CRIMEN ORGANIZADO

El botín de Balcedo está en juego

Uruguay recibió el pedido de extradición de Argentina; la semana próxima hay audiencia.

El fiscal de Corte, Jorge Díaz, la declaró "la mayor incautación de dinero vivo de la historia del país". Foto: R. Figueredo
El sindicalista argentino está preso en Montevideo. Foto: R. Figueredo

Los sillones forrados con pieles de animales combinaban a la perfección con los cuadros que decoraban el amplio living. Decoraciones de plata y oro, y una tele plasma gigante casi que convertían la sala en un pequeño cine privado. Afuera la piscina había sido diseñada a medida, y conformaba un pequeño spa con la cancha de tenis y fútbol. En el garaje ya no había lu- gar para más vehículos; todos autos de colección deportivos de alta gama. La casa era una típica mansión construida por un magnate. La diferencia estaba en sus alrededores: un zoológico de animales exóticos, con especies que no existen en el territorio uruguayo.

Sin embargo, nada de eso fue la llave para la caída del argentino Marcelo Balcedo. El sindicalista argentino terminó cavándose su propia fosa, al dejar por escrito en una pequeña y desprolija libretita el detalle de una fortuna repartida por varios cofres de seguridad en Uruguay. En Uruguay nunca antes se habían contado tantos billetes juntos. Los billetes de 10 dólares estadounidenses estaban intactos. La incautación policial mostró una fortuna en efectivo de más de siete millones y medio de dólares; algo inédito para el país.

Ahora él, su esposa, y todos sus bienes incautados por las autoridades uruguayas fueron solicitados por la justicia argentina en el proceso de extradición. El pedido ingresó a la justicia uruguaya en la noche del jueves y ayer fue tomado por el juzgado de Crimen Organizado de cuarto turno.

La semana próxima habrá una audiencia para analizar el pedido formal de extradición, y definir si se ajusta a las normas. Esto es un proceso rápido. Luego se preguntará a Balcedo y su esposa si aceptan ser extraditados para enfrentar en Argentina el proceso judicial.

Si están de acuerdo, su viaje a Buenos Aires no será de inmediato. Otra opción es que el sindicalista argentino y su esposa rechacen el procedimiento de extradición y decidan enfrentar el proceso judicial que se está llevando adelante. En ese caso se iniciaría otro juicio —que es el llamado juicio contradictorio— en el que el juez deberá definir si la pareja argentina debe ir contra su voluntad a Argentina. En este caso se extenderá el período de detención en Uruguay.

Incluso la pareja argentina puede solicitar esperar el juicio en Uruguay con prisión domiciliaria y tobillera electrónica. Si la justicia local logra imputar algún cargo a Balcedo, como creen que puede pasar las fuentes consultadas por El País que investigan el caso, los bienes vinculados con esos delitos quedarán en el país.

En el caso que los bienes queden en el país, algunos se rematarán, y junto con el efectivo incautado, serán repartidos de forma proporcional entre las instituciones que trabajaron en la investigación.

Balcedo continúa recluido en la Cárcel Central, mientras que su mujer Paola Fiege fue recluida en la Cárcel de Mujeres, también en la capital. En el momento de detención el argentino confiaba en que todo su imperio estaba bien resguardado. Sin embargo fue su pequeña libreta la que lo delato. "Me la dieron", dijo el 4 de enero cuando allanaron su mansión ubicada en Playa Verde; un balneario a pocos quilómetros de Punta del Este.

Si bien la investigación en ambos países continúa, lo ya incautado sorprende a las autoridades uruguayas y argentinas. Para Uruguay el caso es totalmente inédito: no hay antecedentes en la historia de una incautación tan abultada en dinero en efectivo. Ni siquiera tras los megaoperativos en los que se capturó a grandes bandas de narcotraficantes.

En Uruguay se detectaron dos chacras, una de ellas la mansión "El Gran Chaparral" de Playa Verde, armas de guerra, siete millones y medio de dólares en efectivo, 11 autos de alta gama, entre los que hay una Ferrari, dos Mercedes Benz, un mini Cooper, un Porsche, un Chevrolet Camaro, y varios animales exóticos.

En un principio se presumió que Balcedo tenía dinero enterrado en sus propiedades. Las autoridades judiciales no lograron detectar nada hasta el momento. En total, su fortuna —contando los bienes detectados en Argentina— supera los US$ 30 millones, de acuerdo con los cálculos realizados por las autoridades judiciales.

En uno de los últimos operativos de apertura de cofres de seguridad en Punta del Este, las autoridades incautaron una serie de documentos en los que figuraban empresas de Balcedo en Uruguay y participaciones en sociedades anónimas ubicadas en Panamá.

Según comentaron fuentes judiciales a El País estas sociedades están vacías y no tienen bienes.

A su vez la fiscalía de Maldonado, donde se lleva adelante la investigación, solicitó informes a la Dirección General Impositiva y a la Dirección Nacional de Aduanas para rastrear la ruta del dinero del sindicalista argentino.

Balcedo es de La Plata, capital de la provincia de Buenos Aires. Tenía un diario llamado "Hoy". Y su madre poseía una lujosa residencia en Los Andes.

Transparencia e impunidad cero.

El fiscal de Corte, Jorge Díaz, visitó semanas atrás Maldonado para observar cómo marcha la aplicación del nuevo Código del Proceso Penal. En su visita dijo que se investigará a fondo el caso de Balcedo y se aplicará el criterio de "impunidad cero" para dejar esclarecido por dónde ingresó el dinero el sindicalista argentino. El caso estará a cargo del fiscal Rodrigo Morosoli.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)