Publicidad

Uruguay y el capital humano

Compartir esta noticia

La relación entre Uruguay y Argentina siempre esta llena de rivalidades. Ya sea por el fútbol y quién va a ser el primero en llegar a ganar 16 Copas América, de dónde era Gardel, y quién tiene el mejor dulce de leche. Pero a veces hay cosas positivas que compartimos como la importancia de un buen asado, o la delantera de Messi y Suárez en Barcelona y ahora en el Inter de Miami.

Pero hay una cosa más que los uruguayos podríamos compartir y aprender de los argentinos. Y es la creación por parte del gobierno de Milei del Ministerio de Capital Humano. Este nuevo ministerio fue creado a partir de la fusión de lo que ahora son la secretaría de niñez, adolescencia y familia, la secretaría de educación, y la secretaría de trabajo, empleo y seguridad social. En términos del Uruguay sería lo equivalente a la fusión del ministerio de educación, el ministerio de desarrollo social (Mides), y el ministerio de trabajo y seguridad social. Esta idea va más allá de representar un recorte de gastos. No es estar en contra de más gasto fiscal, lo cual igual puede ayudar al crecimiento económico de largo plazo. Es estar más a favor de que las personas logren tener vidas más plenas. Es muy pronto para saber los resultados, pero hay razones que nos provee la investigación de por qué es importante hacer este experimento.

El capital humano se define como el conocimiento, habilidades y cualidades que las personas acumulan a lo largo de su vida y las vuelve productivas. La definición viene del premio nobel de economía Gary Becker de la Universidad de Chicago que analizó a lo largo de su carrera varios de estos elementos. James Heckman, otro premio nobel y también en la universidad de Chicago, quien en la actualidad es el experto más relevante a nivel mundial en materia de capital humano, movilidad social, desarrollo a temprana edad, y desigualdad.

Las ideas de Becker y Heckman, analizan el capital humano a lo largo del ciclo de vida de las personas donde existen varios factores que influencian cómo podemos desarrollar esas habilidades de forma interrelacionada. Más allá de la investigación o los modelos económicos la explicación más simple es que a lo largo de nuestras vidas los seres humanos desarrollamos habilidades que nos van a ayudar en la vida adulta, ya sea para relacionarnos con los demás miembros de la sociedad, para estar mejor preparados para el mercado laboral, y en esencia para mantener vidas plenas y llenas de florecimiento humano.

Heckman en particular, es uno de los expertos más relevantes a nivel mundial en la temprana edad. El comienza su trabajo hasta en la gestación de los hijos, hablando sobre la importancia de la alimentación, pero más que nada sobre la importancia de la estimulación a temprana edad por parte de la familia. Heckman ha demostrado que muchas de las desigualdades que se pueden ver en la adolescencia y más adelante en la vida se pueden ver antes de los 3 años y dependen mucho del ambiente educativo dentro del hogar. No tanto porque los padres tengan que ser maestros de preescolar, pero más que nada por lo que hacemos o dejamos de hacer con nuestros hijos. Ya sea leerles desde temprana edad para estimular su vocabulario, simplemente pasar tiempo con ellos y mostrándoles afecto y amor que los hagan sentir seguros, jugar con ellos cualquier juego creativo que quieran jugar, todo lo que a su vez da lugar a un ambiente más propicio para que su cerebro se desarrolle. Heckman también ha confirmado la importancia de las habilidades blandas, que son igual de importantes que la inteligencia o las habilidades cognitivas.

Lo que más señala Heckman es que todos estos factores, aunque puedan estar relacionados con el dinero, lo que más importa no es el dinero que las familias tengan o no tengan. Lo que más importa son los recursos familiares y de tiempo que las personas dedican a sus hijos. Y que los padres mismos sepan con más información cómo pueden influir en la vida de los hijos. El amor y la atención de una familia no tienen sustituto en lo monetario. Por lo que no hay cantidad de planes sociales que puedan reemplazar el pilar fundamental que es la familia para el desarrollo del capital humano. Para Heckman la familia es el pilar más importante en la construcción de capital humano.

A su vez la educación cognitiva es muy importante también para el desarrollo de habilidades, pero visto también de una manera más amplia. Lo que mucha gente confunde es que la escolaridad es la única forma de desarrollar capital humano. Cuando en realidad, escolaridad no es lo mismo que educación, y la educación y capital humano son conceptos mucho más amplios por lo que empezamos desde la infancia. Pero continuando a nivel escolar y universitario, lo que importa es que dicha educación sea de calidad y no solo años de escolaridad donde no se aprenda mucho. Y también que dicha educación les permita desarrollar habilidades útiles cuando tengan que entrar al mercado laboral.

Y por último, ese mercado laboral es un pilar clave en el desarrollo de capital humano. Tanto porque es donde la gente se entrena para poner en práctica sus habilidades, pero más que nada porque un empleo es la principal fuente de ingreso que las personas tienen que les permite tener más movilidad social y hasta dignidad humana. El trabajo va más allá de un ingreso, también provee un sentido a la vida de las personas y mejora su autoestima y dignidad. Elementos que planes sociales no pueden reemplazar en el largo plazo y que son claves para la vida plena de las personas. A su vez dentro del mercado laboral las personas aprenden nuevas habilidades que pueden ir mejorando y es un ciclo positivo que los lleva a poder lograr más metas y los ayuda a proyectarse a futuro de mejor manera.

Como nos han mostrado economistas como Becker y Heckman, todas esas áreas están interrelacionadas para el desarrollo humano y forman pilares fundamentales sobre los cuales las personas puedan tener más movilidad social y florecimiento humano. El futuro del capital humano en Argentina se ve prometedor a la luz de este análisis y espero que la misma idea sea considerada por todos los candidatos en la elección de este año, y por el próximo gobierno uruguayo.

¿Encontraste un error?

Reportar

Temas relacionados

premium

Te puede interesar

Publicidad

Publicidad