PANDEMIA

Fiji, una "burbuja" turística sin coronavirus

FiJi, con una población de 930.000 habitantes, es uno de los primeros países en controlar al coronavirus. El archipiélago afirmó el 5 de junio que lo había erradicado tras 45 días sin nuevos casos.

Fiji. Foto: AFP.
Fiji. Foto: AFP.

Las islas Fiji, cuya economía depende en gran medida del turismo, quieren crear una "burbuja" sin coronavirus en esta zona del Pacífico para recibir a viajeros de Australia y Nueva Zelanda, cuyos habitantes eran sus principales clientes antes de la pandemia.

La "burbuja Bula" ("hola" en fijiano) ofrecerá a los turistas de estos países una zona VIP al descender del avión y transportarlos a una playa aislada.
Canberra y Wellington comenzaron en mayo discusiones para crear su propia "burbuja" común, donde se levantarían las restricciones de viaje impuestas por el COVID-19 a ambos lados del mar de Tasmania, con idea de extenderla a islas del Pacífico.

Sin embargo, los traslados internos siguen restringidos en Australia, donde surgieron nuevos focos cerca de Melbourne y parece poco probable que se pueda cruzar el mar antes de septiembre.

"Mientras Australia y Nueva Zelanda diseñan su 'burbuja', el mismo o inclusive mayor éxito de Fiji en la lucha contra el coronavirus nos ubica en posición de abrir una vía en el Pacífico", declaró el primer ministro fijiano, Frank Bainimarama.

Fiji. Foto: AFP.
Fiji. Foto: AFP.

"Disfrutar de las Fiji"

La "burbuja Bula" permitirá a australianos y neozelandeses disfrutar de lo mejor que Fiji ofrece, manteniéndose alejados de otros viajeros y de la población", afirmó.

Luego, se eliminarían las medidas de cuarentena para visitantes con resultados negativos provenientes de países que Fiji considere que han controlado el COVID-19, añadió sin brindar más detalles.

FiJi, con una población de 930.000 habitantes, es uno de los primeros países en controlar al coronavirus. El archipiélago afirmó el 5 de junio que lo había erradicado tras 45 días sin nuevos casos y registrar oficialmente desde comienzos de marzo 18 contagios confirmados (curados), sin muertes.

Pero, la reapertura de fronteras plantea el riesgo de una reintroducción del virus, pese a las precauciones tomadas.

"La industria quiere las fronteras abiertas, pero todo el mundo sabe que la amenaza del coronavirus es real", reconocía Fantasha Lockington, director de la Fiji Hotel and Tourism Association (FHTA), quien, impaciente espera saber "cuándo se reanudará todo y cómo prepararse".

Desde marzo, los turistas dejaron de llegar a las playas paradisíacas, y decenas de miles de fijianos están desempleados.

ADEMÁS

"Retomar el trabajo"

El turismo representa el 40% de la economía, afirmó el gobierno. Y con las actividades indirectas el 60%, estimó la FHTA. Las autoridades temen una contracción de la economía de más del 20%.

Lockington considera que el 98% del personal de turismo perdió su empleo.
La compañía Fiji Airways redujo más del 50% de su fuerza laboral por falta de facturación.

Para muchos habitantes, el turismo ha sido vital tras décadas, al ayudar a superar desastres naturales y el declive de las industrias azucarera y de la confección.

"Quisiéramos que las fronteras se abran pronto para retomar todos el trabajo", señaló Ben Danford, un guía turístico que capea la situación trabajando en la agricultura.

Australia y Nueva Zelanda representan el 70% del turismo fijiano, dijo Jim Saukuru, director de la residencia Treasure Island, en las islas Mamanuca. Tuvo que despedir a 130 empleados y quedan sólo 14.

"El sector del turismo está en punto muerto", se lamentó.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados