CONFLICTO

Uruguay aguarda dos litigios internacionales por acuerdo portuario

El Ejecutivo recibió una solicitud de conciliación de un socio de Montecon.

Puerto de Montevideo. Foto: Archivo El País.
Puerto de Montevideo. Foto: Archivo El País.

A fines de la semana pasada, la embajada uruguaya en Canadá recibió una carta de un estudio jurídico que representa al consorcio canadiense ATCO Ltd., uno de los socios de Montecon. En la misiva el estudio jurídico notificó al gobierno uruguayo el inicio de una etapa de conciliación previo a un arbitraje internacional por supuestos perjuicios ocasionados por Uruguay a Montecon. ATCO Ltd. es un consorcio de ingeniería, logística y energía que cotiza en bolsa en Canadá. Tiene 6.000 empleados.

La notificación del consorcio ATCO Ltd. llegó a la Cancillería en la noche del martes 26. El ministro de esa cartera, Francisco Bustillo, envió la carta a Presidencia de la República, ya que se trataba de un asunto que concernía al Poder Ejecutivo por haber otorgado la concesión del servicio de movimiento de contenedores en el muelle especializado a la empresa Terminal Cuenca del Plata (TCP), cuyos accionistas son la multinacional belga Katoen Natie (80%) y el Estado uruguayo (20%).

“La controversia entre Montecon y Uruguay tiene su origen en las medidas adoptadas por el estado uruguayo con ocasión del acuerdo suscrito entre el gobierno y el Grupo Katoen Natie, controladora de Terminal Cuenca de Plata S.A.”, reza un comunicado divulgado ayer por Montecon. El texto agrega: “Las medidas (del gobierno uruguayo) son cuestionadas por los inversores de Montecon (ATCO Ltd y el consorcio chileno Neltume Ports S.A.), porque atentan contra la libre competencia de los operadores portuarios del Puerto de Montevideo, restringen el alcance de las habilitaciones portuarias de su filial Montecon, establece un monopolio de hecho en favor de Terminal Cuenca de Plata S.A. y una serie de privilegios en favor de esta compañía en la que el Estado de Uruguay tiene una participación del 20%”.

Además del consorcio canadiense ATCO Ltd., Montecon tiene como accionista a Neltume Ports S.A. Esta firma chilena posee el 60% de las acciones de Montecon. Se trata de un operador y desarrollador de puertos con una gama diversificada de terminales en América del Sur y su sede se encuentra en Santiago, Chile.

Neltume Ports S.A. tiene 16 terminales portuarias en cuatro países: Chile, Uruguay, Argentina y Brasil. Es decir, Uruguay se enfrentará contra dos gigantes empresas en caso de no alcanzar acuerdos en las etapas de conciliaciones previas al arbitraje. Una conciliación internacional dura seis meses.

En su comunicado, Montecon insiste sobre los supuestos daños que le ocasionó el gobierno. “Las medidas dispuestas por el Estado de Uruguay causan graves perjuicios a Montecon y sus accionistas Neltume Ports S.A. y ATCO Ltd. por cientos de millones de dólares, más allá de que perjudican seriamente a los usuarios del Puerto de Montevideo y al comercio exterior de Uruguay”, advierte el comunicado.

Estrategia uruguaya

En Uruguay, Montecon funciona como una sola empresa. Realiza servicios de movimientos y estiba de contenedores en los muelles públicos. Los recipientes metálicos son cargados o descargados de buques portacontenedores mediante grúas pórticos -movimientos verticales- y trasladados a zonas de estibas mediante grúas de gran altura -movimientos horizontales- conocidas como “elefantes” en la jerga portuaria

En derecho internacional, Montecon es la firma que tiene mayor legitimidad para iniciar un arbitraje con el propósito de obtener un resarcimiento por un eventual perjuicio generado por el Estado uruguayo. No obstante, sus dos accionistas -ATCO Ltd. y Neltume Ports S.A.- decidieron adoptar otra estrategia. Es decir, cada uno iniciará sus propios reclamos en base a tratados de protección de inversiones firmados por Canadá, Chile y Uruguay.

Según las fuentes, el gobierno uruguayo aguarda ahora que el consorcio chileno Neltume Ports S.A. también notifique su solicitud de conciliación previa a un arbitraje internacional.

En el comunicado emitido ayer, Montecon anunció que Neltume Ports S.A. ya inició ese camino. “El martes 26 de abril Neltume Ports S.A, y ATCO Ltd., accionistas de Montecon S.A., operador portuario del Puerto de Montevideo, dieron inicio a los mecanismos de solución de controversias previstos en los Tratados de Promoción y Protección de Inversiones celebrados por la República Oriental del Uruguay con Chile y Canadá”, dice el comunicado.

¿Cómo se parará Uruguay ante estas demandas internacionales? En los arbitrajes internacionales se sigue el sistema jurídico anglosajón. Ello obligará a Uruguay a contratar a un estudio jurídico o a un consultor externo experto en arbitrajes. Otra estrategia que deberá analizar el gobierno será una solicitud o no deunificación de las pretensiones de ATCO Ltd. y de Neltume Ports S.A.

“Montecon invirtió US$ 90 millones en infraestructura”

En un comunicado, Montecon señaló que es un operador portuario “debidamente habilitado” para transferir todo tipo de carga en el Puerto de Montevideo desde el año 2001. “Ha invertido más de 90 millones de dólares en obras de infraestructura portuaria, equipos y tecnología. Emplea actualmente a más de 700 personas y era, hasta antes de las medidas decretadas por el Estado de Uruguay, el principal operador portuario del Puerto de Montevideo”, expresa el texto.

Agrega que los accionistas de Montecon -el consorcio chileno Neltume Ports S.A y la sociedad canadiense ATCO Ltd.- “no piden privilegios ni tratos especiales”, sólo solicitan que “se restablezca” el régimen de libre competencia vigente hasta antes de la adopción de las medidas del gobierno que dan prioridad a Katoen Natie en la carga y descarga de contenedores. Según el comunicado, un sistema de libre competencia en el puerto beneficiará al comercio exterior de Uruguay.

Katoen Natie también amenazó con un arbitraje

El consorcio belga Katoen Natie amenazó en 2020 con demandar a Uruguay por US$ 1.500 millones y anunció la posibilidad de iniciar un proceso de solución de controversias similar al utilizado hoy por uno de los accionistas de Montecon. Katoen Natie invocaba violaciones de Uruguay al tratado de protección de inversiones entre Bélgica y Uruguay por tolerar que Montecon operara en los muelles públicos. El diferendo se zanjó con un decreto de la ANP que daba prioridad a Katoen Natie en el puerto.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados