Tecnología

El largo camino para ser emoji

Hubo otra instancia donde se presentó el mate, que sigue en carrera. Hay varias convenciones y organizaciones dedicadas a fomentar diseños más inclusivos.

Diseñadores y periodistas argentinos impulsan la inclusión del mate. La Nación/GDA
Diseñadores y periodistas argentinos impulsan la inclusión del mate. La Nación/GDA

Florencia Coelho es fanática del mate. Recuerda de memoria a los jugadores del Mundial —aparte de los uruguayos y argentinos—, que toman esta bebida, entre ellos Griezmann, Pogba y el croata Dejan Lovren. A pesar de que confiesa que le da "fiaca" prepararlo, esta periodista argentina es una de las que más ha trabajado para que el mate se convierta en un emoji.

Hace diez días ella y otros cuatro argentinos participaron de la Emojicon en Nueva York, uno de los principales eventos en torno a estos íconos nacidos en Japón en 1990, cuando la operadora de celulares NTT creó una colección de 176 imágenes que se convertirían en el origen de este "lenguaje" de Internet. Su popularidad llegaría en 2008 cuando Apple lanzó un set de emojis para el iPhone.

Tenían su propio stand y dieron una charla ante doscientas personas explicando las razones de por qué el mate debiera convertirse en el primer emoji propuesto desde Sudamérica. "Entre los asistentes estaban los representantes de Unicode, un consorcio en el que están representadas empresas como Apple, Google, Facebook o Amazon y que decide qué ideas se convierten en emojis", dice Coelho.

Antes de viajar a la Emojicon, en marzo de este año estuvieron en la sede Unicode, en pleno Silicon Valley, para postular su diseño. "Nos apoyó Jennifer 8 Lee, la fundadora de Emojination, una fundación que aboga porque los emojis sean más inclusivos y no solo reflejen la cultura de Estados Unidos o asiática".

Emojination es también el organizador del Emojicon. "Somos una organización cuyo lema es Emoji por la gente, para la gente. Nos esforzamos por llevar la voz de las personas a Unicode en temas relacionados con los emoji", dice Jennifer 8 Lee.

El consorcio Unicode ya ha aprobado 2.823 emojis y cada día recibe nuevas peticiones. Apple, por ejemplo, propuso emojis más inclusivos con personas en sillas de ruedas, perros lazarillos, personas ciegas con bastón, etc. Se espera que Unicode los apruebe en 2019.

Mismo camino debiera seguir el emoji del mate. "Ya fuimos aceptados como Draft Emoji (una versión borrador). Eso significa que hay como un 95% de posibilidades de que lo logremos", dice Coelho.

Entre las condiciones que debe cumplir un emoji para ser aceptado están representar a una comunidad extensa, ser original, no tener carácter comercial ni ser una moda pasajera. "¿Sabés que Coyhaique es el lugar donde más se toma mate en el mundo?", dice Coelho.

El emoji del mate fue votado por el público como el emoji más querido en los World Emoji Awards del 2017, que se organizaron aquel 17 de julio, y un año después el público llevó ese entusiasmo un paso más allá al organizar una campaña internacional pidiendo por el emoji en las redes sociales con el hashtag #EmojiDelMate. Cuanto más se use el hashtag, más chances tiene de ser realidad el emoji que queremos todos los latinoamericanos.

Una vez aceptado, cada una de las empresas crea su propia versión de estos íconos con su estilo particular. De ahí que en 2017 se diera la controversia sobre el origen de los ingredientes de distintos emojis de hamburguesas.

"Nuestro CEO, Sundar Pichai, partió su exposición en la conferencia I/O para desarrolladores sobre cómo Google resolvió la polémica de la hamburguesa y la espuma de la cerveza. Eso da cuenta de la importancia que les damos y que Google escucha a sus usuarios para mejorar este lenguaje", dice Alejandra Bonati, gerenta de comunicaciones de Google Chile.

Algo visceral.

"El explosivo interés y pasión por los emojis desde 2010 significa que ha tocado algo profundamente visceral en toda la humanidad", dice Jennifer 8 Lee, tanto que cada vez que aparecen nuevos se convierte en noticia mundial.

Coincide Andrés Boubet, director creativo de la agencia digital Reprise quien dice que "escribir conceptos, sentimientos o sensaciones con palabras puede tomarnos demasiado tiempo. En su lugar, hoy contamos con una serie de pictogramas que pueden resumir lo que queremos comunicar con uno o una combinación de ellos. Es un lenguaje que comprendemos de manera intuitiva, incluso derribando barreras idiomáticas". 

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)

º