POLÉMICA SOBRE LA LAICIDAD EN LA EDUCACIÓN

Obispo fue a escuelas y dicen que violó laicidad

Diputado del Frente presentará pedido de informes al Codicen.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
José Carlos Mahía. Foto: archivo El País

El diputado frenteamplista José Carlos Mahía anunció ayer a El País que elevará un pedido de informes a la Administración Nacional de Educación Pública (ANEP), por una resolución del Consejo de Educación Inicial y Primaria (CEIP), que permitió al obispo de Canelones, Alberto Sanguinetti, visitar varias escuelas públicas.

"Esto implica una violación de la laicidad", sostuvo Mahía, que a fines del año pasado había tenido otro encontronazo mediático con Sanguinetti, luego de que este en su mensaje de Navidad declarara que en las instituciones educativas "se puede hablar de cualquier ideología, se puede citar a cualquier personaje y se debe estudiar el pensamiento de muchos hombres", mientras "está prohibido hablar de Jesús".

Para el representante del Frente Líber Seregni (FLS) estas palabras implicaban una promoción a "enseñar valores cristianos", lo que para él es "retroceder 150 años", según había dicho a Montevideo Portal.

Ahora, luego de que Sanguinetti visitara varias instituciones de Primaria y que esto quedara de manifiesto debido a la denuncia presentada por organizaciones que defienden la laicidad, Mahía pedirá al Consejo Directivo Central (Codicen) de la ANEP que se le informe la cantidad de instituciones que visitó el obispo, y si además de escuelas estuvo en liceos o en locales de UTU.

El dirigente de la Federación Nacional de Profesores de Enseñanza Secundaria (Fena- pes), Luis Martínez, adelantó a El País que Sanguinetti habría visitado algunos liceos de Canelones. Además, dijo que algunos padres plantearon al sindicato su inquietud por esta situación y que este se presentó "con sus vestimentas religiosas" lo que implicaría una "violación de la laicidad".

Esta discusión se dio un día después de que el Codicen advirtiera a Fenapes que no podía leer en las aulas una proclama contra el presidente Tabaré Vázquez a un año de que este declarara la esencialidad, puesto que esto implicaría una violación de la laicidad.

El sindicato contestó a esto aduciendo que no llamaba a leer en las aulas sino en las salas docentes la polémica proclama, que compara al gobierno de Vázquez con el de la última dictadura militar, y que en realidad cuando solicitó eso a los trabajadores el sábado pasado fue producto de un error de tipeo de quien redactó el comunicado.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)