LAS MENTIRAS DE WHATSAPP

¿Es posible morir por llevarse el enchufe de un cargador a la boca?

En WhatsApp hay mentiras, verdades a medias y anuncios que aparecen como rumores y terminan siendo reales.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Mentiras de Whatsapp

En WhatsApp hay mentiras, verdades a medias y anuncios que aparecen como rumores y terminan siendo reales. Circula una advertencia sobre el peligro de dejar un cargador de celular enchufado: ¿Puede ser tan peligroso? ¿Es cierto que un niño murió electrocutado?

Luego de recibir el mensaje uno se pregunta si es real, o al menos cuánto de verdad hay en él. Se trata de una advertencia más de las que recorre el mundo preocupando a muchos, y en este caso un poco más a quienes tienen niños.

El texto, acompañado por una foto de un cargador de celular enchufado, asegura que este acto cotidiano puede llegar a ser mortal. Quien lo escribe dice ser bombero y agrega que sus colegas han atendido el caso de un niño que murió electrocutado al llevarse el cable del cargador a la boca.

¿Un cargador enchufado puede darnos una descarga como para causar la muerte? ¿Puede un celular que se está cargando provocar algún daño?

El País habló con Alicia Fernández, vicepresidenta de la Sociedad Uruguaya de Pediatría. En relación al mensaje que circula y por el que muchos pueden pensar que el caso ocurrió en Uruguay, la pediatra dijo que no tiene conocimiento de que haya ocurrido algo así. Aclaró sí que hubo algunos reportes de niños lesionados, pero que en esos casos los pequeños habían mordido el cable de la zapatilla a la que estaba conectado el cargador.

“Los cargadores de celular tienen un transformador que genera un voltaje mínimo”, explicó. Y agregó que “el problema se da cuando los niños muerden la zapatilla o el cable de la zapatilla, porque eso tiene 220 voltios”.

Fernández dejó claro que el voltaje de un cargador de celular es muy bajo y que por ese motivo no es posible que electrocute a una persona. Pero aclaró que “no hay que minimizar” ese bajo voltaje “porque los transformadores pueden tener fallas”, y allí está también el peligro.

“Hay que aplicar sentido común e insistir en prevenir”, sostuvo Fernández, llamando a las familias a que no dejen al alcance de los niños las zapatillas y los cables, porque “a los niños los enchufes los atraen 100%”. Es importante “no dejar los dispositivos ni equipos enchufados más allá de lo necesario y hay que revisar que las conexiones y cables estén en buenas condiciones”.

Según han reportado medios internacionales, en otros países han ocurrido casos de este tipo que terminaron en tragedia. Pero estos casos parecen tener el denominador común del que habló Fernández: el cargador presentaba algún daño.

En junio de 2014, Sheryl Anne Aldeguer, una filipina de 28 años, murió en Australia electrocutada al usar su teléfono celular mientras este se cargaba. Los investigadores señalaron que el cargador no era original, que tenía una falla y que le envió 240 voltios.

En septiembre de 2016 un niño de un año murió en Paraguay tras llevarse a la boca el cargador de un celular que estaba enchufado. Los médicos dijeron que el cargador estaba dañado y eso provocó la fuerte descarga.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)