PANDEMIA

Casos de Covid-19 crecen 50% y expertos temen por “presión adicional” al sistema de salud

MSP cree que se trata de una “oscilación” de contagios “esperable” y aún no se habla de una tercera ola.

Personal de la salud haciendo un hisopado. Foto: Ricardo Figueredo.
Personal de la salud haciendo un hisopado. Foto: Ricardo Figueredo.

Los casos nuevos de covid-19 aumentaron en un 50% en la última semana, según el reporte semanal emitido ayer por el Ministerio de Salud Pública (MSP). Desde la cartera creen que aún no se puede hablar de una tercera ola de contagios y que todo funciona bajo la lógica de una “oscilación” de casos positivos “esperable”. Sin embargo, algunos expertos temen que haya una “presión adicional” en el sistema de salud durante el invierno, cuando es habitual que la ocupación de camas de CTI aumente por otros virus respiratorios estacionales.

El nuevo reporte indicó que en la semana que pasó se produjeron 8.344 contagios. La cifra es mayor a la reportada la semana anterior (5.549). En cuanto a los casos activos también se produjo una suba con 7.606 personas cursando la enfermedad, mientras el lunes pasado la cursaban 4.938.

Más allá del aumento en la cantidad de positivos, las cifras que constituyen el aspecto “grave” de la enfermedad, se comportaron de manera diferente en el reporte del MSP. Por un lado, se produjo un aumento en los fallecidos por covid, pasando de dos pacientes la semana pasada a 12 en esta. Por el otro, el porcentaje de camas ocupadas por pacientes covid en cuidados intensivos disminuyó y actualmente representan el 2,4% del total, mientras la semana anterior eran el 3,1%.

El subsecretario de Salud, José Luis Satdjian, dijo ayer en rueda de prensa que prefiere no calificar el aumento de las últimas semanas como una ola, porque los expertos que asesoran al MSP entienden que “va a haber oscilaciones” en la cantidad de contagiados y eso es lo que ocurre actualmente. “La enfermedad ahora se va a comportar de manera oscilante y lo importante es tener buenos niveles de vacunación”, indicó Satdjian.

Por su parte, la pediatra e infectóloga Catalina Pírez dijo a El País que “es posible” que se trate de una nueva ola e hizo énfasis en el aumento de los fallecidos en el reporte de ayer. “Es momento de cuidar mucho en lo que avanzamos. Sabemos que el aumento (de muertes) tiene que ver con la cantidad de pacientes que están internados a causa del virus”, indicó Pírez, y dijo que esa cantidad no necesariamente tiene que ver con los que están en CTI -que ahora son menos que la semana pasada- sino con los que son ingresados a cuidados moderados o intermedios. Además, la experta llamó a “tener un cuidado especial” con el aumento de los contagios durante esta época del año, previa al invierno, “porque es cuando se reciben pacientes por otros virus respiratorios estacionales”.

Pírez remarcó: “Es cierto que habrá una oscilación con subas y bajas, pero el tema es que eso no genere algo que el sistema de salud no llegue a soportar en este momento del año en particular”. Los expertos en infectología vieron que este año hubo un “pico adelantado” en los casos de gripe, este ocurrió en marzo y abril y no en mayo, como suele suceder. Esto, según dijeron, podría indicar que en los próximos meses se produjera otro pico similar.

Otro de los aumentos que marcó el nuevo informe del covid tiene que ver con el porcentaje de test positivos, porque esta semana fueron el 18,8% del total, mientras la semana pasada habían sido el 14,9%. Según Pírez, ese es un número “que hay que mirar atentamente”, porque “lo ideal” es tener un índice de positividad menor al 5%. “Que esté por encima quiere decir que si se testeara más se encontrarían más casos”, sostuvo la infectóloga.

De todas maneras, el infectólogo Henry Albornoz dijo que “es muy probable” que “tengamos un subdiagnóstico de casos en la medida de que no se hisopa a cualquier persona como antes” y por eso “hay una gran dificultad a la hora de comparar cifras” con respecto al pasado.

Para evaluar si se trata o no de una ola, los expertos dijeron a El País que es necesario comparar los porcentajes de aumento en los contagios en los próximos informes. La semana pasada el aumento fue del 96% y esta fue del 50%.

Ya agendados

Satdjian informó ayer que, a una semana de la apertura oficial de la agenda, ya hay 150.000 menores de 50 años que se agendaron para recibir la cuarta dosis contra el covid-19. Además, dijo que “como siempre” las franjas etarias “más añosas” fueron las que manifestaron mayor adhesión a la vacunación y agregó: “Igualmente el llamado lo hacemos para todos”.

El subsecretario dijo que la aprobación de la cuarta dosis se dio a partir del aumento de casos registrado durante las últimas semanas, con el fin de “aumentar la protección de la población”, y agregó que “en los próximos días” las personas que se agendaron van a recibir hora y fecha para vacunarse.

Con respecto a la disponibilidad de vacunas, Satdjian remarcó que Uruguay tiene “aseguradas” las dosis contra el covid-19 “para lo que resta del año” y que se trata de vacunas Pfizer.

Vacunación antigripal superó las 250.000 dosis

El subsecretario de Salud Pública, José Luis Satdjian, informó ayer en rueda de prensa que la adhesión a la vacunación contra la gripe “reconforta” al MSP y agregó que van más de 250.000 dosis administradas en todo el país.

“Teniendo en cuenta el mismo tiempo transcurrido durante el año pasado, la cantidad de dosis es mayor”, remarcó. Satdjian indicó que es necesario “que todas las personas catalogadas como población de riesgo la reciban” y que “serán priorizadas para hacerlo”, aunque insistió también puede ser recibida por cualquier persona sana.

El subsecretario indicó que actualmente “estamos teniendo un clima favorable para la circulación de la enfermedad” de cara al invierno, y allí reside la importancia de recibir el pinchazo ahora.

La vacuna contra la gripe es gratuita y no obligatoria. Para acceder a ella no es necesario agendarse, como ocurrió en los últimos meses con las dosis anticovid, sino que se puede solicitar en cualquier vacunatorio, según indicaron desde el MSP.

Dentro de la población que se considera “de riesgo” están incluidas las personas mayores de 65 años, las embarazadas, los trabajadores de la salud y de residenciales, reclusos y personal de cuidados.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados