MODELO DE CONVERSIÓN ECOLÓGICA

El Vaticano busca cumplir el compromiso del papa de reducir a cero las emisiones

La “conversión ecológica” a la que ha invitado el papa Francisco con su encíclica “Laudato si’” comenzó hace ya tiempo.

El papa salió del Vaticano para orar. Foto: AFP.
El papa salió del Vaticano para orar. Foto: AFP.

El Vaticano lleva tiempo trabajando para cumplir el compromiso ambicioso del papa Francisco de reducir a cero las emisiones netas del pequeño Estado antes de 2050 con la instalación de paneles solares, el empleo de coches eléctricos o luces de bajo consumo, iniciativas con las que quiere enviar un mensaje al mundo.

Y es que la “conversión ecológica” a la que ha invitado el papa Francisco con su encíclica “Laudato si’” comenzó hace ya tiempo con, por ejemplo, la instalación en 2008 de paneles solares en el techo de uno de sus principales y más modernos edificios: el Aula Pablo VI, donde se celebran las audiencias y actos del papa y con capacidad para más de 6.000 personas.

El ingeniero Roberto Mignucci, jefe de la oficina de Laboratorios e Instalaciones de la Ciudad del Vaticano, acompaña a EFE a uno de los lugares más inaccesibles del pequeño Estado: el techo ondulante del Aula Pablo VI diseñada por el arquitecto Pierluigi Nervi, quien ya dispuso en su proyecto la posibilidad de colocar paneles solares.

La impresionante y moderna instalación que destella ante el mármol de los cinco siglos de la basílica de San Pedro “está compuesta de 2.200 placas fotovoltaicas activas y 2.200 pasivas que funcionan como reflectores de la luz y que producen una potencia de 215 kw y permiten un ahorro de 250.000 kilogramos de C02 al año”, describe Mignucci.

La energía producida en este edificio se vierte íntegramente en la red interna del Vaticano y cubre totalmente la energía para iluminación y climatización que se necesita durante los actos del papa.

Por el momento, explican, sólo se he podido realizar esta instalación de energía solar, sobre todo porque el resto de edificios no lo permite por su alto valor artístico y dificultad arquitectónica.

Pero, el Vaticano ha continuado su transición ecológica y otra de las novedades ha sido la de renovar su flota de vehículos con coches eléctricos y la instalación de columnas de recarga por todo el territorio vaticano. Por el momento hay 10 columnas de recarga instaladas. Todo un récord para un país de medio kilómetro cuadrado.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados