Publicidad

Colo Gianarelli, antes de estrenar "Masterchef": "No puedo negar que soy conocido, pero no me siento figura"

Tras haber ganado "Masterchef Celebrity", Eduardo "Colo" Gianarelli vuelve a las cocinas del programa de Canal 10 pero como conductor, y en una edición amateur que estrena este martes. De sus muchos trabajos y su presente charló con El País.

Compartir esta noticia
Eduardo Gianarelli
Eduardo Gianarelli, El Colo, en los estudios de "Masterchef".
Foto: Leonardo Mainé / El País

En Estudio 9, donde se han realizado todas las temporadas de Masterchef, unas 15 personas trabajan para la grabación. Unos tiran cables, otros acomodan las cámaras, otros reponen el mercado donde se aprovisionan los jugadores. Entran y salen integrantes del equipo gastronómico, maquilladores, productores e iluminadores.

En el centro del plató están las 12 tradicionales mesadas, todas con anafe, bacha y horno, además de cajones donde hay ralladores, espátulas, pinceles, abrelatas y hasta mondadientes. Y antes de que lleguen los participantes, Eduardo “Colo” Gianarelli, el conductor de esta temporada, se pasea por las mesadas y charla con El País.

Esta edición, la décima y que se estrena hoy después de Subrayado en Canal 10, se iba a emitir el año pasado, y por cuestiones de programación, se decidió estrenar ahora.

A diferencia de las últimas con participantes de fama mediática, esta edición está dedicada a cocineros amateurs, la modalidad original de la propuesta. Sergio Puglia, Laurent Lainé y Ximena Torres repiten.

“Ximena es un libro abierto; nunca se repite y siempre da esos tips que ayudan”, dice Gianarelli sobre el tribunal. “El ‘franchute’ es fenomenal, y ¿se podría hacer un Masterchef sin Sergio Puglia? Lo dudo”.

Hoy comienzan 24 participantes (“de todo el país y de todas las edades”, adelanta) que van a estar divididos en dos bandos, el grupo rojo y el grupo azul, que se terminan cruzando en las etapas decisivas. Hay participantes de 20 años y, adelantan, una abuela de 60.

“Es un mix interesante”, dice. “Hay gente que vino porque le gusta cocinar, pero esto no es como en casa, es una competencia”.

Gianarelli es profesor de matemáticas, padre de dos niños, ganador de Masterchef Celebrity y conductor de dos ciclos de Canal 10, La mañana en casa y Dale que va. Y charló con El País sobre el desafío, las novedades y la familia que le hace el aguante.

—Imagino que no te esperabas, después de ganar Masterchef Celebrity, volver pero como conductor.

—No, para nada. Nunca me imaginé estar de este lado, primero porque Masterchef en las últimas ediciones de Celebrity no tenía conductor y menos porque es un megaformato. Era algo impensado.

Eduardo Gianarelli ganador del reality de cocina Master Chef Celebrity Uruguay. Foto: Juan Ramos.
El Colo Gianarelli el día que ganó "Masterchef Celebrity". Foto: Archivo El País
ESTEFANIA_LEAL

—¿Cómo reaccionaste con la noticia?

—Empecé a escuchar por los pasillos que estaba la posibilidad de que el formato vuelva a tener conductor. Diego González había hecho las primeras ediciones del amateur, y cuando llega la invitación y me dicen “queremos que Masterchef vuelva a tener conductor para la décima temporada y que lo hagas vos”, no lo esperaba. Saben que me gusta la cocina y creían que por haber ganado me ayudaba a empatizar con el participante. No pensé que fuera a salir, pero acá estamos en el rodaje y contentísimos.

—Las grabaciones empezaron en mayo y se llevan casi todo el día. ¿Cómo hacés?

—Como hace mucho tiempo que soy multiempleo, me permitieron hacer el programa. Igual sigo en el colegio Latinoamericano de mañana. Ahí estoy de 7.40 a 9.45, después vengo para acá, y en la tarde, cuando se corta para almorzar y se hacen los testimonios, trabajo en Ceibal. Me hicieron una oficina para dar un taller. Además, mi casa está cerca del estudio y la familia siempre acompaña porque saben que es una linda oportunidad. Y Pipe y Lolo, mis hijo, están copadísimos porque me vieron ganar y ahora me ven desde otro lado. Está divino.

—Vas a tener tres programas al aire en la semana. ¿Te sentís una figura del canal?

—No puedo negar que “soy conocido”, pero lo tomo como un trabajo que me gusta hacer, nada más. Claro que no puedo negar que este año, al tomar la decisión de dejar a algunos grupos en el liceo y entrar a La mañana en casa y estar día a día, me da mucha más exposición, pero no me siento figura. Entiendo que esto es televisión y me encanta hacerlo, pero si tengo que volver el año que viene a dar más horas en el colegio o en Secundaria lo voy a hacer. No hay ningún problema. Y si puedo dedicarme toda la vida a hacer las tres cosas: ser profesor, formador y comunicador, también lo voy a hacer.

"Si puedo dedicarme toda la vida a hacer las tres cosas: ser profesor, formador y comunicador, lo voy a hacer"

—¿Novedades de esta temporada?

—La edición Celebrity tenía el diferencial de que la gente conocía a la mayoría. Lo interesante era poder salir de la zona de confort: ver al “famoso” haciendo algo que no está acostumbrado. Porque el Celebrity cuando venía a participar conocía la cámara, pero no cocinaba. Y con los amateurs es al revés, no están acostumbrados a las cámaras pero tienen alguna idea de cocina, por algo se presentaron. Igual hay de todo. Es un reality y los participantes le van a dar picante a las cocinas. Porque a diferencia de aquel primero que ganó Nilson Viazzo, acá ya saben a qué vienen. Están lookeados, son competitivos y se van a pelear, a emocionar y van a abrir las puertas de su casa. En la cocina de Masterchef se sufre con el tiempo; pero creo que la gente tiene muchas ganas de conocer en los participantes a nuevas celebridades, como en La voz.

—¿Es un papel exigente?

—Lo único que me falta es probar los platos, pero eso queda para el jurado. Mi rol es ser el nexo entre la historia y el participante. Hablo con ellos, conduzco las pruebas de beneficio que son al inicio del programa, marcar los tiempos, tal vez alguna vuelta por las mesadas y acompañar a aquellos que están emocionalmente más vulnerables. Y el jurado que se encargue de todo lo demás.

—Vos que lo has vivido, ¿cómo es estar frente a los jurados?

—Ellos son unos monstruos por todo lo que saben, y presentarles un plato es bravísimo. Ese momento, cuando vas como participante hasta la mesita, es tremendo. Y en esa probada que hacen, intentas identificar qué dicen sus caras de poker. A veces te miran serios y de verdad está riquísimo, pero eso es parte del juego de la televisión. Igual, es difícil.

Eduardo Gianarelli
Eduardo "Colo" Gianarelli como conductor de "Masterchef Uruguay Amateur 2024".
Foto: Leonardo Mainé / El País

—¿Consejos a los participantes?

—Les digo: uno cocina bien para su casa, pero el paladar de mi esposa y mis dos hijos no tiene el recorrido culinario de los tres jurados. Es que a veces pensás que el plato está muy picante, pero cuando lo presentás no te dicen nada porque para ellos no eso no es picante. Entonces, la clave es encontrar el punto de la sazón, y eso es complicado.

¿Encontraste un error?

Reportar

Temas relacionados

MasterChef Uruguay

Te puede interesar

Publicidad

Publicidad