Votaron todos los partidos menos la Unidad Popular

Luego de casi dos años se ratificó el TLC con Chile

"Costó sangre, sudor y lágrimas, pero salió". La confesión del canciller Rodolfo Nin Novoa hecha pocas horas antes de que la Cámara de Representantes sancionara el Tratado de Libre Comercio (TLC) con Chile, suscrito hace dos años, reflejó lo que fue este tema para el Frente Amplio.

Rodolfo Nin Novoa, ministro de Relaciones Exteriores. Foto: Efe.
Rodolfo Nin Novoa. Foto: EFE

Los sectores del oficialismo que cuestionaban el tratado mandaron suplentes a votarlo, y así el TLC con la nación trasandina se aprobó por 85 votos en 86. El único que no votó fue el diputado Eduardo Rubio, de la Unidad Popular.

Tal como le confesó a radio Sarandí el canciller, ayer mis-mo habló con su homólogo chileno Roberto Ampuero para compartir la novedad. En Chile aún falta la sanción del tratado que se discute en el Senado de ese país.

Chile integra la Alianza del Pacífico y además tiene acuerdos de libre comercio con Corea del Sur, Perú, Colombia, México, Estados Unidos y China, y gran cantidad de con- venios de otro tipo con otros estados.

En el debate, el diputado colorado Tabaré Viera sostuvo que el tratado mejora las condiciones del comercio. Criticó el concepto de "economía cerrada" que practican algunos sectores del oficialismo y dijo que la economía globalizada es la que impera. "Celebramos que se vote un muy buen acuerdo, que es de última generación", apuntó el diputado.

"Algunos aspectos del tratado entusiasman, como el capítulo dedicado a las Pymes", dijo luego el diputado nacionalista Nicolás Olivera.

Cuando le correspondió hablar, el diputado de Unidad Popular Eduardo Rubio afirmó que los TLC "no son inocuos, asépticos como se los quiere mostrar, dicen que son el ejemplo más acabado de la modernidad". Es "la consagración de la política neoliberal al servicio del gran capital, del imperialismo", añadió.

El frenteamplista José Carlos Mahía habló favorablemente al TLC diciendo que "está inserto en la mejor historia de la política internacional del país que ha desarrollado desde 2005". Recordó que las disputas internas fueron laudadas en el Frente Amplio. "No es algo a demonizar ni a glorificar. Hay que analizar cada tratado y ver si es bueno", dijo Mahía.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)

º