CORREDOR HUMANITARIO

La carta de agradecimiento de un pasajero del Greg Mortimer: “Cuando el fútbol vuelva, volveremos con él”

El canciller Ernesto Talvi difundió una carta que recibieron en Cancillería de uno de los pasajeros. Destacó la tarea de una de las médicas que arriesgó su vida al subir al crucero para examinarlos. 

Equipos de médicos uruguayos realizaron la riesgosa misión de abordar el crucero “Greg Mortimer” y trasladar a tres pasajeros enfermos. Foto: Francisco Flores
Equipos de médicos uruguayos realizaron la riesgosa misión de abordar el crucero “Greg Mortimer” y trasladar a tres pasajeros enfermos. Foto: Francisco Flores

Los pasajeros del crucero Greg Mortimer que estaban varados en aguas territoriales por presentar casos de COVID-19 finalmente pudieron volver a sus países. En total 112 extranjeros volaron en la madrugada de este sábado luego de llegar al puerto de Montevideo. Habían sido examinados por médicos uruguayos días atrás y tres fueron internados en tierra. 

Después del éxito de la operación, el canciller Ernesto Talvi compartió en Twitter la carta de uno de los pasajeros, Steve en agradecimiento al gesto humanitario recibido. A continuación la carta completa: 

Estimado Roberto,

Próximamente, con el extraordinario apoyo brindado por su gobierno, una benevolencia que muy pocos están preparados para demostrar, estaremos siguiendo todas las instrucciones para proteger a la comunidad uruguaya y dirigirnos al aeropuerto de un avión médico especialmente preparado para ello nos llevará a casa.

Mi esposa y yo fuimos sumamente cuidadosos abordo (ella trabaja en control de infecciones) y no somos portadores del virus. Deseamos continuar así mientras dure la transición.

Cuando la increíble doctora subió a bordo ayer, le grité a través de mi máscara que me he enamorado de su país. Ella se arriesgó a caer al mar,  a ser aplastada entre los dos barcos mientras se metían las aguas embravecídas,  pero me miró con humanidad sonriente y emocionada mientras subía a nuestro barco. 

Mi esposa y yo volveremos. Anhelo encontrarme con usted con Ernesto Talvi y con esa doctora. Mirarlos a los ojos y darles la mano (porque entonces podremos hacerlo) y sinceramente decirles muchas gracias desde el fondo de nuestros corazones.
En el ínterin y cumpliendo con los protocolos de distanciamiento social y debo darles en su momento un inadecuado agradecimiento.  Pero por favor sepan que lo hacemos con lágrimas de nuestros ojos y sonrisa en nuestros corazones. No les volveré a molestar por un tiempo,  pero cuando el fútbol vuelva, nosotros volveremos con él.

Sinceramente, Steve

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados