EN EL CAMPEÓN DEL SIGLO

Peñarol 1 - Wanderers 0: el aurinegro ganó y todavía se ilusiona con el Apertura

Con un penal anotado por Ceppelini, el equipo de Larriera ganó en casa, llegó a nueve partidos sin derrotas a nivel local y quedó a seis puntos del líder cuando restan doce por disputar. 

Ceppelini, autor del gol en la victoria ante Wanderers. Foto: Francisco Flores.
Ceppelini, autor del gol en la victoria ante Wanderers. Foto: Francisco Flores.

Peñarol derrotó 1-0 a Wanderers en el Estadio Campeón del Siglo por la fecha 11 del Torneo Apertura. Con un penal anotado por Pablo Ceppelini (en su segundo lanzamiento), el equipo de Larriera ganó en casa, llegó a nueve partidos sin derrotas a nivel local y quedó a seis puntos del líder cuando restan doce por disputar. En la próxima fecha el aurinegro recibirá en su casa a Plaza Colonia. 

Por su parte, el Bohemio, que fue superior en la segunda mitad y tuvo chances para empatarlo, dejó tres puntos claves para pelear el certamen hasta el final. Ahora quedó a ocho puntos de Deportivo Maldonado y se alejó de la parte alta. 

La novedad en la oncena mirasol pasa por la titularidad de Gargano, que había terminado sentido en adductores tras el juego con Olimpia por Libertadores, pero que irá de arranque. A su vez, Mansilla ocupará el lugar de Carrizo en la ofensiva.

En tanto, el Bohemio solo ganó uno de los últimos cinco juegos a nivel doméstico, pero tiene 17 unidades y si gana continuará prendido en la parte de arriba. A su vez, llega motivado por la victoria en la Sudamericana ante Metropolitanos.

El partido

Al minuto de juego ya tuvo una ocasión clara el aurinegro: tras una combinación entre Laquintana, Ceppelini y Gargano, Aguirregaray se coló en el área, recibió el pase del capitán e inquietó a Silveira, que contuvo en dos tiempos. 

Con el correr de los minutos el dominio del equipo de Larriera fue cada vez menos notorio y el Bohemio tuvo una aproximación con un remate desde afuera del área de Bravo que complicó más de lo esperado a Dawson, que en la antesala del encuentro recibió una camiseta especial por cumplir 200 partidos oficiales con el club. 

Luego hubo un tiro libre afuera del área para los dirigidos por Daniel Carreño: Tellechea levantó el centro y García cabeceó cometiendo falta. Tras el pitazo del juez, el defensor tuvo un breve intercambio de palabras con Aguirregaray que quedó en nada. 

Ignacio Laquintana y Nicolás Quagliata. FOTO: F. Flores.
Ignacio Laquintana y Nicolás Quagliata. FOTO: F. Flores.

A los 27 minutos de juego llegó la ocasión más clara de la primera mitad: Quagliata recibió en las puertas del área ante la marca de Aguirregaray, la acomodó hacia el medio y remató al ras del césped con un tiro que pasó entre las piernas del lateral y logró contener Dawson sobre su palo derecho con éxito. 

Y en el cierre del primer tiempo llegó lo más inquietante del juego. 
en el último minuto reglamentario Aguirregaray desbordó por la derecha, levantó el centro y la pelota rebotó en Rolón que, de espaldas, intentaba evitar el centro y estiró la mano en demasía, donde le terminó pegando. Ceppelini agarró la pelota, pateó al palo izquierdo del arquero y Silveira se lució con una buena atajada. 

Juan Felipe Aguirre e Ignacio Laquintana. FOTO: F. Flores.
Juan Felipe Aguirre e Ignacio Laquintana. FOTO: F. Flores.

Pero dos minutos después el número ocho tendría la revancha: en una pelota dividida dentro del área, García se precipita ante la inminente salida del arquero y, con el juez cerca, le propina un manotazo en la cara a Álvarez Martínez, que se arrojó al suelo. El árbitro volvió a sancionar penal. Sin embargo, el Canario estaba inhabilitado. 

En el complemento Carrizo ingresó en lugar de Mansilla, de escasa intervención en el primer tiempo más allá de un remate de media distancia. El DT aurinegro buscaba tener mayor profundidad en ofensiva, pero el que tuvo la iniciativa en este tramo fue el Bohemio que, con la necesidad de ir a buscar el resultado para no perder pisada en el Apertura, adelantó sus líneas. De hecho, en el arranque tuvo un remate de media distancia de Veglio que contuvo con esfuerzo Dawson. 

Por parte del aurinegro, más allá de un centro desde la derecha de Saravia que no pudo definir el Canario porque un zaguero rival lo atoró, no tuvo acciones ofensivas peligrosas. Y aunque el desarrollo del juego parecía emparentarse más con un empate, el mirasol termina llevándose tres puntos de oro que lo mantienen en la pelea por el Apertura. 

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados