GRAN BRETAÑA

Atentado terrorista en Londres: hay dos muertos y la policía abatió al atacante

El sospechoso de haber cometido el ataque murió en la escena del suceso y portaba un artefacto adosado al cuerpo que resultó ser un falso explosivo, según informaron las autoridades policiales.

Operativo policial tras atentado terrorista en Londres. Foto: AFP
Funcionarios policiales se despliegan en el Puente de Londres después de la agresión criminal cometida por un hombre. Foto: AFP

La policía Metropolitana ha matado a tiros al presunto terrorista que se disponía a sembrar el caos en el puente de Londres, el mismo escenario donde hace dos años y medio se produjo otro atentado. Dos personas han muerto y otras tres han resultado heridas durante el ataque, en el breve tiempo que el sospechoso tuvo hasta que un grupo de peatones le bloqueó, antes de que llegaran los agentes.

“Son los mejores de todos nosotros”, elogió el alcalde, Sadiq Khan, a los que se arrojaron sobre el agresor. No sabían, como informó después Scotland Yard, que llevaba “un artefacto explosivo falso”.

Es una de las zonas más transitadas de Londres y ayer viernes se ha convertido en el centro de atención del país, en vísperas del periodo de Navidad (cuando la ciudad se vuelve un hervidero) y en medio de tensa campaña electoral.

A media tarde la Policía Metropolitana recibió el aviso: un grupo de personas se enfrentaba a otra que portaba un arma blanca y que había atacado a varios peatones.

El puente fue cortado de inmediato mientras llegaban vehículos policiales y ambulancias.

Scotland Yard desalojó a todos los peatones que transitaban aún por la parte peatonal de su gran plataforma y pidió a los ciudadanos que evitaran esa zona.

La policía trabaja en el lugar de un atentado terrorista en Londres. Foto: AFP
La policía trabaja en el lugar de un atentado terrorista en Londres. Foto: AFP

A pesar de la confusión de los primeros minutos, las autoridades procedieron de inmediato a actuar como si se tratara de un atentado terrorista. Los vídeos grabados por algunos de los testigos mostraban con detalle gran parte de lo sucedido en el lado norte del puente. Al menos dos peatones se habían abalanzado sobre el agresor y forcejeaban con él para intentar mantenerle inmovilizado. De inmediato, llegaron varios agentes de policía que conminaron a los ciudadanos a alejarse del sospechoso.

Las imágenes mostraban a un hombre con traje y corbata que parecía haber arrebatado al atacante un largo cuchillo. Un agente arrastró por la ropa a la otra persona para aislar al presunto terrorista. Fue entonces cuando la policía le mató de dos tiros.

“Agentes especializados de la policía de la City de Londres [la zona autónoma donde se concentran los servicios financieros] dispararon a un varón sospechoso. Puedo confirmar que el sospechoso murió en la escena”, dijo Neil Basu, el responsable de Operaciones Especiales de Scotland Yard.

En un primer momento, la policía habló de cinco heridos, algunos de ellos de gravedad. A última hora de la tarde se confirmó que dos de ellos habían fallecido posteriormente.

“Debido a los primeros informes, que apuntaban a que el sospechoso podía llevar un artefacto explosivo, acudieron a la zona especialistas y se procedió a acordonarla para evitar daños mayores”, explicó Basu. “Puedo confirmar que el artefacto que llevaba amarrado a su cuerpo era un artefacto explosivo falso”, añadió.

El sospechoso había comenzado a atacar a algunos viandantes en las cercanías del Fishmonger’s Hall, el edificio histórico que en su día albergó el gremio de pescadores de la City. Desde allí se alejó corriendo al cercano puente de Londres, donde algunos de los ciudadanos que le perseguían lograron retenerle.

Policías en el Puente de Londres. Foto: Reuters
Policías en el Puente de Londres. Foto: Reuters

El alcalde de Londres, el laborista Sadiq Khan, confirmó poco después que las autoridades investigaban oficialmente lo sucedido como un “atentado terrorista” grave, dio las gracias a las fuerzas de seguridad por su respuesta y se deshizo en elogios con los ciudadanos anónimos que se habían lanzado a detener al agresor. “Son los mejores de todos nosotros. El hombre abatido representa lo peor de la humanidad. Los ciudadanos que lo inmovilizaron y los agentes de policía representan lo mejor de la humanidad. Hemos visto una muestra increíble de heroísmo, con personas que han corrido hacia el peligro sin pensárselo”, dijo Khan.

A sus elogios se sumó el primer ministro, Boris Johnson, quien abandonó la campaña electoral (el Reino Unido celebrará elecciones generales el próximo 12 de diciembre) para regresar a Downing Street y seguir de cerca la investigación. “Son los mejores de nuestro país y en nombre de todo el país quiero darles las gracias”, dijo Johnson, quien aseguró que, “hasta donde sabemos”, el atentado había sido desactivado y no se esperaban nuevos ataques.

