DISPOSICIÓN FINAL DE RESIDUOS

Otro terreno para arrojar basura genera dolor de cabeza a la IMM

Expropió predio cerca del aeropuerto de Carrasco y la empresa recurrió.

La empresa dijo que las gaviotas podrían entorpecer los vuelos. Foto: archivo
La empresa dijo que las gaviotas podrían entorpecer los vuelos. Foto: archivo El País.

En la necesidad de hallar alternativas para arrojar los residuos de Montevideo, por la escasa vida útil que tiene la usina de Felipe Cardoso, la Intendencia volvió a enfrentarse a un inconveniente. Expropió un terreno "con toma urgente de posesión", y la empresa propietaria, no conforme con ello, recurrió la medida.

La firma Givomare S.A. utilizó básicamente dos argumentos en su recurso de reposición: que la expropiación, cercana al Aeropuerto de Carrasco, generaría dificultades para la navegación aérea, por la presencia masiva de aves que suele generarse sobre las montañas de basura. Y que la calificación del suelo (rural de interface), no permite hacer allí un basurero.

La Intendencia respondió que la usina que se utiliza desde hace décadas está ubicada junto al terreno que se designó para expropiar, sin que esto haya generado problemas al aeropuerto. También aclaró que si bien es cierto que el suelo tiene esa calificación, es la IMM "la autoridad encargada de determinar las distintas zonas" y tiene la potestad "de modificar de acuerdo a las directrices de ordenamiento de la ciudad la categorización de los suelos".

Marcha atrás.

En agosto del año pasado, el director de Desarrollo Ambiental de la Intendencia, Fernando Puntigliano, concurrió a la Junta Departamental a explicar los motivos por los cuales la comuna había alquilado un terreno en Camino Osvaldo Rodríguez y Camino La Renga para generar allí un vertedero "alternativo" que no duró ni una semana.

La IMM arrojó varios camiones de basura en ese predio sin contar con los permisos correspondientes y luego tuvo que dejar el predio como estaba.

La situación fue advertida por los vecinos. Y la preocupación recogida por el edil nacionalista Javier Barrios Bove, quien dijo que el terreno tiene una calificación de suelo rural productivo, y por tanto debe ser utilizado para las actividades "agraria, pecuaria, forestal o similar, minera o extractiva".

Con respecto a la contaminación, Barrios Bove agregó que el padrón atraviesa o linda con el arroyo Las Piedras y que arrojar residuos en ese lugar de forma prolongada podría haber provocado la contaminación de ese curso de agua.

Puntigliano admitió su culpa. "Los errores administrativos cometidos son todos de mi cargo y no de los funcionarios, porque fui yo el que las apresuré, el que decidió tomar rápidamente las medidas", sostuvo.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)

º