Juan Martín Posadas
Juan Martín Posadas

Similitudes

Hace cosa de un mes se produjo una consecuencia que no se volverá a repetir en mucho tiempo: hubo elecciones simultáneamente en Brasil y en nuestro país. La ardiente quietud veraniega que se tiende sobre nuestro país en estos meses abre la oportunidad para prestar atención a lo sucedido en ese gigante, tan vecino y tan distante, que es el Brasil.
Voy a trasladarle al sacrificado lector algunos comentarios sobre las elecciones en Brasil y la actualidad política de ese país contenidos en un largo reportaje a Fernando Henrique Cardoso publicado en la Folha de Sao Paulo. Como se sabe Cardoso fue Presidente de Brasil durante dos períodos y había sido anteriormente Ministro de Economía y responsable de la estabilización económica del Brasil.
Lo primero que señala el ex Presidente —y que, sin dudas, desencadenará reflexiones sobre nuestra realidad— es que las elecciones mostraron un Brasil partido en dos. La división fue geográfica y económica, los estados ricos y prósperos no votaron

Hace cosa de un mes se produjo una consecuencia que no se volverá a repetir en mucho tiempo: hubo elecciones simultáneamente en Brasil y en nuestro país. La ardiente quietud veraniega que se tiende sobre nuestro país en estos meses abre la oportunidad para prestar atención a lo sucedido en ese gigante, tan vecino y tan distante, que es el Brasil.
Voy a trasladarle al sacrificado lector algunos comentarios sobre las elecciones en Brasil y la actualidad política de ese país contenidos en un largo reportaje a Fernando Henrique Cardoso publicado en la Folha de Sao Paulo. Como se sabe Cardoso fue Presidente de Brasil durante dos períodos y había sido anteriormente Ministro de Economía y responsable de la estabilización económica del Brasil.
Lo primero que señala el ex Presidente —y que, sin dudas, desencadenará reflexiones sobre nuestra realidad— es que las elecciones mostraron un Brasil partido en dos. La división fue geográfica y económica, los estados ricos y prósperos no votaron al P.T. Allí Dilma Rousseff perdió frente a A. Neves. Los estados pobres, sobretodo los del nordeste, votaron mayoritariamente al P.T. y la reelección de Dilma Rousseff.
No fue una polarización urbano-rural dice el ex Presidente: “me llamó la atención que la oposición ganase en lugares remotos como Acre o Roraima, linderos con la frontera de Bolivia. Allí existen poderosos Agribusiness (sic). Son áreas que comienzan a ser más dinámicas y menos dependientes de vínculos con el estado o el gobierno y por eso votan de una forma. En cambio en los estados de regiones dependientes tanto los ricos como los pobres votan de otra forma. No se puede decir que en Sao Paulo, donde la oposición ganó ampliamente (siete millones de votos de ventaja) fueron votos sólo de los ricos: votó todo el mundo. El factor que mejor explica esa división de tendencia electoral (faz anos que é assim) es la forma de relacionamiento entre la sociedad y el estado, mucho más que la diferencia de ingresos”.
Luego advierte Cardoso que el apoyo al gobierno está basado en articulaciones políticas sin conexión ideológica. Esto me hizo pensar que en el caso de Uruguay el Frente Amplio proporciona (u ofrece) el mismo tipo de apoyo. Cuanto más se apoye un gobierno en articulaciones políticas, menos coherencia ideológica habrá y más necesidad de “pagar” de una forma u otra la consistencia y durabilidad de las articulaciones políticas y los apoyos. Agrega Cardoso que la reforma del estado, urgente necesidad, se hace imposible en un escenario de este tipo y es una mentira prometerla.
Finalmente se refiere a los sonados casos de corrupción que vienen afectando al P.T. y a sus gobiernos desde el tiempo de Lula. Ve poca disposición del gobierno y del P.T. en encarar las medidas necesarias desde adentro del sistema político. Sin haber llegado a los extremos que conocimos acá (procesiones al domicilio de los jerarcas procesados y excusas de todos colores) no ha habido disposición interna de sancionar ciertas conductas y todo se empuja hacia los tribunales.“Nao é de extrañar-se que no Brasil a solucâo para esse imbroglio politico nâo venha a partir do sistema politico mais sim de decisôes judiciais: pode ser que haja una judicializacâo de decisôes que venha afetar o propio sistema politico”.
Cada país es cada país, las diferencias existena. También existen las similitudes.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)