Realeza

Meghan y Harry comienzan a pagar Frogmore, su residencia británica

Los duques de Sussex comenzaron a pagar los más de tres millones de dólares que costó a los británicos renovar su residencia de Frogmore Cottage.

Meghan Markle y el príncipe Harry. Foto: Archivo
Meghan Markle y el príncipe Harry. Foto: Archivo

Meghan y el príncipe Harry cambiaron su vida en los últimos meses tras renunciar a su trabajo como miembros activos de la familia real británica. Mientras los duques de Sussex viven en California con el pequeño Archie, quien acaba de cumplir un año, aún conservan la casa en Windsor que les obsequió la reina Isabel: Frogmore Cottage.  

Tras renunciar a sus roles como miembros de la realeza, los duques revelaron su plan de pagar el costo de la renovación de Frogmore Cottage, que costó a los contribuyentes británicos US$3,1 millones, a través del Sovereign Grant, el impuesto que pagan a la reina Isabel y que mantiene a los miembros de la realeza. 

Según el Mail on Sunday, los pagos de la propiedad ya se están llevando a cabo y tardarán alrededor de 11 años en saldarlos.

El periódico  publicó este domingo: "Se ha acordado en silencio que la pareja comience a pagar el alquiler de la propiedad, a partir del mes pasado".

Además, el  rotativo aseguró que los pagos mensuales de Meghan y Harry serán un alquiler y que con él "pagan más de lo que sería la tarifa comercial, lo que les permite pagar los costos de construcción con el exceso".

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados