OPINIONES CONTRARIAS DENTRO DEL FRENTE AMPLIO

Villa Dolores reabrirá en 2019 tras cuatro años de clausura

Propuesta de 4 diputados del FA de castrar animales fue calificada de “disparate”.

El tigre va a quedar en el zoológico hasta el final de su ciclo vital, por la dificultad que implica trasladarlo. Foto: F. Ponzetto.
El tigre va a quedar en el zoológico hasta el final de su ciclo vital, por la dificultad que implica trasladarlo. Foto: F. Ponzetto.

El zoológico de Villa Dolores, que lleva casi cuatro años cerrado, reabriría finalmente en el segundo semestre de 2019, informó a El País el director de Artes y Ciencias de la Intendencia de Montevideo, Juan Canessa. Algunos animales grandes permanecerán allí hasta su muerte, como el caso del tigre y la hipopótamo hembra, aunque en espacios más amplios.

Mientras tanto, el proyecto presentado por cuatro diputados del Frente Amplio que proponen devolver a los animales no autóctonos a sus lugares de origen o castrarlos, viene levantando polvareda en la fuerza política gobernante. Desde la Intendencia de Montevideo ha sido considerado "un disparate". Y en términos similares se han pronunciado representantes de la oposición.

En estos momentos está en marcha un proceso de plantación de árboles en Villa Dolores y se está construyendo en el Parque Lecocq el espacio que ocuparán los avestruces que serán trasladados hacia allí.

El sitio que quedará liberado, de 900 metros cuadrados, se utilizará como hogar del único tigre que sobrevive en Villa Dolores. Este mes se abrirá la licitación para el acondicionamiento de ese espacio y mañana lunes se recibirán las ofertas para la culminación de otro recinto que ocuparán los jaguares en Villa Dolores y que tendrá unos 2.000 metros cuadrados.

Canessa explicó que finalmente se decidió que no todos los animales grandes se trasladen al Parque Lecocq, sino solamente los "exóticos" y aquellos que "se puedan llevar".

"El tigre y la hipopótamo van a quedar hasta el fin de sus ciclos de vida, por la dificultad del traslado", indicó.

Recorrida por Zoológico de Villa Dolores. Foto: Fernando Ponzetto.
Recorrida por Zoológico de Villa Dolores. Foto: Fernando Ponzetto.

El jerarca señaló que son tres las actuaciones conjuntas que se están realizando en Villa Dolores: la ampliación del Parque de la Amistad, la reapertura del Planetario y la transformación del sector de los animales.

"Después se irán los mandriles, la hiena y los canguros para el Lecocq. Pero todo eso cuesta plata y hay que hacerlo", anotó.

PROYECTO POLÉMICO.

Con respecto al nuevo proyecto de ley, Canessa dijo que no se pueden castrar animales que están en peligro de extinción y que algunas especies no pueden ser trasladadas a sus lugares de origen. La iniciativa parlamentaria está firmada por los diputados frenteamplistas Luis Alfredo Fratti (Cerro Largo), Juan Federico Ruiz (Flores), Martín Tierno (Durazno) y Javier Umpiérrez (Lavalleja).

"Es el Parlamento el que va a decidir, pero nosotros tenemos una opinión, en general, de seguir protegiendo la cobertura de especies autóctonas y regionales. El Parque Lecocq por ejemplo se encuentra con una reserva de un tipo de antílopes que están prácticamente extintos en su hábitat natural, que es la zona de Somalia y Etiopía (el cuerno de África) y es la segunda más importante del mundo después de la de Los Ángeles. Si algún día cambiaran las condiciones sociales en ese terreno, yo supongo que podría volver a poblarse con especies, lo que pasa es que la única manera que podría suceder eso es si hubiera una reserva genética", indicó Canessa.

"La ley creó la Comisión Nacional Honoraria de Tenencia Responsable y Bienestar Animal (Cotryba), hay ciertos espacios en donde estas cosas se pueden llegar a discutir. Pero tampoco es sencillo decir yo devuelvo. ¿A dónde devuelvo? ¿A dónde devuelvo un tigre que nació en un circo y que viene de cinco generaciones que nacieron en circos? En este caso para nosotros no es un problema porque nos queda uno solo, no tenemos un casal que se vaya a reproducir. Pero ¿a dónde devuelvo un antílope que está prácticamente extinto en su hábitat original y en donde la gente se muere de hambre?", agregó.

Mudanza. Los mandriles serán trasladados al Parque Lecocq. Foto: F. Ponzetto.
Mudanza. Los mandriles serán trasladados al Parque Lecocq. Foto: F. Ponzetto.

Consultado por Montevideo Portal, el director del Sistema Departamental de Zoológicos de Montevideo, Eduardo Tavares, fue menos diplomático que Canessa y consideró que el proyecto es "un disparate".

"Una cosa es no querer zoológicos, pero ¿cortar la reproducción de animales que pueden tener un valor increíble para la especie? No tengo ni palabras, no sé cuál es el argumento detrás de esto. No sé si no puede tener incluso repercusiones a nivel internacional, como país que firmó convenios a favor de la conservación, porque esta es una medida contra la conservación. Estar castrando animales, en algunos casos el único recurso genético de la especie, es demencial", opinó.

A su vez, Tavares advirtió que hoy día los esfuerzos por liberar animales sin criterio los conduce a la muerte. "Mientras la alternativa de la libertad para animales en cautiverio sea la muerte, no dedico un minuto de tiempo en discutir si zoológico sí o zoológico no. Hoy por hoy esa libertad es muerte; están desapareciendo los ecosistemas y todos los días se extingue una especie. Liberarlos es matarlos hoy en día, porque los animales en su medio están desapareciendo", dijo Tavares, que llamó a concentrarse en "conservar las áreas naturales, establecer reservas, y que eso garantice la vida de los animales".

Canessa dijo que Tavares tiene una visión más técnica y él una más política sobre el asunto. Y que además, es necesario sopesar los costos. "Capaz que esta iniciativa de ley puede ser buena para seguir generando instancias y redes de discusión. Una ínfima parte de los mamíferos y de las aves que existen en el mundo son silvestres. Tampoco pensamos en general que la mayoría de las aves que hay son pollos y gallinas, criados con otros fines", opinó.

Canessa espera que el tratamiento de la iniciativa parlamentaria incorpore la opinión de técnicos y debates.

"Un disparate".

El médico veterinario y diputado suplente del Partido Nacional Gastón Cossia dijo a El País que la propuesta de los legisladores frenteamplistas es "un disparate". Cossia se lamentó que dentro de la fuerza política gobernante "no se pongan de acuerdo" con respecto al tema y destacó que "mientras los diputados piensan una cosa, la Intendencia de Montevideo opina lo contrario".

"El Sistema de Zoológicos, que componen Villa Dolores y el Parque Lecocq, tiene en jaque a la Intendencia desde hace 4 años. Anunciaron el cierre del zoo en 2014 y dejan adentro a más de 300 animales. La idea era reabrirlo este año, pero no se pudo. Y el concepto que está manejando la fuerza política Frente Amplio no tiene nada que ver con lo que proponen sus cuatro legisladores que están en la Comisión de Tenencia Responsable y Bienestar Animal. Esa es la primera incoherencia mayúscula; hubiesen consultado a alguien para hacer ese proyecto", se quejó.

Cossia dijo que para los biólogos y la Facultad de Ciencias "es un horror" lo que se está planteando. "¿Cómo vamos a tomar ese criterio de esterilizar algunas especies que pueden estar en peligro de extinción o que no tienen ninguna posibilidad de ser reintroducidas en ningún lado? Esto no puede hacerse por ley, se debe resolver técnicamente", advirtió el legislador nacionalista.

El plumaje del pavo real es de los pocos signos de esplendor que van quedando en el zoo. Foto: F. Ponzetto.
El plumaje del pavo real es de los pocos signos de esplendor que van quedando en el zoo. Foto: F. Ponzetto.

Un proyecto del fondo capital que se cambió

En julio de 2016 la Intendencia de Montevideo confirmó a la ONG Animales Sin Hogar que Villa Dolores no volvería a reabrir como zoológico, pues proyectaba hacer allí un parque urbano. Esto había sido presentado como uno de los proyectos del Fondo Capital del intendente Daniel Martínez, pero por falta de votos quedó dentro de los "recortes" que tuvo este fideicomiso para obras.

La transformación de Villa Dolores, un terreno de 7 hectáreas donado hace un siglo a la Intendencia por Alejo Rossell y Rius, supone un cambio radical para el lugar que históricamente ha sido un zoológico con jaulas victorianas, un modelo muy criticado por los defensores de los animales.

Aunque el único tigre que queda en el zoológico abandonará su jaula, él y otros animales de grandes dimensiones continuarán viviendo en Villa Dolores.

Un espacio que da lástima

En el año 2012 se presentó el proyecto de creación del Sistema Departamental Zoológico de Montevideo que comenzó a funcionar a partir de 2013 con la integración del parque Lecocq y el zoo de Villa Dolores bajo la misma dirección.

Pese a los proyectos anunciados, desde hace casi cuatro años el zoológico de Villa Dolores, un espacio natural privilegiado dentro de la ciudad de Montevideo, se encuentra cerrado.

Sin embargo, muchos animales permanecen todavía allí, encerrados en jaulas victorianas que desde hace mucho no existen en otros zoológicos del mundo. Algunos animales han muerto en este tiempo, como un tigre y una jirafa.

"No han podido ni con los perros"

El proyecto de los diputados Fratti, Ruiz, Tierno y Umpiérrez (FA), realiza una modificación al artículo 6º de la Ley Nº 18.471, del 23 de marzo de 2009, que tiene por fin la protección y el bienestar de los animales.

La iniciativa aclara que "el médico veterinario responsable de cada centro —en acuerdo con la Cotryba— determinará, a partir de la promulgación de este artículo y en un plazo no mayor a seis meses, cuáles animales —no autóctonos—, tienen la posibilidad de reinsertarse en su hábitat natural y ser liberados a la brevedad; de lo contrario, se les aplicará el método de castración quirúrgica".

"Lo que no es lógico —explican los legisladores en el proyecto— es que estos animales continúen reproduciéndose dentro de los centros, ya que estamos condenando también a sus crías a una penosa y ruin vida de cautiverio, angustia y soledad entre barrotes". La iniciativa pretende "terminar definitivamente con el concepto victoriano de los jardines zoológicos y la denigración y tortura que ello conlleva hacia los animales en cautiverio".

El diputado suplente del Partido Nacional Gastón Cossia dijo que antes que iniciativas como esta, Uruguay necesita un Sistema Nacional de Zoológicos, integrado por la Dinama y el Ministerio de Ganadería.

"Eso es responsabilidad del gobierno, del Frente Amplio, porque cada intendencia departamental hace lo que se le antoja. El proyecto de los diputados del FA lo que hace es liberar a los veterinarios de cada zoológico, que tendrán que coordinar con la Cotryba, cuando a duras penas la Cotryba pudo poner 4.500 chips en más de 1.750.000 perros que hay en Uruguay. ¿Le vamos a pedir que se ponga a custodiar los zoológicos? Es un disparate. El gerente de la Cotryba es el exintendente de Paysandú, Julio Pintos, que es un apicultor. ¿Le vamos a pedir que coordine las políticas que se van a llevar adelante en los zoológicos cuando no puede con los perros y con los gatos y no han hecho una sola castración en 5 años?", se preguntó Cossia.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)

º