Publicidad

Lola de los Santos: "Sufrí ciberacoso luego de representar a Uruguay en Miss Universo"

Volverá a concursar por el país en el certamen Miss Supranational, que se realizará en Polonia del 17 de junio al 7 de julio.

Compartir esta noticia
Lola 1.jpg
Lola de los Santos.
Andrés Restano

Tania “Lola” de los Santos, la sanducera que levantó polvareda al representar a Uruguay en Miss Universo 2021, volverá a izar la bandera nacional en el certamen Miss Supranational, que se realizará en Polonia del 17 de junio al 7 de julio. Atesora casi 20 coronas de belleza, trabaja en Teledoce (en el programa ¿Quién es la máscara?), es la imagen de Enjoy Punta del Este y da clases en varias escuelas de modelaje.

Lola (así prefiere que la llamen) se expuso profesionalmente frente a una cámara por primera vez a los 13 años, cuando comenzó a hacer rodajes publicitarios. Luego le surgió la oportunidad de participar en la elección de la reina de la Semana de la Cerveza de Paysandú, su ciudad natal, donde comenzó su pasión por los certámenes de belleza. Más adelante se le fueron dando las oportunidades para trabajar como modelo. “Participé tres veces en la Semana de la Cerveza y recién en la última salí elegida como embajadora de Turismo. Fui mejorándome, anotándome en todos los certámenes que encontraba y acumulando experiencia. Siempre digo que aprendí mucho de perder en esos concursos”, comenta a Domingo.

-¿Qué aprendió de perder?

-A trabajar y entender que tenía que mejorar ciertos aspectos, no tanto del lado físico sino en cuanto al desenvolvimiento en la pasarela, a perder la vergüenza y a trabajar en mí misma. Cuando era chica pasé por varias situaciones que hicieron que fuera muy introvertida. Y los certámenes me ayudaron a erradicar de mi vida el tema de la vergüenza y la falta de confianza en mí misma.

Cuando tenía 6 años sus padres decidieron mudarse a Montevideo. “Nunca sufrí el vivir lejos de la ciudad en la que nací”, confiesa. Y más allá de que siempre ha estado vinculada al mundo de la belleza y el modelaje, se ha formado en otras cosas, porque sabe que la carrera puede ser efímera. “Soy analista en Recursos Humanos y técnica en liquidación de sueldos; además estudié para ser community manager e hice un taller de locución. He hecho varias cosas y pude trabajar de todas ellas, menos en locución, que es algo que tengo pendiente”.

Estar en los medios

Mientras ocupaba parte de su tiempo como promotora de perfumes en el Aeropuerto de Carrasco, la misma agencia que la contrataba le propuso ingresar al programa Trato hecho de Canal 12. “Arrancó en 2019 y desde ahí se fueron haciendo más temporadas. Se generó mucho cariño en el canal y luego me convocaron para La máscara, que es el éxito de la televisión uruguaya, por lo que estoy muy feliz con eso. Se generó un clima muy lindo, el canal me ayuda en la difusión, en las notas. Hace poquito estuve en Desayunos informales, es enriquecedor por varias partes”, destaca.

Ser la imagen del Enjoy Punta del Este es algo que también la reconforta. “Cuando era chica mis padres me llevaban de paseo al Enjoy, nunca imaginé que iba a trabajar para ellos. Estoy en la parte de contenido de las instalaciones del hotel y de su restaurante Brisas. Cuando puedo me doy una escapada para descansar allá”, dice.

LOla 2.jpg
Lola de los Santos representará a Uruguay en el certamen Miss Supranational, que se realizará en Polonia del 17 de junio al 7 de julio.
Andrés Restano

Los certámenes

Previamente a Miss Universo, Lola participó en World Top Model, Miss Sea World y Miss Continentes Unidos. En lo local ganó cerca de 20 coronas, entre ellas la de Miss Iporá, Miss Punta del Este, Miss Costa Azul, Miss Ciudad de la Costa, Reina de la Prensa y Reina del Verano.

“Cuando se está en los certámenes, una siempre sueña con ir a Miss Universo, pero no todo el mundo sabe que yo me presenté cinco veces a ese casting. Todo se dio cuando decidí participar en Miss Mundo Uruguay. No estaba enfocada para nada en Miss Universo, pero surgió la oportunidad, por la organización que estaba en ese momento con la franquicia, de que las chicas que participábamos en Miss Mundo nos pudiéramos postular. Tuve el placer de ganar y participar en Miss Universo, que ese año se hizo en Miami, en plena pandemia”, recuerda.

Aquel 2021 compitió contra las mujeres más hermosas del mundo y contra representantes de países en donde el tema de los concursos de belleza es una verdadera industria.

“Ser Miss Uruguay muchas veces cuesta el doble. Todavía las personas en este país piensan que se busca a una persona hegemónica, perfecta. Y a mí me gusta hablar de la evolución de la disciplina. En mi experiencia, Miss Universo fue difícil, yo estaba trabajando en la salud en plena pandemia (en el área administrativa de una mutualista y ayudando en la agenda de coordinación de hisopados) y mi padre fue uno de los primeros casos de coronavirus que hubo en Uruguay; estuvo muchísimo tiempo encerrado en su casa, aunque pudo recuperarse. Fue todo muy difícil emocionalmente”, recuerda.

Un look polémico

Lola cobró una inesperada fama por su vestimenta durante la gala de Miss Universo. Para la ocasión modeló como traje típico un vestido con el arcoíris de la diversidad y la leyenda: No more hate, violence, rejection, discrimination (No más odio, violencia, rechazo, discriminación).

Se había graduado hacía poco como analista en Recursos Humanos y se había declarado abiertamente bisexual en algunas entrevistas previas. Y aunque en redes sociales muchos celebraron el compromiso de la miss con la causa de la diversidad, otros la cuestionaron duramente. Incluso no faltaron comentarios de usuarios que reclamaron al gobierno y a otras entidades algún tipo de contralor en este tipo de representaciones del país en un certamen internacional. Pero Lola no fue la única en esa instancia embanderada por alguna causa: Miss Singapur, Bernadette Belle Ong, lució una capa con una leyenda que llamaba a “detener el odio a los asiáticos”. Y la representante de Myanmar (Birmania) desfiló con un cartel en el que se leía: “Pray for (recen por) Myanmar, en alusión a la crisis política que atravesaba el país.

“En toda la competencia de Miss Universo sufrí acoso en redes sociales. También la sufrí antes y después, cuando llegué a Uruguay. Nunca me había pasado (aunque de pequeña fui víctima de bullying), fue muy estresante para mí. Ahí entendí que tenía que darle mucha atención a mi salud mental”, recuerda Lola.

La miss uruguaya dice que está de acuerdo “con la libre expresión pero no con la libre agresión” y que cuando salió en los medios, mucha gente opinó que ella “no era una mujer real”.

“Lo que yo más embandero es la belleza natural. Estoy de acuerdo con las cirugías aunque jamás me hice una. Me enorgullece poder decir que he representado al Uruguay tal cual soy, con una preparación intelectual y cultural”, sostiene.

Tras lucir el vestido con mensajes a favor del colectivo LGBTI, Lola recibió mensajes que incluso le deseaban la muerte. “Son mensajes que nadie debería recibir. Y aunque tenía el apoyo de mi familia, uno termina pensando si hizo las cosas mal, si esas personas tienen algo de razón. Se hace difícil controlar la mente”, confiesa.

El 16 de junio viajará hacia Cracovia para participar de la 15ª edición de Miss Supranational. “Se enfocan en buscar a una mujer que sea una inspiración y se hace muchísimo énfasis en los proyectos sociales. Yo siempre embanderé el tema de la sostenibilidad y el cuidado del medio ambiente. Hoy trabajo como voluntaria en una iniciativa de la costa que se llama Fuente Esperanza y que ayuda a más de 30 familias en Neptunia, para las que se hacen ollas populares, meriendas y diferentes actividades. Si no tenés un proyecto social, directamente no podés participar de Miss Supranational, aunque por supuesto se mantienen la pasarela, los vestidos y el maquillaje”, concluye.

¿Encontraste un error?

Reportar

Temas relacionados

miss universo

Te puede interesar

Publicidad

Publicidad