ESCÁNDALO MUNDIAL

Contenedor con cocaína incautado en Alemania llevaba soja de Los Cerrillos

La Aduana alemana realizó hace dos semanas una incautación histórica de cocaína en el puerto de Hamburgo en un contenedor que contenía soja proveniente de Uruguay.

Embarque de cocaína incautado en Alemania que había salido desde Uruguay. Foto: AFP
Embarque de cocaína incautado en Alemania que había salido desde Uruguay. Foto: AFP

El barco que llegó a Hamburgo transportaba 50 contenedores con soja paraguaya y cuatro con el mismo producto uruguayo. El contenedor donde la Aduana de Alemania encontró 4,5 toneladas de cocaína llevaba soja cargada en la zona de Los Cerrillos, Canelones. Para las autoridades aduaneras alemanas se trata de una incautación récord. El valor de la droga supera los US$ 1.100 millones. La cocaína, con un 90% de pureza, iba camuflada en 221 bolsos deportivos y transportadas por un barco contenedor procedente de Uruguay, cuyo destino era el puerto belga de Amberes.

El barco partió a principios de julio desde el puerto de Montevideo y demoró unos 20 días en arribar a Hamburgo, previo pasaje por Santos, Brasil.

Por el momento el equipo de investigadores, dirigido por la fiscal especializada en Drogas, Mónica Ferrero, no pueden confirmar ni descartar que la cocaína incautada en Alemania haya sido cargada en Montevideo. Dicho equipo se compone con personal de la Aduana, la Prefectura y de la Dirección General de Represión del Tráfico Ilícito de Drogas (Dgrtid).

Los investigadores sí saben que el barco, perteneciente a una reconocida compañía naviera, salió de Montevideo con destino al puerto brasileño.

Aún se desconoce si la droga se cargó en Montevideo, en algún punto de altamar o en el puerto de Santos. Tampoco se conoce qué precinto tenía el contenedor que transportaba la droga cuando llegó al puerto alemán.

Extraoficialmente, los investigadores uruguayos tienen información sobre que la Policía alemana detuvo a dos integrantes de la tripulación del barco, de nacionalidad italiana. Ello hace suponer al equipo liderado por Ferrero que la droga no fue cargada en el puerto de Montevideo.

Por distintas vías, autoridades uruguayas solicitaron a Alemania informaciones sobre el número del precinto que cerraba el contenedor y el motivo de las detenciones de los integrantes de la tripulación. Una de las modalidades de transporte grandes cantidades de drogas es través de la utilización de precintos mellizos.

4500 kilos de cocaína incautada en un contenedor que provenía de Uruguay en el puerto de Hamburgo. Foto: Policía alemana
4500 kilos de cocaína incautada en un contenedor que provenía de Uruguay en el puerto de Hamburgo. Foto: Policía alemana

La Administración Nacional de Puertos (ANP) decidió en la víspera realizar una investigación urgente que proporcione datos de los embarques de soja o semillas de soja, con salida desde el puerto de Montevideo en los últimos 60 días.

El "gancho ciego".

A mediados de abril de 2019, la Aduana alemana incautó otro cargamento de cocaína -también en el puerto de Hamburgo- disimulada en una carga de arroz proveniente de Montevideo.

La droga estaba escondida en 17 bolsas de lona, según informó el portal de noticias 180.

A las autoridades alemanas les llamó la atención el destino de la carga: Sierra Leona, África Occidental. Los traficantes utilizaron una metodología que se conoce como “Rip Off” o “Rip On” o “Gancho ciego”. Un funcionario corrupto abre un contenedor para colocarle una carga tras romperle el precinto. Luego vuelve a cerrarlo con precintos mellizos a los originales.

El sistema del “Gancho ciego” fue ideado hace muchos años por la mafia italiana. Y en los últimos 15 fue adoptado por los carteles de narcos latinoamericanos.

Tiene una gran ventaja: no se necesita una enorme logística para transportar grandes cantidades de drogas y protege la identidad de los integrantes de grupos delictivos. Lo único que se requiere es la complicidad de funcionarios corruptos en los puertos de salida y de arribo de la droga. El sistema también permite utilizar cualquier tipo de carga para esconder los estupefacientes. Por ejemplo, el ingreso a Europa de soja o cualquier otra carga de origen vegetal es verificada en cualquier puerto de ese continente. Pero eso no les preocupa a los carteles, porque retiran los bolsos con drogas antes de la revisión de las autoridades.

Generalmente dentro de alguno de los bolsos, el funcionario corrupto coloca un juego extra de precintos mellizos para que quien lo reciba en el puerto de llegada, pueda sacar la droga y volver a sellar el contenedor sin que la operativa sea detectada, antes de lo que lo revise la Aduana de destino. Para que el cómplice encuentre el bolso, el que mete la cocaína en el puerto de salida le saca una foto al contenedor y luego la envía para que sepa dónde buscar.

El jueves 1°, la asesora del Ministerio de Seguridad de Argentina, Florencia Arietto, alertó sobre la existencia de una mafia que maneja los puertos argentinos y está vinculada al contrabando y al tráfico de drogas hacia Europa.

En el programa 4D del canal de cable argentino A24 que conduce el periodista Luis Majul, Arietto se refirió al sistema del “Gancho ciego” y advirtió que hubo incautaciones de drogas en los puertos de San Martín, Timbués y de Buenos Aires con cargamentos de granos y carbón con destino a Europa.

Según Arietto, un barco partió de Zárate tras realizarle todos los controles y fue “contaminado” uno de sus contenedores en Montevideo en setiembre de 2018. Aludió así al caso de 440 kilos de cocaína disimulada en puntas de lana de oveja con destino a Amberes.

El presidente del sindicato de los aduaneros, Roberto Valdivieso, afirmó a El País que el 95% de las exportaciones pasa por el canal verde y solo el 5% son controladas a través de un scanner por el canal rojo. Y agregó que un contenedor puede ser cargado con algún producto legal y drogas y luego éste es trasladado al puerto de Montevideo para su embarque.

Gobierno aguarda datos de las autoridades alemanas

El gobierno uruguayo solicitó a las autoridades alemanas información sobre los precintos de los contenedores con soja que salieron del puerto de Montevideo para determinar si la carga se produjo en Uruguay, informó el ministro de Defensa José Bayardi. Además, la Fiscalía de Estupefacientes, a cargo de la fiscal Mónica Ferrero, la Dirección de Aduanas, el Ministerio del Interior y la Prefectura de la Armada forman parte de la investigación.

Bayardi habló ayer en el programa Todo Pasa de Océano FM. “Tomé conocimiento de la información de la incautación a través de la prensa. Estaba chequeando con otros organismos del Estado para ver si teníamos información previa y me están diciendo que no”, señaló. Por su parte, Alberto Díaz, director de la de Puertos, dijo a Telemundo que también se enteró de la incautación realizada en el puerto alemán a través de los medios de comunicación. Además, detalló que la Administración de Puertos es responsable de dar lugar de atraque a las embarcaciones, y que debe además cerciorarse que los datos brindados en el manifiesto de carga coincidan (cantidad de contenedores, carga, marcas y registro).

Díaz agregó que el puerto de Montevideo tiene un escáner que trabaja “a solicitud” de dos organismos: la Aduana y Prefectura. Por el momento, comentó el jerarca, no puede asegurar cuántos contenedores viajaron a Hamburgo desde Montevideo. “Al no saber cuál es el barco no puedo asegurar cuántos contenedores se escanearon y qué pasó”, dijo.

Cae la producción de la cocaína

Pierre Lapaque, representante de la Oficina de las Naciones Unidas contra la Droga y el Delito en Colombia, declaró que el país produce el 70% de la cocaína que se consume en el mundo. Además, el funcionario informó que durante el año 2018 se logró reducir los campos destinados a las plantaciones de coca, pasando de 171.000 hectáreas en el año 2017 a unas 169.000 en 2018. La caída se produce en momentos en que la producción se encuentra en su máxima expansión en términos históricos. El presidente colombiano, Iván Duque, declaró que cuando llegó a la Presidencia el pasado 7 de agosto de 2018 el país tenía una tendencia de crecimiento de los cultivos de coca superior al 30 % por año. “Este reporte muestra que por primera vez se quebró esa tendencia de crecimiento exponencial”, dijo.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados