LA CLAVE

Abriendo puertas

Es muy positiva la decisión del presidente Lacalle Pou de explorar un TLC con China. Más allá de riesgos y cálculos, el país no puede seguir rehén de un Mercosur que no va para ningún lado. La gran preocupación es cómo reaccionará Estados Unidos ante esta noticia. La realidad es que Uruguay tiene más afinidades políticas y culturales con EE.UU., pero la obligación del gobierno es mejorar el nivel de vida de los uruguayos. Lo ideal sería que EE.UU. también pudiera negociar un acuerdo similar.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error