ACTO OFICIAL

Homenaje a los Profesores de la República

La muerte bárbara de un profesor de liceo, de un profesor de historia en un liceo, que enseñaba la libertad de pensar, es un acto sin precedentes.

Emmanuel Macron. Foto: Reuters
Emmanuel Macron. Foto: Reuters

El presidente Emmanuel Macron realizará hoy un homenaje solemne, en el patio de honor de la Sorbonne, la más antigua y prestigiosa universidad francesa, a la memoria martirizada de un profesor asesinado el viernes pasado.

Esta muerte conmocionó y estremeció profundamente a Francia.

La muerte bárbara de un profesor de liceo, de un profesor de historia en un liceo, que enseñaba la libertad de pensar, que enseñaba a sus alumnos el espíritu crítico, que enseñaba a esas jóvenes almas una mirada en perspectiva de la actualidad y el irremplazable significado de los valores que son el fundamento republicano de Francia -la libertad, la igualdad, la fraternidad, la laicidad- es un acto sin precedentes.

Este profesor se llamaba Samuel Paty.

Este profesor de historia, escrupuloso, riguroso, de 47 años, fue degollado y decapitado por un islamista radical.

Samuel Paty fue asesinado por haber dado una clase sobre la libertad de expresión.

Este acto de una crueldad inaudita es una declaración de guerra al conocimiento, a la escuela, a la transmisión del docente al alumno, al despertar de las consciencias, a la cultura y a todo lo que constituye desde el siglo XVIII, en Francia y en Europa, en América latina y en Uruguay, nuestro pacto democrático.

Francia no cederá ni un milímetro del terreno de sus valores.

La escuela, los colegios, son los centros sagrados de la República.

Asesinar a un profesor es atentar contra su pilar más preciado.

Hoy, Francia honra a sus profesores, vigías indispensables y fuentes de luz de nuestra democracia.

Montevideo está lejos de París, evidentemente.

Pero cada mañana, así como al caer la tarde, al pasar por la Rambla delante del Liceo francés Jules Supervielle, veo nuestra divisa republicana de Libertad, de Igualdad y de Fraternidad brillando bajo la luz matinal o crepuscular, con un resplandor incomparable: la luz de una laicidad tolerante, fraterna, inteligente y emancipadora.

En el patio de honor de la Universidad de la Sorbonne se expresará la profunda convicción de que la cultura y el saber están en el corazón de nuestra sociedad democrática y que la libertad de expresión es la condición de la razón, de la tolerancia y del civismo ciudadano.

Reconocimiento y homenaje, entonces, a los profesores y a Samuel Paty.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados