DENUNCIO EXPULSIÓN

Autoridades de Jackson Bar afirman que no tienen registro de discusión con Romina Juani

Según informaron desde Jackson Bar, la discusión comenzó porque la Miss Trans Uruguay y una amiga colocaron sus carteras en la barra, lo cual no permite el local nocturno.

Romina Juani
Romina Juani

Autoridades de la Intendencia de Montevideo y del boliche Jackson Bar se reunieron este miércoles tras la denuncia de la Miss Trans Uruguay 2016 Romina Juani, que denunció públicamente haber sido discriminada en dicho boliche el fin de semana pasado, donde fue expulsada.

La mujer trans que denunció la situación, dijo a El País que Jackson Bar tiene cámaras que pueden corroborar que no estaba teniendo ninguna conducta inapropiada cuando fue expulsada por la seguridad del lugar.

Juani dijo este lunes a El País que hizo una denuncia por discriminación en la seccional 5ª y que optó por hacer otra “pública” a través de varios medios de comunicación que recogieron su testimonio.

En su cuenta de Instagram compartió un video de un tenso diálogo con los guardias de seguridad. Uno de ellos se refiere a ella como “flaco”, para luego corregirse y agregar: “Bueno: flaco, flaca, flaque... no sé lo que sos, la verdad”.

Este miércoles de tarde los directores de Jurídica, Convivencia y el coordinador de la Secretaría de Diversidad de la Intendencia de Montevideo se reunieron con el encargado de RR.PP. de Jackson Bar y dos abogados, tras la citación que hizo la comuna capitalina por el hecho que se viralizó en las redes sociales.

Según informaron fuentes municipales a El País la versión que dio el boliche es que el problema se suscitó por el ”uso del local”. Señalaron que Juani y su compañera colocaron unas carteras sobre la barra, lo cual no está permitido. Luego les pidieron que las sacaran y ahí comenzó la discusión.

Agregaron que el boliche tiene cámaras, pero no graban, por lo cual no tienen un registro de lo sucedido esa noche.

Asimismo, los responsables de Jackson Bar manifestaron que se oponen a todo tipo de discriminación.

El boliche puede ser pasible de una multa de 20 Unidades Reajustables (UR) por discriminar. En el caso de que exista reicidencia aumenta e incluso la sanción puede llegar a la clausura del local. Además, podría existir otra sanción por el funcionamiento del boliche.

Esta tarde está previsto que la denunciante se presente en la Intendencia de Montevideo para formalizar la denuncia que ya hizo llegar por correo electrónico.

En tanto, el fiscal encargado de la investigación, Pablo Rivas, ordenó este martes que se le tomara declaración al propietario de Jackson Bar, habían indicado a El País desde la Fiscalía General de la Nación.

El lunes comenzó a circular en redes una convocatoria a un “piquete marika” el próximo viernes, a las 23:00 horas, en las puertas de Jackson Bar, en repudio tras la denuncia.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error