MUNDO

Tesla busca bajar a la mitad los costos de sus baterías

Le permitiría a la compañía vender sus autos eléctricos a US$ 25.000

Elon Musk. Había prometido en Twitter «muchas cosas emocionantes».
Elon Musk. Había prometido en Twitter «muchas cosas emocionantes». (Foto: Reuters)

Tesla, que revolucionó el mercado de los automóviles eléctricos, anunció el martes una serie de mejoras técnicas que supuestamente podrían reducir a la mitad su costo de producción, lo que le permitiría ofrecer un vehículo eléctrico a US$ 25.000 en tres años.

«¿En cuántos años podemos acelerar la adopción de energía sostenible? Ésta es la verdadera medida del éxito», dijo su presidente, Elon Musk. «Debemos actuar ante el cambio climático», agregó.

El empresario aseguró estar «confiado» en la capacidad del grupo para ofrecer rápidamente un automóvil eléctrico de US$ 25.000, una rebaja de al menos US$ 10.000 en comparación con el modelo base que ofrece ahora la empresa.

¿Cuántos años podemos acelerar la adopción? Ese es el éxito"

Elon Musk. Foto: AFP
Elon MuskPresidente de Tesla

Pero para lograr esto necesita reducir el costo de las baterías. Para ello, Tesla realizó una presentación bastante técnica en donde expuso varios avances en diversas etapas del diseño de baterías: en el de las células, en la línea de producción, en el uso de silicona, en la fabricación del cátodo y de los metales utilizados y de su integración en el propio automóvil. Todo eso permitiría, en última instancia, reducir el costo de producción de un kilovatio-hora en un 56%.

El grupo presentó «una multitud de pequeños avances en el diseño de la batería o del automóvil en torno a la batería, lo que le permite reducir significativamente su costo, aumentar la velocidad de producción y la distancia que puede recorrer», explicó el experto Karl Brauer, analista del sitio especializado iSeeCars.

Las dos cosas más interesantes para él son el mayor uso de silicona, un material fácilmente disponible, y el uso de la batería como parte estructural del automóvil.

Tesla quiere tener un rol importante en el sector de las baterías, un elemento clave para el futuro de los vehículos eléctricos, con miras a mejorar su posición respecto a otros fabricantes de automóviles.

Acostumbrado a los golpes mediáticos, el emprendedor de origen sudafricano había prometido el 11 de septiembre en Twitter que revelaría «muchas cosas emocionantes» durante este evento, ya pospuesto en varias ocasiones.

Sin embargo, el mismo Musk calmó a los más entusiastas el lunes por la noche al subrayar que las innovaciones que iba a presentar no serían suficientes para lograr una «producción en masa real antes de 2022».
Horas más tarde agregó: «La gente no comprende completamente la extrema dificultad de producir nuevas tecnologías en masa». 

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados