TRES INFANTICIDIOS EN 15 DÍAS

Femicidios treparon a 27 con otros dos asesinatos

Un año negro: el fin de semana un hombre mató a su expareja y a su hija.

Una multitud se congregó el sábado frente a la explanada de la IMM. Foto: Soledad Gago
Una multitud se congregó el sábado frente a la explanada de la IMM. Foto: Soledad Gago

Cuando se pensaba que nada más horrendo que el asesinato de la pequeña Brissa González podía ocurrir en lo que queda de este año, el fin de semana un sujeto de 30 años mató a su expareja, una mujer de 28 años, y a su hija, una niña de 8, aparentemente luego de haber abusado sexualmente de ella.

Según informó Montevideo Portal, la hermana de la mujer había intentado comunicarse con ella durante todo el día, pero no lo había logrado. Trató entonces ponerse en contacto con el hombre, pero tampoco pudo, por lo que finalmente decidió llamar a la Policía.

El desenlace ocurrió en la noche en una casa ubicada en la zona de Malvín Norte. Algunos vecinos dijeron a los policías que llegaron hasta el lugar, que habían escuchado gritos en la madrugada. "Próximo a las tres de la mañana se escuchó una fuerte discusión, y de pronto silencio", contaron. Y dijeron que las peleas y discusiones entre los adultos eran frecuentes.

La hermana de la víctima aseguró que la mujer sufría violencia doméstica, pero que nunca había realizado una denuncia policial. Si bien la pareja estaba separada, aún vivía en la misma casa porque se habían puesto de acuerdo en que cuando el hombre consiguiera otro lugar donde vivir se iría.

Fuentes de la investigación dijeron que la mujer tenía heridas defensivas en brazos y hombros, además de marcas punzantes en el cuello. Y que la niña fue asfixiada. En tanto, Subrayado indicó que la pequeña presentaba signos de haber sido abusada sexualmente.

El asesino, Matías Julián Olivera Silva, de 30 años, se ahorcó colgándose de una viga.

Cifras alarmantes.

Hasta el sábado, Día Internacional de Lucha contra la Violencia de Género, en el 2017 eran 25 las muertes por femicidio en nuestro país, producto de situaciones de violencia de género sobre mujeres y niñas. En pocas horas, el número se elevó a 27. En todo el año pasado, 24 mujeres adultas fueron asesinadas por sus parejas o exparejas.

En tanto, un informe de Unicef difundido la semana pasada por El País señala que en 2016 fueron asesinados 22 menores de 18 años, cifra que casi duplica la estadística del año anterior (13 homicidios). Según los datos procesados por el Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia, en los últimos cinco años 108 niños y adolescentes fueron asesinados en Uruguay. De ellos, las tres cuartas partes eran varones.

Unicef advierte que las políticas están llegando tarde a detectar y atender a los niños y adolescentes víctimas de violencia, y que existen dificultades con respecto a la aplicación de la normativa para estos casos. En "Panorama de la violencia hacia la infancia en Uruguay 2017", además de revisar la tipificación de los delitos vinculados a la violencia hacia los niños en la actual legislación, indica que es necesario que el Código de la Niñez sea adecuado para asegurar las medidas de protección más urgentes, así como para garantizar un tratamiento adecuado y no revictimizador de los niños que ingresan al sistema judicial como víctimas de la violencia.

Caso Brissa.

El jueves pasado cientos de personas marcharon por 18 de Julio en rechazo al asesinato de Brissa González. Y el sábado se realizó otra multitudinaria movilización coincidiendo con el Día Internacional de Lucha contra la Violencia de Género, que terminó en la explanada de la Intendencia de Montevideo.

En la misma mañana del sábado, una multitud participó del sepelio de la pequeña en el Cementerio del Norte. Una escena similar se registró en el Cementerio Central de Rivera ocho días atrás durante el sepelio de Valentina Walter (9), también asesinada y violada.

Según informó ayer Telenoche, el acusado de asesinar a Brissa, además de sus antecedentes por abuso a otras menores, tiene una denuncia reciente por violencia doméstica. Fue acusado por su expareja el 22 de octubre, tras sufrir un violento episodio en su vivienda, cuando habría intentado "ahorcarla" y le robó documentos.

El jueves pasado, con la "audiencia de formalización" del caso Brissa, en la que estaban presentes el imputado y sus abogados defensores, culminó la primera parte de la tarea del fiscal Juan Gómez.

El agente del Ministerio público espera en 30 días poder recabar todas las pruebas contra Williams Pintos (35), quien cumple prisión preventiva por "homicidio muy especialmente agravado". El fiscal tiene la convicción, como muchos de los investigadores del caso, de que se trata del asesino.

VIOLENCIA DOMÉSTICA

Para tener en cuenta.

Línea para asistencia a víctimas de violencia doméstica:

Desde una línea fija 08004141
Desde celulares *4141

El servicio es gratuito, confidencial y anónimo y la llamada no queda registrada en la factura. En función de la situación y la demanda planteada se deriva a la persona a servicios y recursos públicos o privados especializados.

Horarios: Lunes a viernes de 8:00 a 24:00hs , sábados y domingos de 8:00 a 20:00hs.

¿Qué hacer ante una situación de violencia? (Red Uruguaya de violencia doméstica)

• Hablalo con personas de tu confianza: familiares, amigas/os, vecinas/os.

• Si decidís hacer una denuncia policial buscá antes el asesoramiento y apoyo de los servicios especializados en violencia doméstica que te dan el Estado y las organizaciones civiles.

• Irte de tu casa porque te maltratan no es abandono de hogar. Si decidís hacerlo dejá una constancia en la Seccional Policial.

• Si estás lastimado, recurrí a cualquier centro asistencial, policlínica o emergencia móvil y pedí un certificado por las lesiones constatadas.
• Evitá estar solo cuando percibas que pueden agredirte.

• Alertá a alguna vecina/o para que pueda ayudarte. Dejá alguna ventana abierta y la puerta sin llave.

• Si el agresor ya no vive en tu casa, no le abras la puerta y si insiste llamá al 911.

• Cuando visite a tus hijos/as evitar estar solo

• Cambiar las rutinas si te persiguen.

• Pedí que te acompañen al salir del trabajo, fijate si el agresor se encuentra en las cercanías para evitarlo y/o llamar a la policía.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos