MIRÁ EL VIDEO

Preocupa la salud de Carmen Barbieri luego de haber sido hipnotizada en TV

Luego de la hipnosis, la comunicadora se descompuso y lleva varios días sin asistir a su programa.

Carmen Barbieri
Carmen Barbieri hipnotizada por John Milton.

Carmen Barbieri faltó a la conducción de Mañanísima, su programa en Ciudad Magazine) por razones médicas. La comunicadora argentina se descompuso hace unos días y mantiene reposo en su casa luego de haber sido por John Milton en la emisión de este martes en su programa.

Pampito Perelló Aciar y Estefanía Berardi, quienes tomaron su lugar en el programa hablaron de la salud de Barbieri y pusieron al aire un audio de la conductora. “Estoy en la cama muy mareada, pero por lo menos mejor que ayer, pero muy mareada", señaló.“Espero tener fuerzas para mañana, que no puedo soportar faltar. No entiendo qué me está pasando este año que falto al trabajo. Me están pasando cosas que no puedo ir a trabajar. No me pasa nunca esto, voy muerta a trabajar, pero esta vez no puedo estar parada del mareo que tengo”, agregó la presentadora. 

Este martes Barbieri y Berardi realizaron una sesión de hipnosis con John Milton. El profesional les indicó que hicieran ejercicio de respiración: “Vamos a respirar con los ojos abiertos y jalar el aire con tanta fuerza que inflaré mi caja toráxica”.

En un momento, Milton se acercó a Barbieri y tras tomarla del cuello, dijo: “Soltar, aflojando la cabecita, el cuellito”... Entonces la capocómica se desplomó sobre el sillón que estaba detrás suyo. Luego hizo lo mismo con Berardi.  “Estamos en un principio de un estado hipnótico”, señaló Milton. 
“Sea cual sea su credo filosófico haga un mantra y sobre usted comenzará a caer luz”, les aconsejó. Y agregó: “Durante 30 días no tendrá dolor, estrés ni preocupación. Contaré hasta cinco y despertará positiva, sin dolor, como si le hubieran sacado un lastre que venía cargando”. Finalmente las hizo despertar a las comunicadoras.

“Wow, estoy mareada. Me siento totalmente liviana. Estoy como si me hubiese tomado un frasco de clonazepam. Estoy bien, pero rara”, reconoció Barbieri al reabrir sus ojos. Berardi, por su parte, reveló: “Cuando empezamos a respirar, yo sentía que me desmayaba. Tuve que aflojar el ritmo de la respiración, tremendo”.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados