OCURRIÓ EL MARTES 

Imputaron a un adolescente de 16 años por el homicidio del sargento Jorge Martínez

Como medida cautelar se dispuso la internación en el INISA por dos años mientras sigue la investigación de lo sucedido. 

Fiscalía General de la Nación. Foto: Gerardo Pérez
Fiscalía General de la Nación. Foto: Gerardo Pérez - Archivo El País 

Este viernes el fiscal de Adolescentes de segundo turno, Ricardo Chiecchi, imputó a un joven de 16 años por el delito de homicidio muy especialmente agravado del sargento de Policía Jorge Martínez, que fue asesinado en la madrugada del martes en los accesos a Montevideo.

Este joven había sido detenido ayer.

Como medida cautelar se dispuso la internación en el Instituto Nacional de Inclusión Social Adolescente (Inisa) por dos años mientras sigue la investigación de lo sucedido. Ahora el fiscal tiene 30 días para realizar la acusación, de acuerdo a lo que informó Fiscalía General de la Nación.

Fuentes policiales indicaron ayer El País que también está identificado un hombre de 18 años que sería quien manejaba la moto desde donde le dispararon a Martínez.

El ministro del Interior, Jorge Larrañaga, se refirió este viernes en conferencia de prensa a esta imputación y dijo que por estas horas se busca a "otras personas reclamadas por la Justicia que están plenamente identificadas". 

El jerarca también defendió cómo la ley de urgente consideración, a su juicio, tuvo buenos resultados en este caso. Dijo que, previo a ella, "ante un episodio de esta naturaleza" la medida cautelar era un año. Ahora la mínima es de dos, agregó. Este hecho, además, puede ameritar una sentencia de reclusión de hasta diez años, comentó. 

El caso

Martínez trabajaba como investigador policial de la Zopa Operacional IV de la Jefatura de Policía de Montevideo (Cerro, La Teja, y barrios aledaños). Hacía 28 años que era parte de la institución policial. Todas las mañanas se subía a su moto y manejaba desde Vista Linda, donde está ubicada su casa, hasta la sede de la Zona IV, en la intersección de la Ruta 1 y 5. En la madrugada del pasado martes fue abordado por dos delincuentes, en los accesos a Montevideo, que lo balearon y luego le robaron su moto y su arma de reglamento. El efectivo no estaba uniformado.

Ese mismo día la Policía realizó un intenso operativo por aire y tierra en el barrio 19 de Abril en busca del menor ahora imputado. En una vivienda encontraron la moto le habían robado a Martínez.

El miércoles el propietario de la casa, sobre el cual pesaba una orden de captura, se presentó con el abogado penalista Martín Frustaci en Fiscalía. Allí declaró que no vivía en ese lugar desde hace aproximadamente 25 días porque un menor lo había sacado “ a punta de pistola” de su casa. El hombre fue liberado ayer. Por otra parte en la tarde del miércoles la Policía realizó varios operativos. En uno de ellos se halló el arma reglamentaria de Martínez.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados