ANEP los buscará antes de que les corten las asignaciones familiares

Plataforma para detectar a quienes no van al liceo

El presidente de la Administración Nacional de Educación Pública (ANEP), Wilson Netto, dijo a El País que a partir de 2016 empezará a funcionar una plataforma online por la cual Secundaria podrá saber cuáles alumnos van a estudiar y cuáles no.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Presidente del Codicen, Wilson Netto. Foto: Francisco Flores.

Además, la ANEP hará un convenio con Antel, para enviar SMS que alertarán a los padres de alumnos de escuelas, liceos y UTU, en el caso de que sus hijos no estén asistiendo a clase.

Estas medidas se toman luego de que un decreto del pasado 7 de septiembre señalara que la ANEP, el Ministerio de Desarrollo Social (Mides) y el de Educación y Cultura (MEC), tendrán a su cargo salir a buscar a los alumnos que abandonen el sistema.

El decreto también establece que el Banco de Previsión Social (BPS) continuará llevando a cabo dos cortes anuales, en julio y noviembre, meses en los cuales publicará los números de cédula de los alumnos que abandonaron sus estudios, y si en un mes la ANEP, el Mides y el MEC no logra que se reinserten en el sistema, se les cortará lo que cobran por asignaciones familiares.

La idea del programa que implementará la ANEP es que Secundaria pueda introducir el número de cédula de los alumnos y ver todos sus datos. También se podrán detectar, por ejemplo, casos como los de aquellos alumnos que iban a un liceo en un lugar del país, luego se mudaron y están yendo a una UTU de otra localidad.

En ocasiones anteriores, cuando el BPS cortó asignaciones familiares, se dieron casos de jóvenes que se cambiaron de institución educativa, pero al no ser detectado este cambio se les cortó la asignación familiar.

Para Netto el problema mayor de abandono se da en secundaria, donde según señaló "son miles los jóvenes que no están yendo a estudiar". En el caso de Primaria, en tanto, advirtió que las faltas son más intermitentes.

En 2013 se dieron de baja 32.000 asignaciones (el corte se hizo en noviembre). En 2014 fueron 51.000 (entre julio y noviembre). Algunas familias, luego de que les fue cortado el beneficio, volvieron a enviar a sus hijos a estudiar. La ministra de Desarrollo Social, Marina Arismendi, ha dicho que no se debería sacar la asignación a los jóvenes que no van a estudiar —incluso en el pasado mes de julio no se hizo el corte—, sin embargo el decreto de Vázquez volvió a afirmar que las familias que no envían a sus hijos a las instituciones perderán la prestación.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados