Empresas

¿Cómo opera Kaszek Ventures, el fondo que busca proyectos digitales "extraordinarios"?

Es el más grande de la región en esta especialidad; fue fundado por el creador de Mercado Libre junto a Hernán Kazah y Nicolás Szekasy, quienes dicen que "hay que tener un gran grado de inconsciencia para emprender"

Dupla. Hernán Kazah y Nicolás Szekasy fueron distinguidos por la consultora EY. Foto: La Nación / GDA.
Dupla. Hernán Kazah y Nicolás Szekasy fueron distinguidos por la consultora EY. Foto: La Nación / GDA.

Hernán Kazah y Nicolás Szekasy, fundadores junto a Marcos Galperín de Mercado Libre, hoy están al frente de Kaszek Ventures, el fondo de inversión en proyectos digitales más grande de América Latina. Los empresarios representaron a Argentina en el certamen que eligió al mejor emprendedor EY del mundo.

—¿Qué buscan al invertir?

—Invertimos donde pueda haber un nuevo jugador y donde pueda haber valor a futuro. Eso viene atado con tecnología. Si uno mira hoy el mundo, las grandes empresas son digitales. A América Latina le falta, pero ese es el camino.

—¿Qué privilegian?

—Lo más importante es la calidad del equipo de emprendedores. Que puedan escalar una idea, que el equipo sea superlativo. Que tenga un liderazgo demostrado, porque tiene que ir a ver inversores, porque tiene que atraer al equipo, tiene que tener paciencia, resiliencia para aguantar, una visión clara de las cosas que tiene que hacer.

—¿Cuáles son sus casos de éxito?

—Hay muchos. El primer fondo que levantamos, que es de 2011, fueron US$ 95 millones. Invertimos en 24 compañías y de esas hay cuatro que pensamos les irá excepcionalmente bien. Una es Nubank, un banco online en Brasil. Otro caso es Digital House, donde hay una demanda impresionante por ese tipo de servicio hoy.

—¿Qué es emprender?

—Es tener una visión muy clara de hacia dónde se quiere ir. Hay que tener mucha hambre. Hay que querer, realmente, transformar industrias, cambiar comportamientos.

—¿Prevalece más el sueño que la ambición por el dinero?

—Los verdaderos líderes están siempre viendo más allá y empujan a la organización. Si mirás a las compañías de nuestro portfolio hoy, el dinero no es la motivación primaria, sino un deseo de construir. No sé si cambiar el mundo, pero sí quieren cambiar un sector. La retribución económica es la consecuencia. Si lo primero que nos cuentan es el plan financiero, nosotros nos desconectamos.

—¿Hay que ser joven para emprender?

—Hay que tener un grado de inconsciencia grande. Un inversor americano dice que es excelente ser emprendedor cuando uno está en los 20 y en los 30. Y es excelente ser inversor cuando está en los 40 y en los 50. Estamos contentos donde estamos y creo que realmente podemos tener un impacto en la región, en el desarrollo de esta nueva América Latina.

—¿Hay un método Kaszek?

—Sí, hay un método ya desarrollado, que implica, por un lado, la honestidad brutal, decimos las cosas tal cual las vemos. Queremos que sea una comunicación honesta y transparente. Y por el otro, un involucramiento en serio. Al principio, cuando empezamos en una nueva startup, nos arremangamos, ayudamos en todo. Y por eso nosotros buscamos emprendedores extraordinarios. Que tengan sueños muy grandes y capacidad de ejecución absoluta. Sin ese sueño, no hay éxito.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)