UNA POLÉMICA COMPRA

El avión presidencial que se usa poco

En cinco meses se usó en seis traslados sanitarios y dos viajes de Topolansky y Nin Novoa.

La aeronave multipropósito ha estado poco tiempo en actividad. Foto: archivo El País
La aeronave multipropósito ha estado poco tiempo en actividad. Foto: archivo El País

Desde que la Fuerza Aérea (FAU) incorporó el avión Hawker, conocido como avión “presidencial” o “multipropósito”, apenas uno de cada cuatro traslados sanitarios fue realizado por la aeronave. Un 78% de los traslados de emergencia se realizó en otras aeronaves de la aviación militar, de acuerdo con cifras oficiales.

De ese 78% de traslados en aeronaves de la FAU, el 82% se llevó a cabo en Aviocar, el 13% en el Hawker y el 5% en el avión Brasilia.

Por otra parte, en los últimos siete días se realizaron tres traslados y en ninguno participó el Hawker.

Por eso, el senador nacionalista Javier García elevó un pedido de informes al ministerio de Defensa Nacional para conocer qué grado de participación ha tenido la aeronave que el gobierno del presidente Tabaré Vázquez ordenó comprar a un empresario amigo suyo en los traslados sanitarios desde que se encuentra bajo bandera de la FAU.

García preguntó “cuántos vuelos realizó hasta el momento” el referido avión, detallando fechas, destinos, misiones (sanitarias o de otro tipo), y a quienes trasladó en el caso de vuelos no sanitarios”.

Además preguntó “cuántos vuelos sanitarios fueron realizados en total por la FAU, por aviones o helicópteros, desde la fecha en que se encuentra operativo la citada aeronave, y hasta el momento actual”.

El legislador pide “detallar fechas, origen y destinos y tipo de plataforma utilizada en cada uno de esos traslados sanitarios”.

Asimismo pidió “informar la cantidad de horas de vuelo realizadas por el avión Hawker C29 desde que se encuentra operativo para la FAU, desglosando cuántas de ellas fueron por vuelos sanitarios y cuántas por otras razones”.

El TC evitó una compra directa

Primero fue la decisión del presidente Tabaré Vázquez de hacer una compra directa. Intervino el Tribunal de Cuentas y la frenó pidiendo que se hiciera un llamado a interesados. Luego el gobierno hizo ese llamado y puso las condiciones que terminaron en que prácticamente se interesara solamente un oferente. El avión era el mismo, según denunció la oposición.

Polémica.

El avión está operativo desde marzo pasado. Costó algo más de US$ 1 millón y su compra generó polémica con la oposición que entendía que no era necesaria, y que se realizaba mediante la adquisición de compra directa a un empresario “amigo” del presidente Vázquez. Lo que molestó a la oposición fue la falta de transparencia a lo largo del proceso.

Fuentes cercanas al senador García dijeron a El País que el avión no está operativo hace días y que para un traslado sanitario debe ser preparado durante varias horas, por lo cual en casos de emergencia siempre se termina recurriendo a helicópteros de la FAU como el Dauphine, el Bell 222 o incluso el UH-1H.

La controversia por la compra de esta aeronave se remonta a 2015. El tema se empezó a trabajar el primer día del nuevo gobierno de Vázquez en marzo de ese año. El empresario dueño del aparato era Carlos Bustin -dueño de Autolíder, que importa los vehículos Mercedes Benz- y se lo ofreció al jefe de Estado. El mandatario se interesó en la nave para utilizarla como avión presidencial y al mismo tiempo emplearlo como vehículo aéreo de rescate.

Este avión tiene más de 30 años de uso y la oposición considera elevado el precio que se pagó, teniendo en cuenta que en Internet se puede conseguir a un 25% menos. Pero además, cuando se adquirió tenía asientos y no permitía ubicar una camilla para trasladar a un paciente acostado, por lo cual debió ser enviado a Buenos Aires donde se acondicionó para llevar a personas acostadas.

Eso hizo que se demorara aún más su presencia en caso de ser necesitado para trasladar a un paciente.

Según informó la Fuerza Aérea a radio Carve, en los cinco meses que lleva operativo el avión Hawker, ha realizado seis viajes sanitarios. Tres de ellos fueron al interior del país, todos al departamento de Rivera, y tres al exterior, a Florianópolis, Río de Janeiro y Porto Alegre.

La aeronave también ha volado con autoridades del gobierno. La primera en utilizarlo fue la vicepresidenta Lucia Topolansky para viajar a Chile para participar de la asunción de Sebastián Piñera a la Presidencia de ese país el 11 de marzo pasado.

El presidente Vázquez viajó en la aeronave a Buenos Aires para participar de la inauguración de la embajada de Uruguay en la ciudad porteña. En su último viaje, a Puerto Vallarta en México, el mandatario no pudo usarlo porque estaba en mantenimiento en Buenos Aires. Lo que hizo fue volar hasta Brasil en otro avión de la Fuerza Aérea y ahí embarcó en un vuelo de aerolínea comercial.

Quien también viajó en el avión presidencial o multipropósito fue el canciller Rodolfo Nin Novoa para una misión al norte del continente.

Este fin de semana la Fuerza Aérea se dispuso para hacer un traslado médico en Aviocar pero finalmente se canceló. La FAU informó que “una vez aterrizado en Salto, el traslado aéreo se canceló, dado que el paciente sufrió una desestabilización hemodinámica y debió ser regresado al hospital”.

El Aviocar matrícula FAU 532 voló a Salto. Desde allí se pensaba trasladar al paciente, de 62 años con disección aórtica, a Montevideo para una intervención quirúrgica de emergencia.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)

º