gallino, empero, es un caso de excepción. La mayoría de los artistas callejeros no han conseguido sustentarse por obra y gracia de su arte. Pero el arte callejero, un paso más allá del graffiti, es cada vez de mayor calidad y comienza a ser parte del paisaje montevideano.

Este mural, además, sembró un germen en la mente de Gallino. “Ahí empezó el proyecto de Un mural para mi escuela. Lo estuvimos craneando durante meses”, señaló Ramírez.

Pero no es la única firma en este tipo de instituciones. En 2019 también retrató al escritor Juan José Morosoli en una escuela de la ciudad de Minas y pintó un mural en el Instituto Tecnológico Superior Buceo en Montevideo.

El último trabajo de Gallino es el retrato de Luisa Cuesta –referente de la lucha por la búsqueda de los detenidos desaparecidos durante la última dictadura cívico militar– en un nuevo espacio público en el barrio de La Aguada en las calles Lima y Acuña de Figueroa.

Durante este verano, otra de sus obras se convirtió en uno de los puntos más fotografiados en Punta del Diablo. El artista inmortalizó a varios vecinos del pueblo de pescadores –Walter, Mabel, Wiston y Elena– en un paisaje típico de playa y pesca y un horizonte lleno de colores.

Si bien parece que Gallino siempre está activo, su manager indicó que, en la actualidad, se les dificulta conseguir muros.

“En Maldonado, por ejemplo, se nos está siendo difícil ir a pintar”, dijo Ramírez. Por un tema de que no le conceden los permisos, el artista tiene en suspenso un mural en homenaje al surfista Lucas Madrid en ese departamento.

Por tal motivo, Gallino y Ramírez también lanzaron otra convocatoria: Doná tu muro. La idea es sencilla: aquel que tenga un muro o una cortina metálica disponible y quiera cedérsela a un artista callejero debe mandar sus datos y fotos del espacio.

En menos de una semana, 51 personas comunicaron su intención de tener un mural firmado por Gallino o por otros artistas. La mayoría de las solicitudes corresponde al interior del país; el resto a Montevideo y a Argentina.

Como en el caso de Un mural para mi escuela, el equipo se compromete a buscar sponsors para cubrir las pinturas y los viáticos y donar su trabajo. “La gente quiere arte en sus casas y en sus fachadas, pero hay que resolver el tema económico. Tampoco queremos que los artistas lo hagan gratis”, comentó Ramírez.

josé gallino mural
Gallino impartirá un taller introductorio al muralismo y al graffiti para escolares. Foto: Sergio Ramírez

El objetivo de Gallino es continuar con el proyecto “Homenaje a Uruguayos y Uruguayos”, iniciado en 2016, que consta de murales realizados con la técnica de realismo en aerosol.

La mayoría de las intervenciones hechas hasta ahora fueron inversiones del propio artista; algunas otras tuvieron la financiación de Centros MEC y municipios y otras tuvieron el apoyo de los vecinos. De esta forma, Gallino ya retrató a Marosa Di Giorgio, Omar Gutiérrez, Lucas Torreira, Ida Vitale, Eduardo Galeano, Washington Tabárez, entre otros. “No solo homenajea a famosos, sino a personas que hayan influido en su comunidad. En Salto, por ejemplo, pintó a Dora Paiva, una mujer que hizo mucho por su barrio”, apuntó Ramírez.

El mural de Punta del Diablo, ubicado en el desmantelado Restorán del Mar, “explotó”, dijo el manager. Fue tal su aceptación por parte de los turistas que algunos brasileros que veranearon allí contrataron a Gallino para que viaje a su país a realizar algunas piezas.

El artista salteño que domina el retrato

José Gallino, de 33 años, es uno de los artistas callejeros más buscados del momento. Sus impactantes retratos realistas han ido colonizando lentamente los muros de la ciudad. Ha dedicado su arte a hombres y mujeres uruguayos que han pasado a la historia por sus obras, escritores, pintores, músicos; la colección de rostros célebres ya ha superado la treintena. En setiembre de 2019 dijo al diario El País que para este año tiene previsto viajar a Barcelona para cumplir un sueño: pintar a Luis Suárez en un mural. “De salteño a salteño”, dijo.
También quiere pintar una serie de mujeres de Uruguay, como Juana de Ibarbourou y Delmira Agustini y sumarle ejemplos internacionales como Frida Khalo. En ese sentido, el retrato de Luis Cuesta en una nueva plaza en La Aguada es su última creación.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados