COPA SUDAMERICANA

Nacional 2-0 Unión: buen juego y dos golazos, la fórmula tricolor para acariciar cuartos

Franco Fagúndez (3') y Leandro Lozano (20') clavaron dos tremendos disparos en la primera mitad para sellar el triunfo en la ida por los octavos de final.

Nacional vs. Unión
Leandro Lozano celebra su gol a Unión. Foto: Estefanía Leal

Nacional venció 2-0 a Unión de Santa Fe en el partido de ida por los octavos de final de la Copa Sudamericana y dio un muy buen primer paso, pues dejó encaminada la clasificación a la próxima instancia con dos golazos convertidos en la primera mitad por Franco Fagúndez y Leandro Lozano. La vuelta será el próximo martes a las 19.15 en campo del Tatengue.

Primer tiempo

Dos derechazos, uno a colocar desde el borde del área y otro a tres dedos y potente para clavar la pelota en el ángulo, le permitieron a Nacional irse al descanso con un 2-0 tan merecido como tranquilizador. El tricolor presionó mucho a Unión, fue dinámico en bloque, cerró los espacios, obligó al rival a dividir el balón y le cortó así los caminos hacia Sergio Rochet.

Nacional fue peligroso desde el primer minuto, porque antes de que la aguja llegara a dar la primera vuelta de reloj ya el arquero uruguayo Santiago Mele había evitado la caída del arco Tatengue, aunque no demoró, porque Franco Fagúndez recibió al borde del área y acarició el balón para ponerlo contra el palo. Alfonso Trezza (una vez más de gran despliegue ofensivo y defensivo) inquietó por derecha, mandó un disparo alto a los 12' y a los 20' llegó el segundo tanto tricolor, cuando Leandro Lozano tomó un despeje a unos cinco metros del área y sacó un derechazo a tres dedos con la fuerza de un cañón.

Nacional vs. Unión
Emmanuel Gigliotti ante Unión. Foto: Estefanía Leal

Unión pasó a tener más el balón, a empujar a un equipo tricolor que permitió ser empujado para tratar de lastimar de contraataque, pero el marcador no se movió. Dominó Nacional y luego de 45 minutos se fue al descanso con una ventaja justificada y tranquilizadora.

Segundo tiempo

El tricolor afrontó al segunda mitad consciente de que un gol más podía liquidar no solo el partido, sino la llave. Sin embargo, salió con calma, sin hacer locuras. La responsabilidad estaba del lado de enfrente, que debía salir a buscar el descuento. Fue por eso que el complemento tuvo menos brillo, porque Nacional se dedicó a marcar, tapar huecos, cubrir espacios y tratar de lastimar de contraataque.

Nacional
El festejo de Nacional ante Unión. Foto: Estefanía Leal

Unión llevó la iniciativa, pero no generó mucho peligro para Rochet. Nacional, en cambio, tuvo tres muy claras en los pies del Colo Ramírez (reemplazó a Gigliotti a los 74') y Matías Zunino que tapó Santiago Mele, responsable de que el Tatengue llegue con ciertas expectativas de revertir la serie el próximo martes a las 19.15 en Santa Fe.

Ganó Nacional y lo hizo con justicia, sobre todo por lo bien que jugó en la primera mitad, en la cual además encontró dos golazos. Pero por sobre todo tuvo el gran mérito de haber impuesto su voluntad pese a las cuatro bajas por COVID que tuvo el equipo en la previa del encuentro.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados