Publicidad

VIDA SANA

Cuáles son los efectos de un alto nivel de triglicéridos en sangre y cómo podemos controlarlo

Es fundamental realizar chequeos médicos para asegurarnos de estar dentro de los niveles normales de esta sustancia en sangre.

Compartir esta noticia
Mujer comiendo comida rápida. Foto: Shutterstock
Mujer comiendo comida chatarra.
Foto: Shutterstock.

A veces, mantenemos ciertos hábitos poco saludables porque sus consecuencias no se ven en el corto plazo. Sin embargo, debemos tomar consciencia de que nuestro estilo de vida -por ejemplo, nuestra alimentación- crea o destruye salud a cada momento.

Presentar altos niveles de triglicéridos en la sangre puede aumentar el riesgo de enfermedades cardiovasculares como la enfermedad coronaria y el accidente cerebrovascular, por el engrosamiento de las paredes arteriales. De igual manera, pueden ser un signo de otros trastornos médicos, como la diabetes y el síndrome metabólico.

Si bien no existe una edad determinada para comenzar a controlar esta sustancia del organismo, Víctor Salcedo Lobatón, médico internista de la Clínica Ricardo Palma, recomienda hacerlo a partir de los 30 años. Sin embargo, si existe sobrepeso u obesidad desde la niñez debe empezarse antes.

¿Qué son los triglicéridos?

Los triglicéridos son la manera más eficiente que tiene el organismo para almacenar energía en forma de grasa, es decir, calorías que no necesita de inmediato. Además, son un tipo de lípidos que se encuentran en la sangre y se forman cuando se combinan tres ácidos grasos con una molécula de glicerol.

Son producidos por el hígado y también se pueden obtener a través de la dieta, especialmente, a partir de alimentos ricos en grasas, como aceites, carnes grasas y productos lácteos enteros. Después de una comida, los triglicéridos son liberados al torrente sanguíneo y transportados a diferentes partes del cuerpo para su uso como fuente de energía.

¿Cuáles son los factores de riesgo?

Alimentación poco saludable: Consumir una dieta alta en grasas saturadas, carbohidratos y azúcares puede ocasionar un notable aumento de triglicéridos.

Inactividad física: El sedentarismo puede aumentar los niveles de triglicéridos en la sangre y disminuir los niveles de colesterol HDL (colesterol bueno).

Consumo de alcohol: La ingesta de bebidas alcohólicas de forma excesiva puede hacer que los niveles de triglicéridos sobrepasen el rango normal.

Enfermedades: Algunas afecciones, como la diabetes, el hipotiroidismo, la enfermedad renal y el síndrome metabólico, pueden ser factores que predisponen la elevación de los triglicéridos.

Genética: Los niveles elevados de triglicéridos en la sangre también pueden ser hereditarios.

Consejos para mantener niveles adecuados de triglicéridos.

Sin duda, su exceso representa un peligro para la salud; no obstante, es muy común que las personas tengan niveles altos de triglicéridos. Por esta razón, es fundamental adoptar un estilo de vida saludable y evitar los factores de riesgo para mantener los niveles dentro de los límites normales.

En primer lugar, es clave seguir una dieta balanceada, es decir, rica en frutas, granos enteros, carnes magras, pescado y grasas saludables, como los ácidos grasos omega 3.

A su vez, es fundamental realizar actividad física de manera regular para evitar el exceso de este tipo de grasa en el organismo.

Finalmente, Salcedo recuerda que los chequeos preventivos ayudan a identificar de manera precoz cualquier enfermedad. Por este motivo, es importante acudir a un médico, pues en algunos casos es conveniente recetar medicamentos para reducir los niveles de triglicéridos.

(Por El Comercio GDA)

¿Encontraste un error?

Reportar

Te puede interesar

Publicidad

Publicidad