ENCUESTA

¿Qué prevén bancos y analistas para el dólar, la economía uruguaya y el déficit este año y el próximo?

Consultoras, bancos y AFAP subieron sus estimaciones económicas. Concretamente, elevaron sus proyecciones en consenso de que el PIB crecerá 3% en 2021.

Vista panorámica de la Plaza Independencia. Foto: Nicolás Pereyra
Vista panorámica de la Plaza Independencia. Foto: Nicolás Pereyra

Este contenido es exclusivo para nuestros suscriptores.

La economía regional “debería recuperarse este año, mientras que se espera que el ritmo de expansión se enfríe notablemente en 2022 a medida que el crecimiento de la demanda interna y externa se modere en medio de posturas menos expansivas de política fiscal y monetaria. Los principales factores a tener en cuenta son la propagación de nuevas variantes de COVID-19 y los resultados de las elecciones en varios de los grandes actores de la región”. Ese es el contexto que plantea la consultora FocusEconomics para América Latina.

En octubre, la estimación promedio para la región es de un crecimiento de la actividad en 2021 de 6,2% (0,2 puntos más respecto a septiembre) según el informe que acompaña el sondeo que se realiza a bancos y consultoras. Para 2022 la expansión regional prevista es 2,7%.

En el caso de Uruguay, los economistas y bancos subieron sus estimaciones (luego de mantenerlas en septiembre, subirlas levemente en agosto y previamente bajarlas por dos meses consecutivos) del Producto Interno Bruto (PIB) para 2021, según la encuesta FocusEconomics Consensus Forecast LatinFocus de septiembre (a la que accedió El País).

“El PIB se expandió en el segundo trimestre en forma interanual por primera vez desde el tercer trimestre de 2019. El crecimiento se debió principalmente a un efecto de base de comparación bajo, pero la actividad también aumentó en términos secuenciales en el período. En términos anuales, la demanda interna lideró el repunte, ya que el consumo privado se expandió con fuerza, mientras que el consumo público y el crecimiento de la inversión fija se aceleraron. En el frente externo, tanto las exportaciones como las importaciones de bienes y servicios se recuperaron a un ritmo saludable”, señaló la consultora sobre Uruguay.

“El impulso probablemente se transfirió al tercer trimestre, ya que la flexibilización de las restricciones por el COVID-19 deberían haber continuado estimulando el gasto de los hogares, mientras que el fuerte crecimiento de las exportaciones sugiere que el sector externo se mantuvo sólido”, agregó.

Según FocusEconomics, para el último trimestre, “las condiciones deberían seguir siendo optimistas, ya que el fuerte progreso en la vacunación y los nuevos casos de COVID-19 relativamente moderados a principios de octubre son un buen augurio para la actividad”.

Latinfocus

En resumen, FocusEconomics prevé que “la economía debería expandirse este año a medida que una mayor inversión respalde la demanda interna. En 2022, el crecimiento del PIB debería acelerarse ligeramente, y las exportaciones probablemente se beneficiarán de una demanda externa saludable. Sin embargo, la prudencia fiscal y la persistente incertidumbre sobre la evolución de la pandemia nublan las perspectivas”.

Los bancos y consultoras (son 20 los que responden este mes) elevaron sus proyecciones en consenso de que el PIB en Uruguay para 2021 crecerá 3% (en septiembre y agosto era 2,8% y en julio estimaban 2,7%). Las respuestas varían entre 2,2% (Cinve) y 3,8% (Torino Capital). La estimación del Ministerio de Economía y Finanzas (MEF) es de un alza de 3,5% en 2021.

El pronóstico de crecimiento de 3% de los analistas ubica a la uruguaya como la economía que menos crecería en 2021 en la región. Venezuela (que no está incluida en el promedio regional) será el único cuyo PIB caerá: -0,6%.

Para 2022, los economistas y bancos estiman en consenso que la economía uruguaya crecería 3,2% (misma proyección que en septiembre, agosto y julio) con respuestas entre 2,5% (Itaú Unibanco) y 4,5% (Capital Economics). El MEF prevé una expansión de 2,5%.

Déficit fiscal.

Los analistas prevén que el déficit fiscal en Uruguay mejore en 2021 y 2022 (respecto a 2020 y 2021 respectivamente) tras el mayor impacto del coronavirus que generó menor recaudación de impuestos, aportes, tasas y mayor gasto en salud y medidas paliativas por la crisis económica. En 2020, el déficit sin el efecto “cincuentones” fue de 5,8% del PIB (cuando la estimación del gobierno era de 6,5% del PIB). El efecto “cincuentones” genera que aquellos que tienen en torno a esa edad y se salen del régimen de AFAP (una ley los habilitó) vuelquen lo acumulado en esas administradoras a un fideicomiso que administra el Banco de Previsión Social. Si bien eso es un ingreso para las arcas del Estado, en el largo plazo más que se revertirá, al ser mayor el gasto en pagar esas jubilaciones.

Para 2021 el consenso de los consultados (respondieron 12) estimó que el rojo de las cuentas públicas (sin el efecto “cincuentones”) será de 4,7% del Producto, mismo guarismo que en septiembre, mientras que en agosto y en julio estimaban 4,9%. El mínimo previsto es de 3,8% (Euromonitor International) y el máximo es de 5,5% del PIB (Fitch Solutions). El MEF prevé un déficit de 4,9% del PIB en 2021.

Para 2022, bancos, consultoras y AFAP proyectan un déficit fiscal de 3,6% del Producto -en septiembre estimaban 3,8%, en agosto 3,9% y en julio 4% del PIB-, con respuestas entre 2,6% (JP Morgan) y 4,2% del PIB (Fitch Ratings). El MEF estima un déficit de 3,1% del PIB.

¿A cuánto estará el dólar a fin de año y al cierre de 2022?
Dólares

Para el cierre de 2021, los encuestados por LatinFocus prevén en consenso que la moneda estadounidense cotice a $ 43,80 (estimaban $ 44 en septiembre, $ 44,60 en agosto y $ 44,80 en julio). Las respuestas van de $ 42,50 (Equipos Consultores) a $ 46 (Torino Capital). La estimación de consenso, supone una estabilidad del dólar desde ayer hasta fin de año.

Para fin de 2022, las consultoras, bancos y AFAP ven al dólar en $ 45,60 (en septiembre pronosticaban $ 45,90, en agosto $ 46,70 y en julio $ 46,80). El mínimo esperado es de $ 42,80 (HSBC) y el máximo es de $ 47,30 (Moody’s Analytics).

Ayer, el dólar interbancario bajó mínimamente (tras subir en las 14 jornadas previas) 0,03% y se negoció en promedio a $ $ 43,889. La moneda estadounidense cotizó ayer entre $ 43,80 y $ 43,97, para finalizar en $ 43,83. El valor de cierre cayó 0,23% respecto al anterior.

En la semana, el billete verde se incrementó 1,08% “punta a punta” (al comparar el promedio de ayer con el del viernes previo). Es la tercera semana al alza para el billete verde. En el mes el dólar sube 2,21% y en el año aumenta 3,66%.

A través de las pantallas de la Bolsa Electrónica de Valores (Bevsa), en la semana se realizaron 158 operaciones por US$ 65,2 millones. El viernes se realizaron 37 operaciones por US$ 15,2 millones.

Al público en las pizarras del Banco República (BROU), el dólar bajó ayer 10 centésimos y cerró en $ 42,65 a la compra y $ 45,05 a la venta. En la semana el dólar al público subió 40 centésimos “punta a punta”.

En Brasil, principal mercado de referencia cambiaría, el dólar cayó ayer 0,87% y cerró en 5,451 reales. En el mes la moneda estadounidense en Brasil lleva un alza de 0,21% y en el año sube 4,89%.

En Argentina el dólar oficial subió 0,02% ayer y cerró en 99,18 pesos argentinos. En octubre se incrementa 0,45% y en el año el sube 17,86%.

Inflación: solo uno de 15 espera se cumpla meta

En octubre los 15 encuestados por LatinFocus (cinco no respondieron) estimaron en consenso que la suba de precios en 2021 será de 7,4% (frente a 7,2% en los seis meses previos). Las respuestas van entre 6,9% (Moody’s Analytics) y 8,3% (Torino Capital). La estimación del gobierno es de 6,9%. Solo uno de 15 analistas espera que se cumpla la meta oficial de entre 3% y 7%. Para 2022 los analistas proyectaron en consenso una inflación de 6,7% (por séptimo mes consecutivo).

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados