CONTRA LA CORRIENTE

Vázquez blinda a su gabinete

El actual gobierno es el que ha tenido mayor estabilidad en el equipo ministerial desde la vuelta de la democracia en 1985.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
El gobierno de Lacalle fue el que hizo más cambios en el gabinete: 38 jerarcas. Foto: Presidencia

Ni bien terminó de definir la integración completa de su gabinete, el presidente Tabaré Vázquez dejó en claro que ese era su equipo para los cinco años de gobierno. "Este es el gabinete que va a trabajar durante todo el período de gobierno", dijo en la conferencia que realizó en su búnker de campaña instalado en el Hotel Four Points a fines de diciembre de 2014. Previo al nombramiento, dentro del Frente Amplio se especulaba que el líder de la izquierda ya tenía pensado iniciar su mandato con un gabinete y hacer ajustes a mitad del gobierno. Por eso Vázquez buscó desterrar desde el primer momento "el rumor".

Pero su esfuerzo por remarcar que no pensaba en hacer cambios a futuro no logró el cometido, y a lo largo de los dos primeros años de gobierno se especuló con varios cambios en los que estaba pensando Vázquez. Incluso muchas de esas versiones surgieron de la interna del gobierno y fueron alentadas por sus propios jerarcas.

Sin embargo Vázquez siempre salió a respaldar a sus ministros. Y esa defensa será más firme en el actual escenario político, comentaron a El País dos fuentes del Ejecutivo cercanas al mandatario.

Con la pérdida de la mayoría parlamentaria en Diputados, se plantea la posibilidad de que los ministros sean interpelados y terminen la sesión parlamentaria sin una moción de apoyo. El partido de gobierno no tiene los votos necesarios para votar un texto de apoyo a sus ministros.

De hecho ya ocurrió en la pasada interpelación al titular de Interior, Eduardo Bonomi, y ocurrirá lo mismo en las próximas semanas cuando el canciller Rodolfo Nin Novoa sea interpelado por el diputado colorado Ope Pasquet.

Al Frente Amplio le falta un voto ante la salida de Gonzalo Mujica de la bancada oficialista, y a eso se le agrega que el partido Comunista adelantó que no apoyará al canciller por sus discrepancias con el tratamiento del tema de Venezuela.

La posibilidad de que la oposición impulse un pedido de "censura" a uno de los jerarcas de gobierno es un tema que fue evaluado en reuniones informales entre los ministros y Vázquez.

La "censura parlamentaria" —establecida en la Constitución de la República— es la quita del respaldo parlamentario a un ministro. El presidente de la República tiene que resolver si lo releva de su cargo o lo continúa apoyando. Si lo hace, la Asamblea General debe analizar el tema y resolver si le mantiene la censura o se la levanta. De mantenerla se debe convocar a elecciones parlamentarias anticipadas.

Pero Vázquez ya trasmitió a su entorno que si eso ocurre él respaldará en todo momento a sus ministros. El mandatario es consciente que es muy difícil que se alcancen los votos necesarios para censurar a uno de sus ministros; se necesitan mayorías especiales que ni el oficialismo ni la oposición tienen actualmente.

Sin embargo su mensaje de ir hasta las últimas consecuencias para respaldar a su equipo, es una señal política tanto para la oposición como para el Frente Amplio. Así lo interpretaron dirigentes del partido de gobierno consultados por El País.

Un gabinete estable.

El gabinete de Vázquez ha sido el más estable desde la vuelta de la democracia. Siete presidentes asumieron el gobierno nacional desde la reinstalación de la democracia en 1985. Julio María Sanguinetti en dos períodos: 1985-1990 y 1995-2000, Luis Alberto Lacalle Herrera 1990-1995, Jorge Batlle 2000-2005, José Mujica 2010-2015, y Vázquez también en dos periodos: 2005-2010 y el actual iniciado en 2015.

De todos los gabinetes definidos por cada mandatario, el actual ha sido el más estable. Según un relevamiento realizado por El País, analizando lo que va del actual mandato —y comparándolo con el mismo período en los anteriores gobiernos— el gobierno blanco fue el que tuvo más cambios: 23 ministros integraron el gabinete del líder blanco.

Para el informe se toma en cuenta como integración del gabinete a todos los ministerios, director de la Oficina de Planeamiento y presupuesto, Secretario y Prosecretario de la Presidencia.

En los tres primeros años Lacalle trabajó con tres ministros de Salud Pública distintos, las otras carteras donde resolvió hacer cambios fueron en el Ministerio de Economía (Enrique Braga e Ignacio de Posadas), en Educación y Cultura, Industria, Trabajo y Vivienda.

El presidente blanco aplicó cambios en todos los ministerios, pero muchos de ellos fueron en el cuarto y quinto año de gobierno por lo que no fueron considerados para este análisis. Durante todo el mandato pasaron 38 jerarcas por el gabinete.

El gobierno de Batlle fue otro de los mandatos que registró varios cambios ministeriales. La crisis económica del 2002 impactó en el desgaste de su gabinete lo que llevó al presidente colorado a definir ajustes en el equipo de trabajo. En total el líder de la lista 15 designó 37 jerarcas en su gabinete y 20 ministros si se toma en cuenta el mismo período de lo que va del actual mandato.

El podio lo completa el primer mandato de Vázquez. Por el gabinete del primer gobierno de un partido político de izquierda en la historia del país pasaron 30 jerarcas. Le siguen el segundo mandato de Sanguinetti que designó 29 autoridades. En el gobierno de Mujica y en el primer mandato de Sanguinetti pasaron la misma cantidad de jerarcas por sus gabinetes: 25. La diferencia es que tras la salida de la dictadura había menos ministerios; con la llegada del Frente Amplio al poder se creó el Ministerio de Desarrollo Social (Mides).

El actual presidente no decidió cambiar ninguno de sus ministros. Solo debió nombrar un nuevo ministro de Defensa ante la muerte de Eleuterio Fernández Huidobro.

Si bien han existido versiones de cambios en el gabinete, el mandatario ha aclarado en cada salida pública que no tiene en sus planes cambios en el equipo de trabajo. La última vez que Váz-quez se refirió públicamente sobre el tema fue en una entrevista con El País —publicada el 14 de febrero de este año— cuando estaba en Finlandia.

Dijo que no tenía pensado hacer ningún cambio. Admitió que estaba en conocimiento de "las versiones" que circulaban en los medios y en el ámbito político, de su intención de cambiar alguno de sus ministros.

"Armé este equipo ya desde la transición y la verdad que se ha ido ensamblando y trabaja muy bien como equipo. Y equipo que trabaja bien —como dice el maestro (Óscar Washington) Tabárez— no se cambia, no se cambia. Salvo hechos lamentables como la muerte de (el exministro de Defensa, Eleuterio) Fernández Huidobro. Pero creo que el equipo está trabajando bien, con mucha solvencia, con mucho compañerismo", explicó Vázquez en la entrevista. Ahora las versiones de modificaciones ministeriales se aplacaron.

EL EQUIPO DE TABARÉ.

Bonomi.

El ministro del Interior, Eduardo Bonomi, ha sido el que ha permanecido más tiempo al frente de esa Secretaria de Estado en la historia del país.

Líderes.

Para su primer mandato Vázquez armó el gabinete con los líderes de cada sector frenteamplista. A la mitad del período definió cambios. Para el actual período optó por un gabinete "técnico".

Edades.

El promedio de edad del gabinete del presidente Tabaré Vázquez es de 64 años. El más joven es el prosecretario Juan Andrés Roballo, y el mayor es el ministro de Economía, Danilo Astori.

Un canciller interpelado por propios y ajenos

Los comunistas decidieron no apoyar a su ministro en la sesión del 10 de mayo.

En momentos donde Uruguay asumirá un rol protagónico mundial a nivel de relaciones exteriores, la política exterior del gobierno de Tabaré Váz-quez será interpelada desde la oposición política, pero también desde dentro del Frente Amplio. El lunes el país asumirá la presidencia del Consejo de Seguridad de Naciones Unidas en medio de una creciente tensión bélica mundial. Diez días después el ministro de Relaciones Exteriores, Rodolfo Nin Novoa, será interpelado en la Cámara de Diputados por el legislador colorado Ope Pasquet.

El tema es la situación en Venezuela y el posicionamiento que ha tenido el gobierno uruguayo ante la crisis política en el país caribeño. La sesión será especial. El canciller recibirá críticas de los dos bandos. Desde la oposición le reclamarán más firmeza en condenar lo que consideran una dictadura de Nicolás Maduro.

Pero las críticas no se quedarán allí. Desde el propio Frente Amplio también atacarán al ministro Nin Novoa porque algunos sectores sostienen que el país ha adoptado un rumbo equivocado en la política exterior, y pronunciado conceptos equivocados sobre el gobierno de Maduro. La situación preocupa especialmente al canciller Nin que admitió en reuniones informales con sus asesores no saber "cómo pararse" en la interpelación. Fuentes del Ejecutivo admitieron a El País que el posicionamiento del Partido Comunista —que decidió no apoyar al ministro en la interpelación— dificulta la tarea de gobierno, porque genera mensajes contradictorios en la interna.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te puede interesar
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)