MARKETING DEPORTIVO

Pacheco y Recoba: de rivales en la cancha
a "tirar paredes" en la tanda

Los exfutbolistas, ídolos de Peñarol y Nacional respectivamente, protagonizan múltiples campañas

Antonio Pacheco y Álvaro Recoba
Romanos. El «Tony» Pacheco y el «Chino» Recoba son dos de los protagonistas de la popular pieza publicitaria de Sarubbi.

Durante años fueron rivales en la cancha. Hoy, ya retirados del fútbol, siguen siendo grandes amigos y ahora también son socios a la hora de promocionar distintas marcas. Álvaro Recoba y Antonio Pacheco, ídolos de Nacional y Peñarol respectivamente, gozan de un estrellato nuevo y diferente: el que les da salir en hits de publicidad.

El «Chino» y el «Tony» han jugado para Banco República, el grupo de seguridad Gamma, la clíníca Brackets, Chevrolet y Sura. Este año adhirieron a acciones de McDonald’s (fueron las caras visibles del Gran Día, el viernes pasado) y de la «saga» de comerciales de Sarubbi que reúne a varias figuras del fútbol uruguayo de ayer y hoy para cantar en honor a sus fiambres.

«La pasión más grande que tiene el uruguayo es el fútbol, entonces quizás ponés un actor y seguramente tiene menos trascendencia que si sale un jugador», dijo Recoba a El Empresario, sobre la razón por la que las marcas y las agencias convocan a (ex)jugadores.

Pacheco Recoba
Las marcas convocan al dúo de amigos y símbolos de los equipos grandes del país para llegar a una base de público más amplia.

El «Chino» cuenta que «los tiempos han ido cambiando también y me parece que quizás en otras épocas exjugadores de 40 años como nosotros decían que no cuando le planteaban» la idea de salir en la tanda.

El barniz de popularidad que da el fútbol es un atractivo para las marcas y agencias de publicidad. Según Recoba, al convocar a símbolos de Nacional y Peñarol los anunciantes se aseguran abarcar a la amplia mayoría del público.

«Hubo épocas en que una marca se identificó con algo de un equipo y las ventas fueron menores, entonces la publicidad también ha ido evolucionando y llevó a eso», analizó Recoba.

Antes de darle el sí a una marca, los dos ídolos aplican una receta simple para definir qué comerciales harán. «Tenemos una persona de nuestra confianza que generalmente las cosas se filtran con él y nos consulta qué nos parece», reveló Recoba.

«En un principio a ‘Tony’ capaz que le costaba más o no quería y después que hicimos la primera con Grupo Gamma, dijimos: ¿por qué no hacer (otras)?», recordó el exjugador de Danubio, Nacional, Inter de Milán y la Selección Uruguaya, entre otros equipos.

La gente me dice si soy dueño de Sura o socio en Grupo Gamma. Pero yo hago el reclame, nada más"

Iván Alonso, Álvaro Recoba y Daniel Enríquez.
Álvaro RecobaExfutbolista

Pacheco y Recoba no aceptan todas las ofertas de comerciales que les llegan.

El «Chino» asegura que evalúan si les gusta la idea y que son cuidadosos de los detalles, por ejemplo, el mostrarse auténticos. «Si hay algo que no nos gusta, lo cambiamos. Hay palabras o cosas que son forzadas y no quedan bien», explicó.

«Vos podés decir ‘pero se disfrazaron de romanos’ -acotó en alusión al más reciente spot de Sarubbi-. Ahora, me pongo a pensar y personalmente no me acuerdo, aunque debe haber muchísimos (casos), un reclame con la calidad con la que se hizo el último de Sarubbi. Era una película», resaltó.

Por otro lado, el aspecto económico no es decisivo en la ecuación, señaló el «Chino».

«No lo hacemos por necesidad, lo hacemos porque nos llaman y nos gusta lo que vamos a hacer». El mismo criterio aplican cuando se trata de ir a dar charlas a escuelas y liceos, donde los ídolos repasan las vivencias que marcaron sus carreras. «Las cosas con una causa social detrás las hacemos encantados», destacó Recoba.

De cara al futuro inmediato, ambos tienen previsto filmar algún otro comercial, pero Recoba insinúa que quizás no hagan tantos como en este 2019. «Hay que poner stop», admitió.

Salir en la tanda alimenta el imaginario de los curiosos que creen que los jugadores son dueños o tienen vínculos con las marcas que promocionan. «Me dicen si soy dueño de Sura o socio en Grupo Gamma. Pero yo hago el reclame, nada más», concluyó el «Chino».

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)