ESTUDIO

El préstamo de US$ 70 millones del BID a Carolina Cosse provoca la intervención y análisis de Álvaro Delgado

Julio María Sanguinetti se reúne también con ediles para poder comenzar a definir qué se hará con el préstamo a la Intendencia Municipal de Montevideo.

Lacalle Pou y Cosse. Foto: Francisco Flores.
Lacalle Pou y Cosse. Foto: Francisco Flores.

El tablero político se agita en Montevideo. Ante la necesidad del Frente Amplio de negociar con blancos y colorados para conseguir los votos para aprobar en la Junta Departamental un préstamo del Banco Interamericano de Desarrollo (BID) por US$ 70 millones, los dirigentes de la coalición se reúnen para resolver cuál será su estrategia política. Las charlas ya comenzaron, y también los cálculos electorales.

Las conversaciones entre dirigentes escalaron a lo más alto, ya que los ediles de la coalición recurrieron a los líderes del Partido Nacional y el Partido Colorado para analizar las posturas partidarias. Así es que el secretario general de los colorados, el expresidente Julio María Sanguinetti, y el secretario de la Presidencia, Álvaro Delgado, se reunirán con la bancada de ediles de sus respectivos partidos.

El objetivo es definir la respuesta que se le dará al Frente Amplio, y abrir las negociaciones con la administración de la intendenta Carolina Cosse. El escenario se asemeja al debate que a comienzos de este año se dio en Canelones, cuando el intendente Yamandú Orsi pidió el apoyo de blancos y colorados para aprobar un fideicomiso por US$ 80 millones para obras en el departamento, algo que finalmente no obtuvo.

El proyecto.

La intendenta Cosse diseñó un pedido de préstamo al BID por US$ 70 millones. Son para financiar un plan de limpieza por US$ 47,6 millones y obras de saneamiento por US$ 22,4. Dentro de esos rubros hay montos asignados a mantenimiento, lo que implica por ejemplo la reparación y el recambio de los contenedores de basura. Allí es donde se genera la principal preocupación de blancos y colorados, sumada a que el pago de ese préstamo comenzaría a realizarse durante el próximo gobierno departamental y no durante la administración de Cosse.

Para lograr la aprobación en la Junta Departamental de Montevideo, el Frente Amplio necesita una mayoría especial de 21 votos. La coalición de izquierda tiene 18 ediles. El Partido Nacional cuenta con ocho votos, el Partido Colorado tiene cuatro y el Partido de la Gente uno.

Con este escenario, las llamadas, conversaciones por WhatsApp y reuniones entre blancos y colorados han sido intensas en los últimos días.

La presidenta de la departamental de Montevideo del Partido Nacional, Laura Raffo, se comunicó ya con Sanguinetti para saber si los colorados prestarán sus votos al Frente Amplio.

El sector de Sanguinetti -Batllistas- tiene uno de los cuatro ediles. Dos son de Ciudadanos -liderado desde la salida de Ernesto Talvi por el ministro de Ambiente, Adrián Peña- y el cuarto es de Tercera Vía, la cual es comandada por el diputado Gustavo Zubía.

Peña ha declarado públicamente que el plan de Cosse se enmarca en la estrategia nacional que busca impulsar su ministerio (ver recuadro). Es por eso que los colorados están analizando el tema. Aún no tienen una postura tomada, pero sí consideran que se tiene que avanzar en las obras de saneamiento para la capital.

Más allá de la reunión que Sanguinetti tendrá con los ediles colorados, quien entrará en juego será Delgado, que también intervino durante las negociaciones entre ediles por la votación del préstamo que intentó pedir Orsi.

El edil blanco Diego Rodríguez pidió una reunión con el secretario de la Presidencia para solicitarle su opinión al respecto. Los nacionalistas también se mantienen en contacto diario con Raffo.

A su vez, Rodríguez buscará reunirse con el ministro de Transporte y Obras Públicas, José Luis Falero. “Hay un montón de organismos además de la IMM que están involucrados en esta toma de deuda. Es necesario tener la voz de Presidencia para ver qué es lo que recomienda al respecto”, dijo el edil.

Postura común.

En el plano político, los blancos insisten en que la coalición debe buscar una postura común para votar en la Junta Departamental.

“Espero jugar en la cancha grande y tratar de votar como coalición, todos juntos, pero eso no quita que cada uno pueda tener su postura al respecto”, dijo Rodríguez. “Por un tema de señales políticas, me parece que está bueno que la coalición de Montevideo acompañe, o no acompañe, pero ir en conjunto para no generar una grieta innecesaria”, agregó.

El diputado blanco Álvaro Viviano comentó a El País que comenzaron a analizar el asunto en reuniones informales del partido. De todos modos, adelantó que hay preocupación por la estructura del préstamo. En los próximos días coordinarán acciones con los ediles para definir la postura.

“La estructura del préstamo preocupa. Se puede considerar positiva la decisión de acompañar, pero con una estructura de préstamo distinta. Montevideo necesita saneamiento y es muy difícil negar las obras. Siempre tuvimos predisposición a votar obras. Pero queremos analizar, porque así como está planteado me parece que merece hacer valoraciones e intentar cambiar la propuesta”, comentó el legislador.

El préstamo deberá ser votado antes del 17 de febrero, pues vence el plazo de 90 días para confirmar el contrato con el BID.

Sorpresa por los dichos de Peña

Entre los ediles blancos causaron sorpresa las declaraciones del ministro de Ambiente y líder de Ciudadanos, Adrián Peña, que el martes a la salida de una reunión con los ediles de su colectividad dijo que el proyecto de Carolina Cosse cuenta con “el visto positivo” de su cartera. En el Partido Colorado remarcaron que la posición de Peña fue en su rol de ministro, e insistieron con que el partido deberá hacer valoraciones políticas. Consultado por El País, el secretario general del Partido Colorado en Montevideo, Felipe Schipani, dijo que uno de los temas a analizar será “la estructura” del gasto de la IMM, así como las prioridades de inversión. Los colorados instaurarán hoy un “gabinete en las sombras” para “hacer un seguimiento de la gestión del gobierno departamental”, así como para generar insumos para el Comité Ejecutivo Departamental, dijo Schipani.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados