Publicidad

con los hijos

Volver a dormir: Pantallas y sueño, ¿cómo pueden afectar a los niños a la hora de dormir?

En una nueva columna, Luciana Jinchuk explica sobre este tema del que todos hemos escuchado en algún momento pero parece que a veces no comprendemos en profundidad

Compartir esta noticia
En Uruguay 36,9% de los niños de 11 años tienen su celular.

Por Luciana Jinchuk

Hay una pregunta que me hacen muy frecuentemente que tiene que ver con el efecto de las pantallas a la hora de dormir tanto para bebés como para niños pequeños.

Las pantallas, como las de televisores, tablets, celulares y computadoras, pueden afectar el sueño infantil de varias maneras. Por algo hay una guía con horas de pantallas sugeridas según la edad del niño y vale la pena comentar que hasta los dos años de edad la recomendación es 0 pantallas. Aquí te cuento algunas maneras en que estas pueden afectar el sueño de los bebés y niños:

  • Retraso en el inicio del sueño: El uso de pantallas antes de acostarse puede retrasar el inicio del sueño en los más chiquitos. Esto se debe a que la luz azul emitida por las pantallas suprime la producción de melatonina, una hormona que ayuda a regular el sueño. Así que si la hora de dormir se está yendo de control ya sabés por dónde empezar.
  • Interrupciones en el sueño: Las pantallas pueden interrumpir el sueño de los niños debido al ruido, la luz y la estimulación cognitiva que pueden provocar. Esto puede hacer que los niños se despierten con más frecuencia durante la noche y tengan un sueño menos reparador.
  • Problemas de sueño relacionados con el contenido: El contenido que los niños ven en las pantallas, como videojuegos violentos o programas de televisión emocionantes, pueden provocar pesadillas y otros problemas de sueño. No alcanza que diga que está hecho para bebés, hay cosas que igual son demasiado estimulantes y no deberían ver nunca (más allá de las recomendaciones de 0 pantallas que mencioné antes).
  • Hábitos de sueño poco saludables: El uso excesivo de pantallas antes de acostarse puede llevar a los niños a desarrollar hábitos de sueño poco saludables. Esto puede incluir quedarse despiertos hasta altas horas de la noche y dormir en habitaciones con luz brillante y ruido de fondo. Esto es clave, parte de la higiene de sueño como ser los horarios, las siestas, las rutinas, etc., es el ambiente de sueño. Debe favorecer la relajación y el buen descanso, y, si bien muchos adultos necesitan de las pantallas para conciliar el sueño, sabemos que el ideal es que haya oscuridad total.

¡Espero que esta información te sirva y te ayude! Como siempre, quedo a las órdenes para ayudarte a ordenar y mejorar el descanso de todos en casa.

CONOCÉ A NUESTRA COLUMNISTA

Luciana Jinchuk

Luciana Jinchuk
Luciana Jinchuk

Consultora de Sueño Infantil por el Family Sleep Institute. Mamá de Eva y Felix. A través de su emprendimiento, Volver a Dormir, ha trabajado con más de mil familias en Latinoamérica.

Podés seguirla en Instagram y ver sus novedades en la página web de Volver a dormir.

¿Encontraste un error?

Reportar

Temas relacionados

descanso

Te puede interesar

Publicidad

Publicidad