BUSCAN CUIDAR VÍNCULOS POLÍTICOS

Los colorados ponen "paños fríos" a la interna, aunque sus líderes no se hablen

Dirigentes de Ciudadanos y Batllistas afirman que los vínculos nunca se quebraron y que las diferencias entre Talvi y Sanguinetti nunca afectaron la labor en el gobierno.

Ernesto Talvi y Julio María Sanguinetti están distanciados, pero sus dirigentes se muestran unidos. Foto: Francisco Flores
Ernesto Talvi y Julio María Sanguinetti están distanciados, pero sus dirigentes se muestran unidos. Foto: Francisco Flores

Los colorados quieren poner “paños fríos” a las diferencias “circunstanciales” que existen hoy entre sus dos líderes, el canciller Ernesto Talvi (Ciudadanos) y el expresidente Julio María Sanguinetti (Batllistas).

En ambos bandos, pese a que sus líderes siguen sin hablarse, sus dirigentes buscan cuidar la interna por su propio partido, pero también por la propia coalición de gobierno que integran.

Dirigentes de ambos sectores comentaron a El País que los vínculos nunca se quebraron y que las diferencias entre Talvi y Sanguinetti nunca afectaron la labor en el gobierno.

A una semana de conocerse públicamente la decisión de Talvi de alejarse de la Cancillería, y tras procesar internamente la decisión del economista, los colorados comenzaron a mostrarse unidos.

Este lunes, el expresidente Julio María Sanguinetti recibió en su casa de Punta Carretas al senador de Ciudadanos Adrián Peña en el marco de una reunión que mantuvieron con el ministro de Defensa Nacional, Javier García. La oportunidad sirvió para que los colorados conversaran sobre varios temas, informaron fuentes coloradas. Ayer, integrantes de ambos sectores coincidieron también en una comisión partidaria.

La intención de dirigentes de los dos sectores es poner “paños fríos” a la interna, luego de la polémica decisión de Talvi de abandonar su cargo.

Este lunes en el Comité Ejecutivo Nacional (CEN) del Partido Colorado, la dirigente Margarita Machado reclamó la comparecencia de Talvi para que explicase los motivos de su alejamiento. Sin embargo, el propio Sanguinetti desestimó tratar ese asunto en estos momentos “en virtud de no existir por el momento una definición” del ministro, informó el Partido Colorado.

Si bien la decisión del economista sorprendió y no cayó nada bien en Batllistas, todos, incluido el propio Sanguinetti, prefieren mirar hacia adelante.

Machado explicó a El País que su idea era que Talvi explicase los motivos de su salida de Cancillería al partido, como institución que representa. Incluso señaló que la semana pasada el diputado Conrado Rodríguez también se expresó en el mismo sentido.

El legislador había dicho a El País que en caso de que la renuncia se efectivizara, “sería conveniente comunicarla a la institucionalidad del Partido Colorado. Todos representamos al Partido Colorado y a mi juicio es importante que el Partido conozca las razones”, consideró el diputado.

Sigue en funciones.

Este martes, Talvi reunió a sus principales dirigentes en la sede en Pocitos y remarcó que hasta no definir su salida, sigue siendo el canciller de la República. El colorado señaló que su alejamiento de Cancillería (para la que no tiene prevista aún una fecha concreta) no estuvo relacionada a sus dichos recientes sobre Venezuela.

Detalló a los legisladores que solo se debe a la necesidad de dedicarse desde otro rol, enteramente a la actividad política. Es que Talvi cree que es “incompatible” continuar en el cargo y dedicarse también a la política, informaron fuentes coloradas a El País.

La semana pasada, cuando Talvi explicó sus motivos en una rueda de prensa tras reunirse con su bancada política, negó que existan “diferencias políticas” en el Partido y que lo que sí existe es “un distanciamiento por formas muy distintas de entender, de ver y de sentir la política, con Sanguinetti”. Entre los últimos episodios, se ubica su veto a Julio Luis Sanguinetti, hijo del expresidente para la Comisión Administradora del Río Uruguay (CARU).

De todas maneras, las desavenencias entre Talvi y Sanguinetti no son nuevas; vienen desde la campaña del año pasado y se profundizaron cuando el economista venció en las internas de junio al dos veces presidente.

Número dos de Talvi se quedará en la Cancillería

La decisión del canciller Ernesto Talvi de dejar el ministerio en los próximos meses no comprende a su subsecretaria, la colorada Carolina Ache Batlle, que seguirá ocupando su cargo. Fuentes coloradas informaron a El País que la vicecanciller de la República no tiene pensado alejarse del ministerio cuando Talvi resuelva efectivamente abandonar la secretaría de Estado.

La vicecanciller Carolina Ache Batlle dijo a El País que trabaja “en la función que el sector al que pertenezco y el gobierno me confiaron. Eventualmente estaré a lo que entiendan es lo mejor para el país”.

Esta semana dirigentes políticos señalaron a El País que estaba entre los planes de la colorada, alejarse también de ese ministerio. La vicecanciller se encuentra hoy trabajando en varios de los temas que hacen a la repatriación de uruguayos, que por la pandemia del coronavirus y las medidas adoptadas por los distintos países, no pueden regresar a Uruguay. Ache Batlle pertenece al sector Ciudadanos que lidera el economista. El colorado tiene pensado alejarse de la secretaría de Estado para dedicarse pura y exclusivamente a la actividad político partidaria.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados