YOUNG

Pastor protestante dijo en las redes que gays deben morir

El 4 de noviembre de 2020, la fiscal de Young, Guillermina Chouy, dispuso que Policía Científica hiciera un relevamiento de la red social de la iglesia protestante e indagara al pastor.

Fiscalía de San José. Foto: Fernando Ponzetto (Archivo)
La fiscal Guillermina Chouy investigó dichos de pastor. Foto: Fernando Ponzetto (Archivo)

El 15 de setiembre del año pasado se hizo la primera marcha del orgullo gay en la ciudad de Young. Ese mismo día, un pastor de una iglesia protestante realizó una publicación en su muro de Facebook y compartió el folleto en el que se promocionaba la marcha. Luego cuestionó la manifestación organizada por la comunidad LGBT (lesbianas, gays, bisexuales y transexuales).

Con el título “Triste pero real”, el pastor publicó: “Hoy a las 19 horas en nuestra pequeña ciudad de 18 mil habitantes, se realizará una marcha por la diversidad sexual. Cuando tiempo atrás lo veíamos en otros países o en Montevideo decíamos que esto si llegaba a nuestra ciudad (SIC), pero no tan pronto. Qué tristeza, pero al mismo nos gozamos porque la palabra de Dios se cumple”.

En su largo mensaje, el pastor aludió a la ciudad de Sodoma y comentó que, en esos días, existía “una podredumbre moral”, “degeneración de los hombres”, y fue ahí donde se consolidó “aquel pecado tan nauseabundo como la homosexualidad”.

Luego advirtió: “Hoy nosotros, a miles de años de esas generaciones, contemplamos exactamente lo mismo. Así, tal cual como en los días de Lot, los homosexuales están plagando nuestra sociedad y cautivando a muchos para que aprueben aquella degeneración que en la actualidad ha recibido el apelativo de ‘Minorías y diversidades sexuales’. Luego recordó palabras del apóstol Pablo: “Quienes habiendo entendido el juicio de Dios, (saben que) los que practican tales cosas son dignos de muertes”.

Tras ver la publicación del pastor en la página de Facebook de la iglesia protestante, 11 personas presentaron una denuncia en la Fiscalía de Young en su contra.

En el escrito, elaborado por el abogado Ricardo Majó Portela, se le atribuyen al pastor “hechos discriminatorios” con apariencia delictiva, entre ellos incitación al odio, desprecio o violencia hacia determinadas personas, difamación e injurias.

“Bajo la escucha de estar siguiendo un mandato religioso, Julio P. (nombre ficticio) se dirige a sus fieles y a la sociedad en su totalidad, pregonando en contra de toda la comunicad LGTB e incitando al odio y al desprecio público”, dice la denuncia a la que accedió El País.

Y agrega: “Es clara la intención de Julio P. de incitar el odio, ya que como se puede apreciar en su discurso, califica a todos los miembros de la comunidad LGTB no solamente de moralmente pobres, sino de pecadores nauseabundos, degenerados y dignos de muerte”.

La denuncia señala que “es especialmente grave” la cita bíblica que hace el pastor con la que señala a los homosexuales como dignos de muerte, ya que dichos como este, provenientes de quien pregona una religión, “pueden motivar a fanáticos religiosos” a tomar cartas en el asunto, como ha ocurrido incontables veces en el mundo.

El 4 de noviembre de 2020, la fiscal de Young, Guillermina Chouy, dispuso que Policía Científica hiciera un relevamiento de la red social de la iglesia protestante e indagara al pastor Julio P.

Según dijo el abogado Majó Portela, el imputado fue dos veces a declarar a la Fiscalía en los primeros meses de este año.

El martes 18, en la página de Facebook de la iglesia protestante de Young, el pastor se retractó de sus dichos.

“Públicamente, por este medio, pido perdón a todas las personas del movimiento LGBT que ofendí por mi forma de expresarme. Jamás fue mi intención ofender, denigrar ni incentivar al odio hacia las personas homosexuales, sino todo lo contrario, siempre estamos incentivando a los hermanos de la fe a amar con la verdad a todas las personas sin importar su condición sexual. Bendiciones”.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados