DERECHOS HUMANOS

Militares retirados procesados cobran jubilaciones de más de $ 100 mil

Gregorio Álvarez, por ejemplo, cobró hasta su muerte una jubilación de más de $ 172.000

Ministerio de Defensa. Foto: El País

  •  
jue ene 26 2017 09:25

Militares retirados procesados por violaciones a los derechos humanos durante la dictadura cobran jubilaciones de más de $ 100.000, según informa hoy Búsqueda. Gregorio Álvarez, por ejemplo, cobró hasta su muerte una jubilación de $ 172.647.   

El semanario publica las cifras exactas que el Ministerio de Defensa reveló sobre la jubilación de seis militares que se encuentran en la situación mencionada: la pasividad más alta era la de Álvarez, y luego le siguen las de Jorge Silveira, José Araújo Umpiérrez y Juan Carlos Gómez, que recibieron $ 128.744, $ 118.278 y $ 112.744 respectivamente. José Gavazzo, por su parte, cobra una jubilación de $ 68.348. La pasividad de Ernesto Soca es de $ 24.245.

No fueron reveladas las jubilaciones de Carlos Calcagno ni de José Nelson Chialanza porque éstos ya habían fallecido en el momento en que se solicitó la información.

Búsqueda accedió a estos datos luego de un pedido de informes realizado el año pasado, en el que solicitaban detalles en relación a si ocho militares recibían algún tipo de pasividad, de cuánto eran las mismas y si el ministerio había recortado, suprimido o modificado en algo dichos ingresos.

La cartera respondió que las retribuciones "no fueron recortadas, suprimidas ni modificadas". La cartera tiene la posibilidad de convocar al Tribunal de Honor para que juzgue el accionar de los oficiales retirados. Es lo que sucede también en otros organismos estatales: el semanario pone el ejemplo, citando al Ministerio del Interior, de que cuando un policía retirado es procesado, se le suspende la jubilación automáticamente.

Pulse aquí para volver a la versión mobile.