MARKETING DEPORTIVO

Goles, negocios y joysticks

Con foco en la tecnología, la feria Expo Fútbol convocó este fin de semana a fanáticos del «deporte rey», ejecutivos de clubes y gamers.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Convocatoria. El evento se realizó en el LATU desde el pasado fin de semana. (Archivo El País)

Qué hay más allá de la pelotita?» es la pregunta que uno se hace cuando habla de management y marketing deportivo. Y al toque nomás surge la siguiente: «¿Qué se puede decir de la cuarta edición de Expo Fútbol que no se haya contado ya en Ovación?» La respuesta: mucho. La Expo, realizada en el LATU este último fin de semana, fue relevante a nivel oficial —acompañaron el evento la AUF, la Secretaría Nacional de Deportes, el Ministerio de Turismo y la Intendencia de Montevideo— pero más allá de eso se pudo apreciar que la tecnología ocupó un papel preponderante.

Hasta se notó en la paleta de patrocinadores (DirecTV, Supermatch, PedidosYa, Pepsi, Gatorade, Pilsen, Padbol, Antel, Penalty y BROU), donde se intercalaron los que tradicionalmente son parte del mundo del deporte con los que apuntan su mirada a la tecnología y el entretenimiento.

Hubo futbolitos y hasta padbol (el deporte que fusiona el fútbol con el pádel) para atraer a los niños mientras sus padres recorrían los stands o concurrían al Congreso Latinoamericano de Sports Business organizado por Good Morning Sports. Allí hubo rondas de negocios y voces de clubes (Nacional, Peñarol, Montevideo Wanderers, Cerro Porteño de Paraguay, los argentinos Boca, Racing y San Lorenzo, además del FC Barcelona), de marcas (DirecTV y Umbro) y de especialistas de la industria. Y más allá de las atracciones mencionadas, no fue necesario crearle algo especial a los botijas pues en la Expo jugaron el campeonato presencial de FIFA Playstation más grande de la historia de Uruguay. Incluso, para desafiar a los mejores de cada jornada cruzaron el charco los dos gamers oficiales del reality «Atlas, la Otra pasión», con vistas a que la revancha con el campeón se juegue en el Practia Digital Stadium de Buenos Aires, un reducto creado especialmente para jugar a la «Play».

En silencio, y a la velocidad del rayo —la propuesta de valor se diseñó en apenas 10 días—, Canadian Soccer Club anunció el kick-off en el mundo de los eSports, para convertirse en el primer club del Uruguay que cuente con un jugador oficial en esta nueva disciplina. No estará solo; pronto se le sumará el club Sud América, más conocido como la IASA.

La apuesta tiene lógica ya que los eSports ofrecen números que validan su imparable crecimiento. Según la consultora NewZoo, esta nueva industria con pixeles en vez de chimeneas movía US$ 70.400 millones en 2012. En 2016 facturó US$ 99.600 millones, y se espera para este año que el número trepe a 106.500 millones. Para 2019, los brotes «verdes» llegarían a 118.900 millones, según la firma.

El público que practica los eSports es otro punto llamativo dentro de este fenómeno. El DFC Intelligent Gaming Market Report indica que el 27% de los gamers tienen menos de 18 años; la franja de 18 a 25 se lleva un 29%; los de 36 a 49 abarcan un 18%, pero el dato más curioso, quizás, es que los «mayores de 50 años» representan un 26% del total… casi igual que los «teens».

En la muestra del LATU los stands «hablaron». Y cómo.

Entremezclado con los de IASA, Canadian, Miramar Misiones, Racing, Juventud de las Piedras, Cerro y Albion estuvieron los italianos de AZ Picerno, los brasileños de Náutico de Bahía y Fluminense, Cerro Porteño, la AUF, la AFA, San Lorenzo, Boca y Racing que mostraron sus copas. Nacional también lució las suyas mientras que el stand de Peñarol se asimiló a una conferencia de prensa. Sus gerentes generales, Martín de Castro y Álvaro Alonso, convalidaron el concepto de frenemies («negociamos juntos patrocinios con Nissan, RedPagos o Antel y queremos ganarnos en la cancha»). En tanto, Wanderers expuso un kiosco de auto-afiliación que instaló en su estadio. El hincha coloca el documento con chip en una pantalla «touch», ingresa su e-mail o teléfono y se hace socio.

Atlas, por su parte, se concentró en neurociencia, Realidad Virtual y Aumentada aplicadas al fútbol como anticipo del stand que instalará en el Practia Digital Stadium.

El fútbol es pasión de multitudes, y también de negocios y networking. El «otro partido», el último fin de semana, no se jugó en el Centenario, y sí en el LATU.

* Periodista especializado en empresas y marketing deportivo

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)