La jefa de Scotland Yard, Cressida Dick, agradeció a las personas que mostraron “un valor extraordinario al intervenir” o “siguiendo las instrucciones de los policías en el lugar”.

“Este apoyo de la gente nos ayuda más de lo que pueden imaginar”, enfatizó.

Policía en el Puente de Londres. Foto: Reuters
Policía en el Puente de Londres. Foto: Reuters

La policía actuó a la defensiva frente a un atentado del que no había advertencia previa. Los servicios de inteligencia no habían emitido alertas y, de hecho, a principios de mes el nivel de alerta terrorista en el Reino Unido se había rebajado de “grave” a “relevante”. La investigación, dirigida desde un principio por la Unidad Antiterrorista de Scotland Yard, en colaboración con el MI5 (el servicio de espionaje interior), se centra ahora en determinar la identidad del presunto terrorista abatido y establecer si tenía vínculos con alguna organización o actuó por su cuenta.

La situación subió de tensión cuando los agentes descubrieron un camión blanco cruzado en medio del puente que parecía colocado para bloquear al resto de vehículo en los dos sentidos. Scotland Yard descartó más tarde que ese hecho aislado guardara relación alguna con el ataque terrorista, pero los vídeos grabados por algunos testigos muestran a un grupo de policías apuntando a la cabina del conductor e intentando abrir la compuerta de su carga para comprobar su interior.

Escenas de pánico.

Aunque las autoridades de transportes de la ciudad se apresuraron en reanudar el tráfico fluvial y reabrir la estación de metro de London Bridge, todos los residentes en las zonas que permanecían acordonadas fueron obligados a evacuar sus viviendas y se procedió a realojarlos.

Durante los primeros minutos se produjeron escenas de pánico entre los numerosos peatones que circulaban por el puente y sus alrededores. “Vi al menos a un centenar de personas presas de un ataque masivo de pánico. Yo estaba conmocionada, no sabía lo que ocurría. Parecía todo salido de una película. Podías ver el terror en la cara de la gente”, contó una testigo, Julia O’Dell, al diario The Guardian.

Junto a los numerosos vehículos de policía y ambulancias que acudieron de inmediato al puente de Londres y sus accesos, al menos treinta miembros del cuerpo de bomberos de la ciudad y seis camiones plenamente equipados se posicionaron por si se requería su asistencia.

El 3 de junio de 2017, el puente de Londres fue el escenario de otro cruento ataque terrorista. Tres atacantes arrollaron a los peatones que caminaban por una de las pasarelas hasta que el vehículo chocó. Posteriormente siguieron apuñalando a pie a varias personas.

El español Ignacio Echeverría, quien llevaba años trabajando cerca de esa zona, saltó apresuradamente de su bicicleta para ayudar a una de las víctimas de otro ataque terrorista. Ignacio, “el héroe del monopatín” (venía de practicar su afición ese mismo día) fue uno de los ocho muertos en esa tragedia, junto a otros 48 heridos. Los tres terroristas fueron abatidos. La reina Isabel II entregó a los padres del español la máxima condecoración en reconocimiento a su valor durante una ceremonia íntima en el palacio de Buckingham.

Tres menores heridos en La Haya
Ataques de este viernes en La Haya terminaron heridos. Foto: AFP

Tres menores resultaron heridos en un ataque con arma blanca en una de las principales calles comerciales de La Haya (Holanda) el viernes por la noche, informó la policía.

“Las tres víctimas del incidente de apuñalamiento en Grote Marktstraat son menores de edad. Estamos en contacto con sus familias”, dijo la policía de La Haya en Twitter, sin precisar las edades.

La Policía ha detenido a un hombre de unos 35 años cerca del lugar donde ocurrió el apuñalamiento, aunque se desconoce que sea el presunto autor del ataque que estaban buscando las autoridades.

Una portavoz de la Policía se negó a confirmar si se trata del autor de las agresiones, aunque este hombre, con pantalones verdes, chaqueta negra y con rastas en el pelo, fue detenido a tan solo unos metros de la calle comercial Grote Markstraat y en todo momento resistió a los agentes que intentaban trasladarle hasta el furgón policial.

Medios de comunicación holandeses mostraron imágenes de gente congregada ante un cordón policial en la calle comercial de La Haya, donde poco antes numerosas personas estaban comprando con motivo de las rebajas del denominado “Black Friday”.

Helicópteros policiales sobrevolaban el lugar, y en la calle había varias ambulancias.

“Estamos contemplando todas las posibilidades”, explicó una portavoz policial, citada por la agencia ANP. “Estamos haciendo amplias investigaciones. A causa de su complejidad, esto lleva su tiempo”, añadió. (Con información de AFP y EFE)

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)