La Herencia de Vázquez

Plan Juntos hizo 25% de casas prometidas

Mujica dijo que se harían 4.000 viviendas; se hicieron 1.008.

Con Vázquez, el Plan Juntos pasó a ser parte de las políticas del Ministerio de Vivienda. 

  •  
04 mar 2016

El expresidente José Mujica había prometido la realización de 4.000 viviendas en el marco del Plan Juntos durante su administración, sin embargo, según la Memoria Anual que presentó el gobierno esta semana, se llegó solo a 1.008 "intervenciones", lo que incluye tanto la construcción de casas como las reformas de otras en extrema precariedad.

Por otro lado, la memoria concreta el traslado del Plan a la órbita del Ministerio de Vivienda, algo a lo que Mujica se negaba, e informa sobre una serie de cambios que se están implementando en el proyecto, para el cual el exmandatario donaba parte de su sueldo.

El Plan Juntos se creó en mayo de 2010. Al mismo tiempo se inauguró la Fundación Juntos.uy que es la que canalizaba las donaciones para llevar a cabo las viviendas. El proyecto incluía brindar soluciones habitacionales para 15.000 familias en situación de extrema precariedad. Se prometió llegar a 4.000 viviendas antes de que terminara el gobierno de Mujica, pero la Memoria Anual muestra cifras muy diferentes.

"Entre los años 2010 y 2015, el Plan Juntos ha terminado 1.008 intervenciones en vivienda, mientras que son 457 intervenciones las que se encuentran en ejecución actualmente. Por otra parte, se proyectan para los próximos años 479 intervenciones ya comprometidas, de las cuales 418 serán en el área metropolitana y 61 en el interior del país", detalla la Memoria.

El documento señala que "actualmente son 28 las áreas de intervención que se encuentran en ejecución en todo el país, mientras que son 16 las intervenciones que ya han finalizado".

También se detalla que "en el 2015 se terminaron en total 272 intervenciones, de las cuales 215 fueron viviendas nuevas y 57 mejoras o ampliaciones".

¿Burocracia?

"Con las herramientas del Estado clásicas, hay cosas que son imposibles de hacer, por eso hemos tenido que recurrir a ciertas flexibilizadas, a tener una Fundación para poder hacer cosas que de otra forma no se podían", dijo Mujica el 20 de febrero del año pasado, diez días antes de que le pasara la banda presidencial a Vázquez.

"A veces se pierde más tiempo para conseguir un terreno arreglando el tema de los papeles. Este es un país difícil, hay que conseguir varios sellos, hay muchos escritorios, se necesita la aprobación de Fulano y Mengano. Y esta es una ventaja del Juntos, porque (se evita esto dado a que) tiene una Fundación", precisó Mujica.

El hoy senador explicó que "el presupuesto es frío" y que la naturaleza del proyecto está en las donaciones que se recibían y canalizaban a través de una Fundación, lo que permite saltearse ciertas burocracias propias del Estado.

Sin embargo, Vázquez cumplió enseguida con algo que ya había adelantado durante su campaña. El Plan Juntos se convirtió en una política más del Ministerio de Vivienda. Y en la Memoria se establecen incluso una serie de cambios para el desarrollo de este.

Se señala que con la entrada al Ministerio, el Plan Juntos se "consolidó" y "adquirió madurez institucional". Y que con esto, 2015 fue un año "bisagra en el crecimiento de la herramienta y aprovechamiento total de sus capacidades".

La Memoria dice que "los documentos del Plan Juntos son revisados y puestos en consideración en una etapa de rediseño", en la cual se busca generar indicadores que permitan evaluar "procesos y resultados" y tener bien en claro quién se beneficia del proyecto.

Se establece que las intervenciones serán en dos modalidades. Para "áreas territoriales críticas", las cuales son definidas como aquellas "segregadas de la ciudad con déficit tanto en servicios y equipamientos sociales como con un alto porcentaje de hogares en condiciones de precariedad habitacional". Y por "demanda dispersa", en referencia a la "atención a situaciones puntuales de hogares con situación social crítica y precariedad habitacional".

Mayoría por debajo de línea de indigencia.

La Memoria Anual del gobierno da cuenta de una serie de datos sociodemográficos "que ayudan a describir la composición y forma de las familias" beneficiadas por el Plan Juntos. Se establece que "entre el 2010 el 2015 participan o han participado 2.069 familias, de las cuales 1.494 son del área metropolitana y 565 son del interior del país".

De los jefes de hogar que participaron del Plan, el 76% son mujeres y 26% hombres. Sobre las edades de los beneficiarios "se identifica que se trabaja con una población mayoritariamente joven. Es así que se observa que el 70% de los integrantes de las familias participantes del Plan Juntos tienen menos de 29 años".

Con respecto a la situación laboral de los jefes de hogar, se advierte una diferencia en cuanto al género de los participantes. El 15% de los hombres está desempleado y el 1% se dedica a los quehaceres del hogar; mientras el 17% de las mujeres están desempleadas y el 31% es ama de casa.

El 24,62% de los hogares de beneficiarios en Montevideo tienen ingresos que están por debajo de la línea de pobreza, el 74,67% por debajo de la línea de indigencia y el 0,71% por encima de la línea de pobreza. En el interior los porcentajes son de 14,34%, 80,22% y 5,44%, respectivamente.

Sobre los participantes totales del Plan Juntos, es decir las familias enteras y no solo los jefes de hogar, se señala que fueron 10.004, el 40% menores de 14 años y el 30% de entre 15 y 29 años.

Comentarios
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)
user-photo
Si no puedes leer la imagen de validación haz clic aquí
Pulse aquí para volver a la versión mobile.